Pepe Mujica: "Legalizar la marihuana tiene un costo político alto que nadie quiere asumir"

El presidente uruguayo defendió su proyecto para legalizar la venta de cannabis y denunció "presiones" de países vecinos para impedirlo; nuevas críticas a la Argentina por el Mercosur
(0)
1 de diciembre de 2013  • 15:41

El presidente uruguayo, José "Pepe" Mujica , defendió nuevamente su proyecto de legalización de la marihuana, denunció presiones de países vecinos y aseguró que ningún otro presidente de la región promovió una iniciativa similar porque "tiene un costo político alto que nadie quiere asumir".

"No defiendo la marihuana, me gustaría que no existiera. Vamos a regular un mercado que existe, no podemos cerrar los ojos a eso, la vía represiva fracasó", lanzó el mandatario de 78 años en una entrevista con el diario brasileño Folha de S. Paulo.

Mujica reconoció que existen "presiones" de países vecinos, entre los que citó a Brasil, que quieren frenar su proyecto porque temen que la marihuana uruguaya penetre en sus territorios.

"Siempre va a haber presiones. Hay un aparato en el mundo que vive de reprimir y cuesta mucho", opinó.

"Pedimos al mundo que nos ayude a hacer esta experiencia, que nos permita adoptar un experimento socio-político delante de un problema grave que es el narcotráfico", añadió y garantizó que, si el proyecto es aprobado, Uruguay "no será un país de 'fumo' (marihuana) libre".

En ese sentido, Mujica dijo que legalizar la producción y venta de cannabis tuvo un "costo político alto, nadie quiere pagar el costo" de esa medida controvertida, y recordó que otros líderes sudamericanos también respaldan la liberalización.

"Ex presidentes como Ricardo Lagos [Chile] y Fernando Henrique Cardoso [Brasil] defienden [la liberalización], pero lo curioso es que lo hacen cuando ya no son presidentes. ¿Por qué no lo defendieron cuando eran presidentes?", se preguntó.

El proyecto para legalizar la compraventa y el cultivo de la marihuana, que propone la creación de un ente estatal regulador que emitirá licencias y controlará la producción y la distribución, será votado en el Senado uruguayo el próximo 10 de diciembre y Mujica dijo confiar en su aprobación.

Sobre el Mercosur

En un nuevo cuestionamiento hacia el funcionamiento del Mercosur, Mujica opinó que Brasil y la Argentina atentan contra la integración.

El Mercosur "está trabado, las clases dirigentes como la burguesía paulista y la argentina no entienden que estamos en una época de integración", declaró el mandatario uruguayo en otro fragmento de la entrevista.

"El Mercosur no va a caminar si no hay un entendimiento de buena fe entre Brasil y la Argentina", agregó Mujica, quien el mes pasado fue recibido por la presidenta, Dilma Rousseff , mientras que mantiene una tensa relación con el gobierno de Cristina Kirchner por el funcionamiento de una pastera uruguaya pese a la resistencia argentina y por las barreras comerciales que impone la Casa Rosada.

Además, Mujica consideró que "el dogmatismo es una enfermedad crónica de la izquierda latinoamericana". "Creemos que tenemos la verdad absoluta. La izquierda tiene la enfermedad de ser siempre apasioanada por los modelos en los que cree. Pero si pienso que mi vecino debe pensar como yo, estamos fritos", expresó.

Agencias EFE y AFP

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.