¿Qué se votó exactamente?

La fallida reforma de Renzi, en cuatro puntos
(0)
5 de diciembre de 2016  

“¿Aprueba el texto de la ley constitucional concerniente a la supresión del bicameralismo paritario, la reducción del número de parlamentarios, la contención de los costos de funcionamiento de las instituciones, la supresión del CNEL y la revisión del título V de la parte II de la Constitución?”

Supresión del bicameralismo perfecto

La cámara de Diputados y el Senado dejarían de tener las mismas competencias. La aprobación de las leyes sólo dependería de Diputados, mientras que el Senado sería un órgano consultivo de representación territorial excluido del proceso legislativo, que podría proponer reformas o enmiendas a los proyectos de ley.

Nueva configuración del Senado y reducción de costos

Apuntaba a reducir el número y las competencias de los senadores, que pasarían de 315 a un máximo de 100 (el presidente podría elegir hasta cinco). De ellos, 95 serían representantes locales (74 por los consejos regionales y 21 por los alcaldes). Ninguno cobraría por senador, sino por sus cargos regionales o municipales

Supresión del CNEL

Buscaba eliminar el Consejo Nacional de la Economía y del Trabajo, creado en 1948 y desconocido para la mayoría de los italianos. Con el tiempo, su objetivo original de unir la sociedad civil con los gobernantes se desdibujó y hoy es un ente irrelevante, aunque costoso (20 millones de euros anuales

Revisión del título V de las Constitución

Pretendía reforzar el poder del Estado centrl ante los entes territoriales, recuperando competencias (energía, infraestructuras estratégicas, turismo, salud o protección civil, entre otras). El objetivo de la “cláusula de supremacía” era adelgazar el gran sistema burocrático para evitar duplicidades

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.