Minerva Casero, una nueva it girl

«No puedo elegir entre cantar, actuar, pintar o escribir. Quiero desplegar todo eso a la vez, quiero ser artista»
«No puedo elegir entre cantar, actuar, pintar o escribir. Quiero desplegar todo eso a la vez, quiero ser artista»
A los 17 años, la hija de Alfredo Casero y la artista plástica Marisa Rogel, explota en las redes y da sus primeros pasos en la actuación y la moda
Malen Lesser
(0)
21 de mayo de 2016  • 00:53

"De una intensidad que pocos pueden comprender". Así se define Minerva Casero , la benjamina de Alfredo Casero. El humorista tiene, además, dos hijos mayores: el actor Nazareno (29) y Guillermina (30), frutos del primer matrimonio. Los hermanos se llevan de maravillas y apoyan esta nueva faceta que de a poco comienza a andar la pequeña Casero.

Con más de 150.000 seguidores en Instagram y otros tantos en Twitter, su imagen comenzó a hacerse popular en las redes desde los 14 años. Sus profundísimos ojos celestes, cabello ensortijado y labios gruesos llamaron la atención junto a sus agudas e hilarantes observaciones de la realidad y sus retratos fueron furor. La belleza de Minerva tiene reminiscencias a los dibujos animé que ella tanto ama, el desparpajo y personalidad de Madonna, con quién tiene un asombroso parecido, y también algo de los aires de diva de las actrices italianas de antes.

Ella jura que sólo quiere ser ella misma. "El arte para mí es eso, una búsqueda hacia adentro, hacer lo que te hace feliz te acerca a ser quien sos", resume y asegura que no piensa restringirse. "No puedo elegir entre cantar, actuar, pintar o escribir. Quiero desplegar todo eso a la vez, quiero ser artista". Por lo pronto, y mientras termina el secundario en un colegio japonés que ella misma eligió, estudia canto lírico, pinta y escribe "compulsivamente". Luego de su experiencia ante las cámaras en Esperanza mía el año pasado, ya tiene nueva propuesta para hacer ficción en televisión. Será la contrafigura en una novela adolescente para Nickelodeon, en una versión posmoderna del clásico Heidi. Además, ya pertenece al staff de Multitalent y protagonizó una campaña de Sweet Victorian, aportándole su impronta fresca, desinhibida y divertida a la marca.

En conversación con LA NACION confesó que su papá le dice constantemente que está orgulloso de ella y ella lo ama, además de porque es su padre porque es un "distinto".

?? compañeros forever

Una foto publicada por Minerva Casero (@minecasero) el

-¿Qué te lleva a esta profesión, la cercanía con todo lo artístico, un genuino deseo, la imitación, la búsqueda...?

-Todo eso. Para mí es tan natural este camino que lo rebelde hubiese sido ser dentista o abogada. Cuando era chica quería ser piloto de avión, quise ser veterinaria, pero es increíble como tira la sangre para algunas cosas. Y acá estoy. Cuando canto siento que me quema algo adentro, creo que es mi alma sacando chispitas. Cuando actúo igual, o cuando escribo. No lo cambio por nada y quiero eso para mi vida siempre.

-¿Cómo se lleva papá con esto?

-Papá es un ejemplo y un maestro eterno. Muy bien, super orgulloso, al que por ahí lo veo que le cuesta un poco más es a mi hermano, si bien me acompaña y me aconseja en todo y somos muy cómplices, a veces se raya y me dice "volvé a jugar con las barbies". (Risas).

-¿Y mamá qué dice?

-Está contenta, pero cautelosa, ella me quiere evitar cualquier tipo de mal que me pueda ocasionar la vida en general. (Risas).

-¿Es una ventaja ser hija de Casero o no?

-Obvio, en mi primer día de trabajo en Esperanza Mía conocía a 20 de 40 personas que estaban ahí para grabar y, además, no tengo esa presión por diferenciarme como tuvo Nazareno porque soy mujer, ya partimos de esa base. Lo veo todo como positivo.

-¿Tenés algún referente femenino en el medio?

-Me hice íntima amiga de Ángela Torres, tenemos una relación muy especial que no tengo con mucha gente, es como si la conociera de otra vida, es casi una conexión energética. Ella cumple 18 y tiene un recorrido increíble en el medio, aprendo mucho sólo de verla.

-¿Qué admirás de tu papá y tu hermano?

-Papá hace arte en todo lo que hace, es algo casi mágico, es una persona muy especial, tiene un sello personal único. Y de Nazareno, aparte de admirar su trabajo, es increíble que nunca lo vas a ver estresado, ni cansado, ni de mal genio. Es feliz con su profesión, ama su trabajo.

-¿Qué planes tenés?

-Perfeccionarme todo lo que me dé el alma, el cuerpo y la voz en esto. Hacer toda la experiencia posible, crecer, aprender.

Minerva dio sus primeros pasos en la actuación y en el mundo de la moda
Minerva dio sus primeros pasos en la actuación y en el mundo de la moda Crédito: Instagram

-¿Cómo te llevás con la incipiente fama?

-En realidad, a quienes le llama más la atención es a mi entorno, yo un poco estaba acostumbrada por mi familia. No me llevo mal. Por ahora...

-Te gusta mucho la moda...

-Amo la moda, es otra manera de expresarse, elijo usar prendas y accesorios vintage combinados con algo moderno. Me gustan los looks únicos, me produzco, me maquillo, me encanta. Y lo comparto, lo posteo.

-¿Te sorprende la cantidad de seguidores?

-Sí, algo sí. Igual no sé mucho de esto, soy tan mala con la tecnología que debería llamarme Norma o Elsa. Lo bueno de eso es compartir, es la comunidad de intereses, el aprendizaje mutuo.

-¿Qué es lo que más te gusta de vos?

-Soy apasionada, soy sana, tengo relaciones lindas, no tengo emociones tóxicas, ni costumbres tóxicas, me cuido, le dedico tiempo a mis amigos, a lo que amo, a mi familia, a mi novio. Me criaron con libertad y sobre todo, con la conciencia de que yo soy artífice de mi vida, en eso estamos...

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?