Se conocieron detalles de Feud, la miniserie sobre la eterna pelea entre Bette Davis y Joan Crawford

Susan Sarandon caracterizada como Bette Davis y Jessica Lange como Joan Crawford en la tapa de Entertainment Weekly
Susan Sarandon caracterizada como Bette Davis y Jessica Lange como Joan Crawford en la tapa de Entertainment Weekly
Susan Sarandon y Jessica Lange interpretarán a las estrellas de Hollywood, enemigas íntimas durante décadas, en la nueva creación televisiva de Ryan Murphy
(0)
20 de enero de 2017  • 12:11

Una de las producciones más esperadas de la televisión norteamericana de 2017 es Feud: Bette and Joan, la miniserie de FX sobre la rivalidad histórica de dos grandes estrellas del Hollywood clásico, Bette Davis y Joan Crawford, que se materializó en todo su esplendor durante el rodaje de ¿Qué pasó con Baby Jane?, la película que protagonizaron en 1962, cuando sus carreras estaban en baja.

En la última edición de Entertainment Weekly se revelan algunos detalles sobre la nueva creación de Ryan Murphy ( American Horror Story; Todos contra O.J. Simpson), que se estrenará en los Estados Unidos el 5 de marzo y tendrá como protagonistas a Susan Sarandon, en el papel de Davis, y Jessica Lange , como Crawford. El elenco que las acompañarán a lo largo de 8 episodios incluye a Alfred Molina, interpretando al director Robert Aldrich; Sarah Paulson, encarnando a Geraldine Page; Stanley Tucci como Jack Warner; Kathy Bates ; Judy Davis; y Catherine Zeta-Jones, en el papel de Olivia de Havilland, otra gran estrella, amiga de Bette Davis.

“ Bette y Joan tenían esta idea de que en la cima hay un sólo lugar para una mujer -dijo Murphy a Entertainment Weekly-. Me interesaba la idea del sexismo, la discriminación por la edad, la misoginia. Cumplir 40, 45 o 50, sentir que estás en la cúspide de tus poderes y que la gente te diga ‘Ya está, fuiste’”.

El creador de Feud cuenta que hace muchos años, cuando era periodista, entrevistó a Davis en su departamento en Los Angeles y pasó cuatro horas charlando con ella. "Habló sobre cómo había tenido que dejar todo para poder tener éxito, algo que un hombre no hubiese tenido que hacer -explicó Murphy a la revista especializada-. Varias de las cosas de las que habló, como su dolor, su soledad, sus arrepentimientos, quedaron propagándose en mi cerebro”.

Sarandon , cuyos enormes ojos fueron comparados con los de Davis, tuvo dudas acerca de interpretar a la famosa actriz de La malvada pero Murphy la terminó de convencer con la promesa de que la mitad de los episodios serían dirigidos por mujeres. Lo que más le preocupaba a Sarandon era poder reproducir la peculiar voz de Davis, sin caer en la imitación paródica, por lo cual trabajó con un especialista en voces y pasó tres semanas seguidas escuchando grabaciones de entrevistas a la legendaria actriz, que también le sirvieron para conocer mejor a su personaje.

"No puedo decir que comparta su ambición, pero cada vez la respeto más como persona", dijo Sarandon a EW, agregando que hay algo que la relaciona con Davis: "Nunca me sentí como una de las chicas lindas. Siempre fui la actriz de carácter, nunca la protagonista hermosa que se queda con el hombre. Así que lo entiendo y me siento identificada con eso".

Para Lange la decisión de interpretar a Crawford tuvo más que ver con su confianza total en Murphy, con quién colaboró en American Horror Story, serie por la cual ganó dos Emmy. "Nada de este personaje se siente orgánico para mí. La tragedia, la tristeza, la soledad, todo eso lo puedo interpretar. El artificio es muy difícil", dijo Lange a EW, explicando lo complejo que es encontrar el equilibrio entre el personaje que Crawford había creado para sí misma y los momentos en los que su verdadera persona y complicada historia de vida se escapaban y hacían visibles.

Además de las interpretaciones a cargo de estas talentosas actrices, Feud –que llegará aquí en marzo próximo– tendrá una detallista recreación de época. Las viviendas de las dos leyendas de Hollywood serán parte del decorado de la miniserie y hasta se recreará la ceremonia de entrega de los Oscar de 1963, en la que Davis estaba nominada pero Crawford terminó subiendo al escenario para aceptar el premio en nombre de Anne Bancroft, quien no había podido asistir. Una anécdota que pinta a la perfección el nivel de enemistad entre las dos estrellas y lo jugosa que será la historia de Feud.

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.