srcset

Reciclar, renovar

Multiplicar la luz con blanco. Premisa en esta casa reciclada en Londres

Lucrecia Álvarez
Matías Erráuriz
(0)
29 de septiembre de 2019  

Fotógrafo y sagaz rastreador de los mercados de pulgas londinenses, el dueño de esta casa definió espacios que brillan, sencillamente.

El acceso principal desemboca en el living, que la alta bow window llena de claridad. Junto con la chimenea original de la casa, es el rasgo más notable del espacio.
El acceso principal desemboca en el living, que la alta bow window llena de claridad. Junto con la chimenea original de la casa, es el rasgo más notable del espacio. Crédito: Gentileza Paul Massey

Su creador no podía ser sino un artista. El fotógrafo Paul Massey es un admirador de Henri Cartier-Bresson y Cecil Beaton, un enamorado de la luz y sus efectos, esos que puede adivinarse incluso en los entornos más insospechados. Eso era precisamente lo que le atraía de esta construcción abandonada cuando la veía de afuera con su cartel de venta, camino a la casa de un amigo en el barrio londinense de Parsons Green. Cuando la visitó, descubrió que, a pesar de que necesitaba unos cuantos arreglos, podría convertirla en su hogar.

Los sillones antiguos, retapizados con fibras naturales en tonos claros, se rodearon con una exquisita y sabiamente acotada selección de objetos.
Los sillones antiguos, retapizados con fibras naturales en tonos claros, se rodearon con una exquisita y sabiamente acotada selección de objetos. Crédito: Gentileza Paul Massey

El reciclaje incluyó la reparación de las cañerías, de la instalación eléctrica, vidrios, techo, paredes y luego sí, por fin, blanquear la caja para que fueran apareciendo esos espacios que su clarividencia ya consideraba reales. Muebles y objetos vintage la llenaron de vida y sus propias fotografías le imprimieron su ánimo y personalidad.

Para no recargar los ambientes, Paul Massey optó por géneros sin estampa y piezas cuidadosamente elegidas. "Sensación de confort y elegancia fueron mi norte cuando armé el living".

El sillón con ruedas y el resto de los muebles del estar fueron comprados en el barrio de Notting Hill, en la zona de Portobello, donde se emplaza uno de los mercados de objetos usados más populares de Londres.
El sillón con ruedas y el resto de los muebles del estar fueron comprados en el barrio de Notting Hill, en la zona de Portobello, donde se emplaza uno de los mercados de objetos usados más populares de Londres. Crédito: Gentileza Paul Massey

"Hay una idea generalizada de que el piso blanco es sucio y de difícil mantenimiento, pero no resultó así para nada y en este entorno, los cuadros y objetos se destacan el doble".

Además de sus hallazgos en los mercados, la mirada de Paul se hace patente en las fotografías de su autoría presentes en todos los espacios. En el ángulo derecho, el paso hacia la cocina en desnivel.

En la cocina, el mueble tipo despensa, junto a la envidiable colección de cacerolas blancas, esconde la heladera.
En la cocina, el mueble tipo despensa, junto a la envidiable colección de cacerolas blancas, esconde la heladera. Crédito: Gentileza Paul Massey

"La cocina es el tesoro de esta casa: no hay nada más hermoso que desayunar, almorzar o cenar mirando las plantas, el verde... y la lluvia, una vista cotidiana en un clima como el londinense".

El ambiente se encuentra medio nivel más abajo que el living. En la escalera se dejó la franja central sin pintar para un efecto de alfombra. Un artefacto moderno, de frente enlozado, varias puertas y tiraje negro, imita el estilo de las antiguas cocinas a leña.

Se hizo un refuerzo de vigas para asegurar la planta alta y, también, amortiguar ruidos. En el sector del comedor, una claraboya aporta más luz.
Se hizo un refuerzo de vigas para asegurar la planta alta y, también, amortiguar ruidos. En el sector del comedor, una claraboya aporta más luz. Crédito: Gentileza Paul Massey

"Con la iluminación soy muy práctico. Aunque busco que todo siga una línea estética, priorizo tener artefactos de calidad que den la luz que busco".

El comedor se ubicó contiguo a la cocina con una generosa vista del jardín conseguida tras demoler la pared lateral y agregar otra ventana y una puerta vidriada. La mesa y las sillas son vintage.

La mesada de pino recuperado con nudos a la vista es un cálido contrapunto campestre en la blanquísima cocina.
La mesada de pino recuperado con nudos a la vista es un cálido contrapunto campestre en la blanquísima cocina. Crédito: Gentileza Paul Massey

"El vintage y las antigüedades le dan a la casa un efecto especial, sorprendente. Pero hay que usarlas como esa pincelada que da un toque distinto. No me gustaría vivir en un museo". Con esto en mente, el dueño de casa realizó los muebles de la cocina en madera de pino tratado.

La cocina se abre hacia un envidiable jardín.
La cocina se abre hacia un envidiable jardín. Crédito: Gentileza Paul Massey

"Cuando llegamos, casi no había jardín, estaba todo seco. Plantamos césped, arbustos, árboles y plantas trepadoras para llenarlo de verde, agrandarlo y ocultar los límites con los vecinos".

En días de sol, las comidas son al aire libre.
En días de sol, las comidas son al aire libre. Crédito: Gentileza Paul Massey

¿Qué me enamoró de esta casa que estaba casi en ruinas? La sensación que me transmitió la primera vez que entré, el barrio, el pequeño jardín ¡y la luz!
Paul Massey

Entre las plantas una mesa al resguardo del verde.
Entre las plantas una mesa al resguardo del verde. Crédito: Gentileza Paul Massey

En la planta alta está el cuarto principal. Allí, el dueño de casa colocó un espejo con marco de madera, apoyado en lugar de colgado, al igual que los cuadros y las fotos.
En la planta alta está el cuarto principal. Allí, el dueño de casa colocó un espejo con marco de madera, apoyado en lugar de colgado, al igual que los cuadros y las fotos. Crédito: Gentileza Paul Massey

"Después de los arreglos, cuando empezamos a pintar todo de blanco fue asombroso ver cómo -a medida que avanzábamos- los ambientes se agrandaban y se empezaban a modernizar sin perder una gota de elegancia".

Tonos claros fueron también los elegidos para este sector.
Tonos claros fueron también los elegidos para este sector. Crédito: Gentileza Paul Massey

"Me gusta triplicar la luz con el blanco y hacer lo mismo con las telas, por eso elijo colores claros y géneros suaves. Jamás podría vivir en un cuarto rojo o naranja, me volvería loco. Es un estilo que tiene que ver con mi necesidades. Y con lo que soporto".

El dormitorio principal repite el esquema del living de la planta baja con la bow window, la antigua chimenea -que no puede encenderse por una normativa municipal que intenta controlar la contaminación en la superpoblada capital inglesa- y una cómodo antigua de Portobello Road Market.

El baño reciclado sigue la misma premisa que el resto de la casa: "sencillez, confort y elegancia", según describe el dueño.
El baño reciclado sigue la misma premisa que el resto de la casa: "sencillez, confort y elegancia", según describe el dueño. Crédito: Gentileza Paul Massey

Incorporando un pequeño cuarto contiguo se ganó espacio para el baño. La reforma conservó el piso original pintado de blanco y se hicieron a nuevo ducha, bañadera y lavatorio en cemento alisado.

El trabajo más importante en el altillo fue el arreglo del machimbre del techo, que estaba muy deteriorado. El resto, fue limpieza y pintura, siempre blanca, por supuesto. La sección sin pintar imita una alfombra. Una pena que quedara oculta la estructura de bordes escalonados.
El trabajo más importante en el altillo fue el arreglo del machimbre del techo, que estaba muy deteriorado. El resto, fue limpieza y pintura, siempre blanca, por supuesto. La sección sin pintar imita una alfombra. Una pena que quedara oculta la estructura de bordes escalonados. Crédito: Gentileza Paul Massey

"No quería que el altillo fuera un depósito. ¿Para qué guardar cosas en desuso? Elegí jerarquizarlo y quedó un espacio silencioso y cálido. Me gustó tanto que se convirtió en mi lugar de trabajo".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.