Periodismo político y de espectáculos, la alianza menos pensada

El polémico informe que sacó a la luz Jorge Lanata tuvo gran repercusión en los programas de chimentos y los benefició a todos
Andrés Puig
(0)
25 de abril de 2013  • 12:25

Jamás se llevaron bien. Siempre se miraron de reojo, de costado, con indiferencia y por momentos de manera despectiva. Uno pensaba que al otro le faltaba profesionalismo, y el otro veía al primero acartonado y aburrido. Un hecho sucedido hace poco más de una semana hizo que los protagonistas de esta historia sean parte de una unión insospechada, en la que ambos, sin buscarlo, terminaron beneficiándose mutuamente. Periodismo político y periodismo de espectáculos, una alianza inesperada.

No buscaron juntarse pero su acercamiento potenció a ambos. Jorge Lanata desde Periodismo para todos apuntó a Lázaro Báez y sus negocios, pero como personajes secundarios de esta historia aparecieron Leonardo Fariña (marido de Karina Jelinek) y Fabián Rossi (marido de Iliana Calabró). Esta segunda parte del hecho fue la que interesó al periodismo de espectáculos y a ella le dedicó, al darse cuenta del rendimiento del tema, todos sus minutos de aire.

Una denuncia iniciada en un programa político, extrañamente, tenía eco en Intrusos, Infama, Implacables, Dale! la tarde y Secretos verdaderos algo que jamás había pasado. La razón es obvia: Fariña y Rossi, para el público, son parte del show bussines. Ellos y sus mujeres optaron por hacer declaraciones en los programas de Jorge Rial , Santiago Del Moro, Luis Ventura y Mariano Iúdica, a quienes llegaron televidentes que habitualmente no se sientan frente al televisor a ver programas de espectáculos, sino que prefieren los políticos. Pero esto también se dio a la inversa: Lanata promedio 30,1 puntos el domingo pasado, allí hay gente que jamás lo vio, gente que de lunes a viernes busca chimentos y que por seguir la historia que vieron en un programa de la tarde de América pusieron El Trece el domingo a la noche.

Programas de espectáculos y políticos se alimentaron entre sí, se potenciaron y generaron una repercusión tal del tema que todos salieron ganando. Los números hablan por sí solos: Lanata en su debut midió 20, 6 puntos y luego de la repercusión del tema y el eco de los programas de la tarde consiguió 30,1. El martes 16 de abril, con Fariña en el piso, ya denunciado por Periodismo para todos, Rial promedió 13,1 puntos, la marca más alta en la historia de Intrusos. El día anterior Infama se dedicó exclusivamente a hablar con Marina Calabró (cuñada de otro de los denunciados) y así alcanzó 11,8 puntos, también la marca más alta de su historia, con picos de 13 puntos.

Pero hay más beneficiados: Secretos verdaderos, Desayuno americano, Animales sueltos y Dale!, la tarde. ¿Motivos? Todos sumaron público que habitualmente no tienen, el que no ve programas de espectáculos, el que busca actualidad política. El periodista político y económico Maximiliano Montenegro, desde Plan M su programa de Canal 26, lo dijo claramente: "Nunca vi los programas de la tarde, y esta vez los tuve que ver", es de suponerse que no haya sido el único al que le pasó.

Todos corrieron detrás del mismo tema. Los interesados se potenciaron entre si, y más allá de cierto debate ideológico, todos están contentos con sus números y seguirán exprimiéndolo. Mientras tanto Lanata mirará Intrusos y Rial seguirá Periodismo para todos.

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.