Músicos vs. productores: ¿por qué la música pop suena toda igual?