¡Irreconocibles! 5 actores que se transformaron para sus personajes

Jennifer Aniston no le teme a la falta de maquillaje en Cake
Jennifer Aniston no le teme a la falta de maquillaje en Cake Fuente: Archivo
Un repaso por cinco metamorfosis actuales que demuestran el compromiso de sus intérpretes
Milagros Amondaray
(0)
16 de enero de 2015  • 10:45

Sabemos que estamos inmersos en la temporada de los Oscar cuando empiezan a surgir interpretaciones donde el cambio físico es un elemento clave y cuando aparecen entrevistas que lo documentan. Sin embargo, así como hay actores que sufren esa metamorfosis porque necesitan ganar la estatuilla dorada, hay otros que realmente lo hacen por amor al arte. A continuación, cinco transformaciones recientes que les valieron a sus protagonistas diversas nominaciones en la actual carrera hacia el premio mayor (y acá mismo pueden recordar las mejores del año pasado):

*1. STEVE CARELL en Foxcatcher

Steve Carell, irreconocible en Foxcatcher
Steve Carell, irreconocible en Foxcatcher Fuente: Archivo

Siempre es atractivo comprobar hasta qué punto un actor completamente anclado en su faceta de comediante puede superarse a sí mismo con una incursión en el género dramático. El año pasado, tanto Bill Hader en The Skeleton Twins como Steve Carell en Foxcatcher demostraron que, dada la oportunidad, pueden estar a la altura de las circunstancias. En el caso de Carell, la oportunidad vino de la mano de Bennett Miller, realizador conocido por su gran ojo para la dirección de actores ( Philip Seymour Hoffman y Catherine Keener en Capote, Brad Pitt y Jonah Hill en Moneyball), enfocada esencialmente en la dinámica que se genera entre los protagonistas de sus películas. El trío de Foxcatcher - film sobre el que ya hemos aludido en este otro Top Five- en teoría no parecía funcionar: Carell, Mark Ruffalo y Channing Tatum . Sin embargo, para sorpresa de muchos, la química entre los tres actores es lo que le inyecta fuerza a una historia de ritmo solemne y cansino. Si bien la revelación del film es Tatum, quien sufrió una transformación más notoria fue Carell, no tanto por la nariz postiza á la Nicole Kidman en Las horas, sino más que nada por el modo en el que captó la manera de hablar pausada y levemente aterradora que tenía el millonario John du Pont. Por este papel, el actor recibió una nominación al Oscar.

*2. TILDA SWINTON en Snowpiercer

Tilda Swinton en Snowpiercer, una de sus mejores interpretaciones
Tilda Swinton en Snowpiercer, una de sus mejores interpretaciones Fuente: Archivo

Tilda Swinton es la reina de las transformaciones. No hay papel que le quede grande ni desafío que no quiera abordar. La actriz puede oscilar entre la femeneidad de I Am Love y la frialdad de Michael Clayton (interpretación por la que obtuvo su único Oscar hasta la fecha). De todas formas, el 2014 puso aún más de relieve su admirable versatilidad: una mujer vampiro en Only Lovers Left Alive, una mujer de tercera edad en El gran hotel Budapest y una figura autoritaria y ciertamente camp en Snowpiercer. El realizador Bong Joon-ho expresó en más de una oportunidad no sólo que quería a un hombre para el papel de Mason (nada menos que la presencia dictatorial de ese tren indetenible) sino que ya tenía en mente a John C. Reilly para el mismo. Sin embargo, cuando el actor no pudo estar disponible, el director de The Host convocó a Swinton, quien tuvo la brillante idea de que Mason fuera una presencia que se rebele ante las nomenclaturas. ¿Hombre? ¿Mujer? No importa. Asimismo, la actriz le sumó un acento inglés y diversos aditamentos de vestuario que hacen de Mason un personaje irresistible, posiblemente el mejor del elenco de ese film imprevisible.

*3. EDDIE REDMAYNE en La teoría del todo

Eddie Redymane se convierte en Stephen Hawking para La teoría de todo
Eddie Redymane se convierte en Stephen Hawking para La teoría de todo Fuente: Archivo

Si bien a esta altura el Oscar al mejor actor no parece tener otro dueño más que Michael Keaton por Birdman, no hay que subestimar al intérprete británico Eddie Redmayne. El combo biopic + compromiso físico es irresistible para los miembros de la Academia. La teoría del todo era un proyecto a priori complejo para un actor, pero al mismo tiempo esa complejidad se duplicó por la decisión del realizador James Marsh de que su película prácticamente no tuviera momentos en los que se lo pueda ver a Stephen Hawking sano, antes de que se le diagnosticara la enfermedad motoneuronal que lo fue deteriorando físicamente a lo largo de las décadas. El trabajo de Redmayne es impresionante, ya que en gran parte de las escenas debe transmitir el desgaste emocional de Hawking - desde las discusiones con su mujer hasta la incomprensión de sus pares ante su trabajo como físico - con solo su mirada como herramienta. Por otro lado, Redmayne astutamente interpreta a Hawking sin caer en la mímesis (como Jamie Foxx en Ray, por ejemplo) sino dotándolo de una humanidad que lo vuelve mucho más magnético que la película en su conjunto.

*4. JENNIFER ANISTON en Cake

Jennifer Aniston se despojó de todo glamour para su actuación en Cake
Jennifer Aniston se despojó de todo glamour para su actuación en Cake Fuente: Archivo

Ni los mejores pronosticadores de esta temporada de premios se vieron venir el impacto de Jennifer Aniston en esta carrera por estatuillas. ¿Las razones? Cake es una película independiente que solo se pudo ver en el Festival Internacional de Cine de Toronto, los pocos críticos que la vieron la destrozaron por su "mediocridad" y este año es uno particularmente abarrotado en todas las categorías actorales, por lo cual es aún más sorprendente que alguien considerara siquiera su nombre. Sin embargo, Aniston consiguió nominaciones al Globo de Oro, a los Critic's Choice Awards y a los SAG, aunque no logró entrar a competir por un Oscar. Para demostrar que lo suyo también excede la comedia, la actriz se entregó por completo al papel de Claire, esa mujer que padece de dolor crónico y que no tiene ningún aliciente para continuar con su vida. Desde las cicatrices en su rostro, pasando por la ausencia de maquillaje, hasta la manera en la que camina con enorme dificultad, Aniston se comprometió totalmente con el personaje como hace unos años lo había hecho con su gran rol dramático en The Good Girl, su interpretación más subvalorada en una película ídem.

*5. JAKE GYLLENHAAL en Primicia mortal

Jake Gyllenhall metiendo miedo en Primicia mortal
Jake Gyllenhall metiendo miedo en Primicia mortal Fuente: Archivo

Lo primero que notamos cuando vemos a Jake Gyllenhaal en Primicia mortal es su radical disminución de peso. Sin embargo, ese componente es solo uno de los tantos que empleó el actor para fundirse con Lou Bloom. También es imperativo mencionar su incesante verborragia, su incapacidad para pestañear y su sádica sonrisa. No es la primera vez que el actor trabaja de manera obsesiva con los detalles de un personaje (ya lo había hecho en Prisoners y en su juventud en Donnie Darko, entre muchísimos otros), pero Primicia mortal es el súmmum de su compulsión por (re)presentar al personaje del mejor modo posible. El director Dan Gilroy comentó que su visión de Lou Bloom - ese camarógrafo de ambición incensante - es la de un coyote hambriento que busca desesperadamente algo con lo que alimentarse. En consecuencia, Gyllenhaal optó por bajar de peso y dotar a ese hombre sin pasado de una efervescencia atractiva y letal. ¿Cuántos actores pueden provocar terror tan solo con una frase dicha con los ojos bien abiertos? Gyllenhaal es uno de ellos.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.