Chile: Facundo Jones Huala fue condenado por el incendio de una casa y por tenencia ilegal de armas de fuego

Fuente: Archivo
Víctor García
(0)
14 de diciembre de 2018  • 15:21

SANTIAGO, Chile.- En medio de incidentes en el exterior del Tribunal Oral en lo Penal de Valdivia, y en uno de los momentos más álgidos del conflicto mapuche en Chile, el lonko Facundo Jones Huala fue declarado culpable por su responsabilidad en los delitos de incendio a una vivienda y por tenencia ilegal de armas de fuego.

El veredicto condenatorio tiene relación con el ataque a la casa de los cuidadores al interior del Fundo Pisu Pisué en Río Bueno, región de Los Ríos, que ocurrió en enero de 2013, y por el cual el líder del movimiento Resistencia Ancestral Mapuche (RAM) fue extraditado a Chile en septiembre pasado, tras permanecer cuatro años prófugo en los que estuvo en la patagonia argentina.

La sentencia será leída el próximo viernes, a las 15 horas, y Jones Huala, de 32 años, fue inmediatamente trasladado a la cárcel de Temuco, donde ingresó al módulo destinado para los comuneros mapuches.

En principio los jueces modificaron la calificación de "incendio en propiedad habitada" por el de "incendio", que implica una condena menor a 12 años (entre 3 y 10 años).

Por otro lado, la defensa oficial solicitó que se le computen los 17 meses que ha permanecido ya privado de su libertad desde junio del 2017.

La audiencia del juicio donde declararon más de 30 testigos y en el que se acreditaron ambos delitos, generó alta expectación en esta ciudad chilena, situada a 850 kilómetros al sur de Santiago, la capital.

Desde temprano se instalaron adherentes del detenido que también gritaron consignas en contra del gobierno del presidente Sebastián Piñera y la policía chilena, por el asesinato del comunero Camilo Catrillanca ocurrido hace un mes y que conmocionó a toda la sociedad.

Incidentes

Tras la comunicación de la decisión del tribunal, los reclamos se intensificaron y algunos manifestantes quebraron los vidrios y lanzaron objetos a un grupo de gendarmes que custodiaba la sede judicial.

En el interior del recinto, en tanto, los familiares de Jones Huala y representantes mapuches increparon a los jueces y golpearon los cristales que separaban al público del estrado.

Un funcionario de la Gendarmería resultó con lesiones y una persona fue detenida tras los incidentes.

"El veredicto recoge nuestros alegatos y estamos conformes. Ahora pedimos en la acusación una pena de doce años por el delito de incendio, cuestión que sufrirá una modificación porque el tribunal hizo una recalificación del ilícito (de incendio en lugar habitado, por el de incendio). Y por la ley del control de armas, lo que solicitamos es una pena de tres años y un día", señaló el fiscal adjunto de Río Bueno, Sergio Fuentes.

Pablo Ortega, el abogado defensor de Jones Huala, anunció que presentará un recurso de nulidad y solicitó que se contabilice el tiempo que el condenado cumplió prisión preventiva, cuestión a la que la fiscalía no se opuso.

"Aquí hay un uso político del Poder Judicial", dijo, mientras la abogada Karina Riquelme, integrante de la parte defensora, comentó a LA NACION su "incredulidad" ante lo ocurrido.

"Esto es impresionante. En el desarrollo del juicio se veía que los jueces estaban convencidos de la absolución, pero después y de un día para otro cambiaron de opinión. Facundo Jones Huala entró a la sala para la lectura sin esposas y eso lo hacen con los hombres libres. Quizás hubo un llamado de última hora porque acá hubo algo muy raro", manifestó la representante de la defensa.

Fernando, el hermano de Jones Huala, leyó un comunicado del lonko tras la resolución judicial que se conoció hoy. "Esta es una condena política, siempre dignos, no se rindan. Somos la orgullosa y milenaria nación mapuche. Para los mapuches esta vida es una batalla constante, así será hasta liberarnos y reconstruirnos", argumentó el hermano del referente mapuche, que llamó a reivindicar sus disputas.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.