Alex Ross Perry, en nombre del cine de autor

El director presenta en el festival una retrospectiva de su obra
María Fernanda Mugica
(0)
28 de abril de 2017  

El realizador de Analizando a Philips,en Buenos Airesx
El realizador de Analizando a Philips,en Buenos Airesx Crédito: BAFICI

Los cinco largometrajes que tiene en su haber Alex Ross Perry muestran a un realizador capaz de tomar diversas influencias cinematográficas y hacerlas propias, logrando películas que no se parecen entre sí en su estética tengan un sello personal, expresado en el tipo de personajes que las habitan y sus circunstancias, además de sobresalir la inteligencia de sus diálogos.

Viejo conocido del Bafici, el director de Analizando a Philip vino a Buenos Aires a presentar una retrospectiva de su obra, que incluye su último film, Golden Exits. Durante su visita, el realizador de 32 años charló con LA NACION sobre la importancia del trabajo con su equipo y los actores y su intención de hacer películas que no se parezcan entre sí.

"Las retrospectivas son mi forma preferida de descubrir nuevos directores -dice el realizador-. En las presentaciones de mis películas me estoy encontrando gente que fue a varias de las funciones y que están jugando a hacer conexiones entre los films. Eso es muy lindo porque no hubiesen vuelto si no hubiesen encontrado algo que les interesó en las películas mismas y en la conversación que se da después".

Para Ross Perry, los festivales de cine son esenciales para dar a conocer la obra de cineastas independientes como él. "Son los únicos espacios que te garantizan que tus películas se presenten en una sala de cine en cierta ciudad o país -dice-. Incluso muchas películas que van a festivales no llegan a estrenarse comercialmente en algunos lugares, así que en el mejor de los casos puede llegar a salir después en algún servicio de VOD o de streaming."

Aunque se graduó de la escuela de cine de una de las universidades más prestigiosas del mundo, la New York University, el realizador de The Color Wheel afirma que lo que marcó su carrera cinematográfica fue su trabajo en un videoclub. "Ahí conocí a mucha de la gente con la que trabajo en películas, mucha más que la que conocí en la escuela de cine . Tanto el director de fotografía de todos mis films como el montajista de los últimos tres trabajaron conmigo ahí".

Según explica el director, el equipo con el que trabaja se mantiene más o menos siempre igual y es clave en la diversidad de estéticas que presentan sus películas. "El único motivo por el cual el estilo de cada film puede ser distinto en mi caso es porque trabajo con un gran equipo de colaboradores a los que respeto mucho y en los que me apoyo. Lo mejor que puedo decir que hago es juntarlos y permitirles que trabajen uno con el otro".

Entre los colaboradores que más se lucen en los films de Ross Perry están los actores, a quienes suele involucrar en todo el proceso. "Para Analizando a Philip, Jason Schwartzman vino a Nueva York tres semanas antes de comenzar el rodaje y pasamos todos los días leyendo cada escena del guión, caminando y hablando. Así que cuando llegamos a filmar ya habíamos conversado sobre todo, lo cual fue un lujo. Le dio a él un entendimiento sobre lo que estaba haciendo que le permitía sugerir ideas nuevas basadas en su familiaridad con el material. Queen of Earth fue escrita especialmente para Elizabeth Moss y hablé mucho con ella desde que terminé el guión hasta que empezamos a filmar. Cuando escribí sabía que Elizabeth iba a tener ideas para cambiar las escenas así que me aseguré que se pudieran cambiar sin problema. En cambio Golden Exits quise hacerla sin modificar nada del guión. Los actores con los que trabajé seguro pueden improvisar pero todos me dijeron que estaban más cómodos sin tener que hacerlo. Preferían estudiar los diálogos y buscar la forma de apropiárselos. Todo depende de cuánto tiempo le puede dedicar un actor a una película chica. A veces es mucho y otras nada".

Los personajes que el guionista y director crea son atractivos para los actores y el espectador por ser tan fallidos como cautivantes. "Alguien puede ser agradable y hacer cosas que están mal pero eso no quiere decir que la gente que los rodea deba rehuirle sino que tienen que trabajar más en intentar conectarse con esa persona -explica-. Haciendo películas con ese punto de vista terminás creando personajes que tienen defectos pero no son casos perdidos y creo que es un muy buen punto de partida para un drama".

Si el tipo de personajes conecta los films de Ross Perry, las distintas inspiraciones que toma en cada película, desde el cine de Polanski al de Cassavetes, le dan gran diversidad a su obra. "No quiero hacer películas con las mismos cinco films como inspiración -dice-. Por suerte con mi director de fotografía, Sean Price Williams, podemos hablar de muchos tipos distintos de películas. Le puedo dar un guión o describirle una película y él me dice «suena como tal cosa» y empezamos a discutir desde ahí. Me gustan muchos films de distintos tipos y para mí tiene sentido que cada una de mis películas tenga distintas influencias."

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.