Para la ONU, el "punto de no retorno" climático está más cerca

Algunos activistas protestaron ayer en Madrid en la víspera de la apertura de la COP 25
Algunos activistas protestaron ayer en Madrid en la víspera de la apertura de la COP 25 Fuente: AFP
La cumbre en la capital española empieza hoy condicionada por un alarmante informe y la disputa entre países ricos y en desarrollo para frenar el calentamiento global
(0)
2 de diciembre de 2019  

MADRID.- En medio de pronósticos sombríos sobre el calentamiento global, y en la antesala de la cumbre, el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, dejó ayer algunas definiciones en relación con las problemáticas medioambientales que, según su visión, manifiestan una verdadera "emergencia climática".

"Debemos poner fin a nuestra guerra" contra el planeta, que "está contraatacando", sostuvo Guterres, que criticó los esfuerzos "totalmente insuficientes" contra el calentamiento global por parte de los gobiernos. "El punto de no retorno no está lejos en el horizonte, está a la vista y se nos acerca a toda velocidad", señaló. Y agregó: "Debemos poner fin a nuestra guerra contra la naturaleza, y la ciencia nos dice que podemos hacerlo".

Para Guterres, si bien existe una fuerte movilización por parte de la ciudadanía y las empresas, hay una gran falencia proveniente del ala política para resolver los problemas climáticos. "Lo que falta todavía es la voluntad política", expresó, e insistió en la necesidad de frenar las subvenciones a las energías fósiles y la construcción de centrales eléctricas de carbón. Además, se dirigió directamente a las grandes economías y criticó: "Los más grandes emisores mundiales de CO2 no hacen su parte, y sin ellos, nuestro objetivo no es alcanzable".

En total, son 68 los países que se han comprometido a revisar sus obligaciones de reducción de emisiones de gas de efecto invernadero para 2020, pero ese grupo representa solo el 8% de las emisiones mundiales.

El Boletín de Gases de Efecto Invernadero de la agencia de la ONU mide la concentración atmosférica de los gases responsables del calentamiento global. "No hay signos de una desaceleración, y mucho menos una disminución en la concentración de gases de efecto invernadero en la atmósfera, a pesar de todos los compromisos en virtud del Acuerdo de París sobre el Cambio Climático", dijo ayer el secretario general de la Organización Meteorológica Mundial (OMM), Petteri Taalas. "Esta tendencia continua a largo plazo implica que las generaciones futuras se enfrentarán a impactos cada vez más severos del cambio climático, que incluyen aumento de las temperaturas, clima más extremo, estrés hídrico, aumento del nivel del mar e interrupción de los ecosistemas marinos y terrestres", añadió.

La concentración de dióxido de carbono, producto de la quema de combustibles fósiles, que es el mayor contribuyente al calentamiento global, creció de 405,5 partes por millón (ppm) en 2017 a 407,8 ppm en 2018, excediendo la tasa promedio de alza de 2,06 ppm en 2005-2015, según mostró el informe de la agencia de la ONU.

Sin embargo, Guterres se mostró optimista y dijo que no pierde las esperanzas de respetar los objetivos del Acuerdo de París para limitar el calentamiento a 2°C e incluso a 1,5°C respecto a la era preindustrial. Pero la expectativa es cada vez menor, como lo advirtió el programa de la ONU para el ambiente, cuyo reporte anual indicó que para permanecer por debajo de 1,5°C será necesario reducir las emisiones de CO2 a 7,6% por año hasta 2030, sin que haya señales de una disminución.

Presentes y ausentes

Según expertos, es poco probable que las grandes economías mundiales, como China, el mayor emisor de CO2, hagan anuncios en esta cumbre climática.

En el caso de Estados Unidos, que confirmó su retiro del Acuerdo de París el año que viene, un diplomático encabezará la delegación de Washington, ya que no concurrirá el presidente Donald Trump. En cambio sí participará de la cumbre la presidenta de la Cámara de Representantes, la demócrata Nancy Pelosi, que acudirá para "reafirmar el compromiso del pueblo estadounidense con el combate a la crisis climática".

En tanto, la Unión Europea estará representada por sus nuevas autoridades y una quincena de jefes de Estado. "Si hacemos bien nuestro trabajo, la Europa de 2050 será el primer continente del mundo neutro en carbono", dijo la flamante presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. Los europeos, que no han llegado todavía a un acuerdo, deben debatir este objetivo en otra cumbre el 12 y 13 de este mes. Si Europa consigue ponerse de acuerdo, "otorgará una autoridad moral muy importante para permitir que la negociación mundial pueda ser un éxito", opinó Antonio Guterres.

Una de las ausencias más llamativas será la del presidente francés, Emmanuel Macron, quien enviará a su primer ministro, Edouard Philippe. Tampoco asistirá el mandatario brasileño, Jair Bolsonaro.

Por su parte, el presidente Mauricio Macri había comprometido su asistencia a la cumbre cuando se iba a realizar en la capital chilena y hoy estará en Madrid.

Macri es uno de los pocos presidentes de la región que confirmaron su presencia, al igual que el presidente de Ecuador, Lenín Moreno.

Agencias AFP, ANSA y DPA

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.