Extrañamos Girls y la recordamos con sus cinco mejores capítulos

Marnie y Charlie se reencuentran en Girls
Marnie y Charlie se reencuentran en Girls Fuente: Archivo
La serie de Lena Dunham concluyó definitivamente hace dos semanas y en esta nota le hacemos un último homenaje; ¡esta nota tiene spoilers!
Milagros Amondaray
(0)
28 de abril de 2017  • 17:07

*1. "The Panic in Central Park" (Sexto capítulo, quinta temporada)

En una de las grandes paradojas de Girls, Lena Dunham construye el mejor capítulo de la serie alrededor de uno de los hombres más injustamente tratados en el programa. Luego de una disputa con Dunham por el recorrido poco feliz que estaba teniendo su personaje de Charlie, Christopher Abbott regresa para dejarnos devastados con una interpretación de melancolía similar a la del imprescindible film que protagoniza, James White .

En "The Panic in Central Park", Marnie (Allison Williams) tiene una fuerte pelea con su marido Desi (Ebon Moss-Bachrach) y deambula por las calles de Nueva York. Un inesperado reencuentro con su exnovio Charlie la pone de cara a sus propias frustraciones y a cómo la realidad no siempre concuerda con las motivaciones personales. Asimismo, Dunham se anima a aplastarnos emocionalmente deconstruyendo la idea de l comeback de un personaje. Mucho puede pasar en dos años y ese joven que supo estar en la cima del mundo, se derrumbó sin una red de contención, haciéndonos testigos de ese indeleble y fuerte cambio.

*2. "American Bitch" (Tercer capítulo, sexta temporada)

Lena Dunham y Matthew Rhys en uno de los mejores capítulos de la serie
Lena Dunham y Matthew Rhys en uno de los mejores capítulos de la serie Fuente: Archivo

"American Bitch" es la prueba de que los mejores episodios de Girls son los que muestran un irresistible mano a mano entre una de las chicas del título y un hombre que pasa por sus vidas de manera intempestiva. En este caso, el gran Matthew Rhys interpreta a Chuck Palmer - un exitoso escritor que ha sido acusado por sus alumnas de forzarlas a encuentros sexuales - es "entrevistado" off the record por Hannah (Dunham) . La pluma de Dunham está tan afilada en este capítulo que le da tiempo de aludir (de manera no declarada) a la controversia que rodeó a Casey Affleck - acusado de acoso sexual por compañeras de trabajo -, al rol de los medios digitales a la hora de mantener viva conversaciones que muchos preferirían evitar y al papel que cumple la palabra como herramienta persuasiva. Todo en poco menos de media hora.

Asimismo, el final del episodio es tan contundente como el de "The Panic in Central Park", con Hannah cediendo al carisma de Palmer de manera progresiva, hasta que un hecho la termina reubicando en sus convicciones y la hace salir al mundo como una mujer tan desencantada como valiente. Dato: "American Bitch" es el título que originalmente Philip Roth le iba a poner a su novela When She Was Good.

*3. "Welcome to Bushwick a.k.a. The Crackcident" (Séptimo capítulo, primera temporada)

Las chicas solo quieren divertirse
Las chicas solo quieren divertirse Fuente: Archivo

La primera temporada de Girls tiene, junto con la última, algunos de los mejores capítulos escritos por Dunham y su co-guionista Jenni Konner. En "Welcome to Bushwick a.k.a. The Crackcident" , Hannh, Marnie, Jessa (Jemima Kirke) y Shoshanna (Zosia Mamet) van a una fiesta en Brooklyn con diferentes propósitos. Hannah quiere verlo a Adam (Adam Driver) para corroborar si entre ellos hay más que mero sexo casual; Marnie enfrenta a Charlie luego de haberlo dejado; Jessa invita a su jefe a pasar la noche con ella; y Shoshanna consume crack de manera accidental (de allí el título alternativo del episodio: "the crackcident").

El capítulo no solo funciona porque la amistad entre las cuatro protagonistas estaba atravesando su época dorada - aquella en la que todas se necesitaban y apoyaban mutuamente -, sino porque también ratifica lo bien que le hizo Driver a la serie. "Welcome to Bushwick es un episodio tan espontáneo y desaforado como el propio Adam, quien le pide a gritos a Hannah que sea su novia, antes de subir su bicicleta a un taxi y partir hacia rumbos desconocidos.

*4. "Beach House" (Séptimo capítulo, tercera temporada)

El cuarteto lima asperezas en un honesto episodio
El cuarteto lima asperezas en un honesto episodio Fuente: Archivo

En "Goodbye Tour", el penúltimo episodio de Girls, Dunham y Konner intentan replicar la famosa pelea de amigas de "Beach House", pero siendo plenamente conscientes de que Hannah, Marnie, Jessa y Shoshanna ya no podrán discutir para reconciliarse porque poco les importa mantener ese vínculo con vida. Es un triste final para Girls - el último capítulo, "Latching" es más un epílogo que una conclusión per se -, con un escenario que no muchas series sobre la amistad se atreven a abordar.

"Beach House", por el contrario, nos mostraba el desgaste de esa relación como previa a un renacimiento. Si bien las recriminaciones salen a la luz - desde el egoísmo de Hannah hasta la intransigencia de Marnie - para dejarnos en claro que Girls es una serie sobre las imperfecciones más reconocibles y alarmantes, los últimos minutos son más luminosos y encantadores. El capítulo también cuenta con dos grandes trabajos de Mamet y Andrew Rannells como Elijah, ese personaje que empezó como un mero antagonista de Hannah y terminó siendo uno de los puntos más altos de la serie.

*5. "One Man's Trash" (Quinto capítulo, segunda temporada)

Lena Dunham y Patrick Wilson
Lena Dunham y Patrick Wilson Fuente: Archivo

"One Man's Trash" ha sido frecuentemente comparado con los mejores cuentos de Raymond Carver y, si bien la analogía es algo desmedida, sí es cierto que Dunham heredó del autor esa facilidad para construir personajes complejos a través de situaciones mundanas, desprolijas y oscuras. En este sentido, no es casual que Hannah llegue a la casa de Joshua (Patrick Wilson) por un problema con su tacho de basura. Girls en general y este episodio en particular lidia con esa zona sucia e incómoda que a los seres humanos tanto nos cuesta asimilar.

Por otra parte, el capítulo muestra ese breve romance de fin de semana entre esa aspirante a escritora y ese médico de vida organizada sin miedo a exponer el cuerpo de Dunham en las escenas de sexo y sin miedo a que Hannah, esa anti-heroína tan fácilmente cuestionable, termine haciendo las paces con una verdad enemiga: la vida bohemia ya no le sienta bien. "Quiero todas las cosas" le dice esa joven a Joshua, con la tristeza palpable de quien sabe que su cuento de hadas está llegando a su fin. Dato: el personaje de Wilson regresaría para "Painful Evacuation", el cuarto capítulo de la última temporada, para comunicarle a Hannah la noticia de su embarazo.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.