Veep: la serie se despidió con la incorrección política como bandera

Selina Meyer, un personaje que peleo todas las batallas para regresar a la Casa Blanca
Selina Meyer, un personaje que peleo todas las batallas para regresar a la Casa Blanca
Natalia Trzenko
(0)
13 de mayo de 2019  • 14:59

Cuando comenzó en 2012 la carta de presentación de Veep, la serie de HBO que anoche se despidió de la pantalla, era Julia Louis-Dreyfus . Y eso ya alcanzaba para que aun quienes tenían poco interés en el tipo de humor político y extremadamente sarcástico que era marca registrada de su creador, el británico Armando Iannucci, se acercaran a ver qué estaba haciendo Elaine de Seinfeld .

Veep, una sátira política que avanza hacia el final - Fuente: YouTube

01:44
Video

Algunos habrán salido espantados cuando se encontraron con Selina Meyer, la vicepresidenta de los Estados Unidos, una política cuyo pragmatismo y ambición la transformó en uno de los mejores personajes de los últimos años. Una astuta operadora menos inteligente de lo que ella misma creía pero tan narcisista como para conseguir todo lo que se proponía. Un estilo de vida que en esta última temporada y con el reflejo de la presidencia de Trump en el horizonte, el ciclo llevó mucho más allá del límite de la corrección política. No hubo tema que se salvara de la ironía de los guionistas y la interpretación de Dreyfus, brillante en cada segundo de cada escena. Especialmente en aquellas con Tony Hale, que interpretó a su fiel ladero Gary.

Julia Louis-Dreyfus como Selina Meyer en la última temporada de Veep que se despidió anoche
Julia Louis-Dreyfus como Selina Meyer en la última temporada de Veep que se despidió anoche Crédito: HBO

El terrorismo interno y externo, el matrimonio igualitario, los conflictos en Medio Oriente, el lugar de China en la política de los Estados Unidos, la ignorancia de los votantes y el racismo fueron el material de los chistes más satíricos y desalmados que alguna vez se hayan visto en una serie de primera línea. Un desfile de creativos insultos, improvisación y unos personajes tan miserables a los que, aunque suene raro, se extrañará mucho.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.