Tenían una banda de rock en Venezuela, debieron emigrar y ahora se reencuentran en Buenos Aires

Candy 66, la banda caraqueña que tiene a sus músicos repartidos en distintas ciudades del mundo
Candy 66, la banda caraqueña que tiene a sus músicos repartidos en distintas ciudades del mundo
Mauro Apicella
(0)
16 de mayo de 2019  • 18:51

Hace poco más de 20 años Candy 66 era una ascendente banda venezolana del circuito under local caraqueño. Paseaba por escenarios chicos y grandes y luego por festivales de todo el país. Hasta 2013, y más allá de los cambios de formación e incluso de pausas que la mantuvieron fuera de circuito, llegó a publicar cinco discos y a convertirse en un referente del mundillo del rock alternativo venezolano.

Pero los tiempos sociales, políticos y económicos hicieron que varios integrantes del grupo tuvieran que emigrar, lo que provocó un nuevo impasse. Sin embargo, tecnología mediante, la banda se convirtió en una especie de patria privada para cada uno de sus integrantes, con sucesivos autoexilios y retornos. De los seis músicos (Jean Carlo De Oliveira, Gustavo Morantes, José Morantes, Ray Díaz, Let Arteaga y Felipe Gruber) solo dos viven en Venezuela; el resto está repartido en ciudades de los Estados Unidos y Portugal.

El llamado de productores del sur del Sur (Chile y la Argentina) reactivó a la banda. Jueves, ensayo; viernes y sábado, recitales en Santiago; domingo, en Palermo Club de Buenos Aires.

"Es toda una experiencia; nunca me imaginé que íbamos a vivir esto -dice el baterista Gustavo Morantes-. Es algo único. Al principio lo veía como imposible. En lo personal, mi inspiración son bandas como Zapato 3, que hacen lo mismo. Cada año la banda se reúne y hace una gira. Viniloversus también comenzó a hacerlo. Si ellos lo hicieron, ¿por qué nosotros no? Aunque te confirmo que ha sido muy difícil porque estamos todos regados".

Morantes dice que la decisión de irse fue personal y es como dejar a un hijo: "Duele pero tienes que hacerlo. Al principio, lo único que nos importaba era salir de Venezuela y sobrevivir. La mayoría de nosotros estamos casados o tenemos hijos. Emigrar en esta situación es difícil y mantener la banda mucho más. La particularidad de Candy es que cada uno tiene una especialidad. Yo soy programador, me encargo de la tecnología. Mi hermano [José] y Felipe están en ingeniería de sonido y video. Ray, el bajista, es un comerciante nato, sabe como lidiar con personas y ha hecho de manager, sin serlo. Jean Carlo es productor además de ingeniero de sonido. Todo eso nos ha ayudado muchísimo. El equipo de logística somos los mismos que subimos al escenario. Esa fue la clave para sobrevivir. ¿El costo? Altísimo. Hasta para grabar es complicado. Las baterías del tema "Estelar" las grabé hace un año. Recién ahora pudimos lanzar el tema."

El video de Estelar, el nuevo single de Candy 66, refiere a la violencia de género

Gustavo tenía una pequeña empresa de software en Venezuela pero la tuvo que cerrar. Actualmente vive en Houston. Sabe que, como él, hay muchos compatriotas viviendo fuera de Venezuela; sabe que hay muchos en Argentina y aprovecha el diálogo con un periodista de Buenos Aires para decir que Argentina es la cuna del rock latinoamericano y que recientemente ha descubierto bandas impresionantes, como Eruca Sativa.

Gustavo admite que a pesar de Candy 66 no tiene una posición política explícita, algunas de las canciones de la banda apuntaron a la realidad social de estos tiempos. "Bifásico" es una de esas letras que habla de la decisión de partir.

"Seguimos apostando a la banda, creyendo en Venezuela. Nunca apoyamos al chavismo, que no nos gusta, ni a la oposición, porque nunca terminamos de creer en la política. Por mi parte, veo que hay mucho teatro, no confiamos en ciertos momentos de oposición, pero lo del chavismo es tan malo que cualquier otra cosa genera un poco de empatía."

¿Hay posibilidades de tocar en Venezuela? "Hay dos razones por las que no lo hemos hecho en los últimos años. Porque la banda estaba dormida hasta que surgió esta oportunidad en Chile y la Argentina, y porque es peligroso. Y no queremos terminar tocando con una bandera roja detrás ni para la oposición".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.