Consultoría, un nuevo libro y charlas con Rodríguez Larreta: el regreso a la acción de Marcos Peña

Desde su salida del gobierno, Peña no volvió a la actividad pública.
Desde su salida del gobierno, Peña no volvió a la actividad pública. Crédito: Marcelo Manera
Jaime Rosemberg
(0)
13 de agosto de 2020  • 07:54

"No tenemos a alguien mejor para la estrategia y la comunicación. No podemos tenerlo en el banco de suplentes", reflexionaba un joven legislador macrista que le debe buena parte de su carrera política. Mientras continúa con su deliberado silencio público y etapa de "autocrítica", Marcos Peña da pasos hacia su retorno a la actividad pública, frenética durante los últimos doce años y reducida a cero con la derrota de Mauricio Macri, en las presidenciales de octubre pasado.

Una consultoría para empresas de la región y en sociedad con el exministro de Economía, Nicolás Dujovne, y su participación como miembro consultor en reuniones virtuales de la flamante Fundación Argentina Global, que preside otro amigo, el exsecretario de Asuntos Estratégicos, Fulvio Pompeo, ocupan buena parte del tiempo del otrora todopoderoso exjefe de gabinete, según constató La Nación en base a charlas con varios dirigentes.Pero la política también está en la agenda diaria: sin ser asesor oficial ni pensar aún en la campaña, Peña tiene contacto "fluido" no sólo con Mauricio Macri, sino además con Horacio Rodriguez Larreta, el jefe de gobierno porteño que nunca negó que las presidenciales de 2023 sean su próximo objetivo.

"Trabaja coordinadamente con Horacio, como con varios del espacio político, con el mismo objetivo de consolidar y mantener unido Juntos por el Cambio", responden, diplomáticos, cerca del jefe de gobierno, convencido de que su armado "de centro" deberá ser "lo más amplio posible" e incluir "todo lo que se pueda", según afirma un leal y funcionario.

De todos modos, la renovada cercanía con Peña -se conocen desde hace dos décadas-enciende las alarmas en el armado larretista, hoy a cargo del secretario de Ambiente porteño, Horacio Machiavelli; el ministro de Gobierno, Bruno Screnci y el secretario general, Fernando Straface, aunque desde ese equipo afirman que "las iniciativas de crecimiento están paradas", porque "con la pandemia no se puede salir a afiliar, ni ver gente, salvo en unas pocas provincias" con menos restricciones por el coronavirus.

"Está merodeando. Y con los mismos de siempre no vamos a ningún lado", describía en tono de queja un funcionario de ese gobierno que esperaba "más participación" en el armado futuro para Emilio Monzó y Rogelio Frigerio, críticos directos de la gestión de Peña al lado de Macri en la Casa Rosada y de su estrategia electoral en la última elección. De todos modos, tanto el extitular de la Cámara baja como el exministro del Interior conservan diálogo fluido con el jefe de gobierno y lugares en la gestión de la ciudad.

También con Peña, que habló con Monzó habló varias veces en los últimos meses e intentó disipar resquemores con María Eugenia Vidal, quien -según sostienen cerca suyo- aún no olvida la "sugerencia" de Macri y Peña de unificar las elecciones en la provincia con las nacionales, que derivó en doble derrota y regreso al llano. "No está trabajando para Horacio. El espacio aún no definió quién va a ser su candidato a Presidente en 2023", razonan cerca de Peña, quien a diferencia de otros miembros del gobierno de Cambiemos no dio entrevistas públicas ni apareció en las redes sociales en este tiempo.

"A algunos les gustará más, a otros menos que esté Marcos, pero forma parte del espacio", defendieron cerca del expresidente a Peña, que en las últimas semanas terminó de hablar con todos los ministros del gobierno que coordinaba, con vistas al libro que está escribiendo sobre "su experiencia en estos años en la política y sobre lo que está pasando con el poder y la democracia en este tiempo", según su propia presentación en el sitio web de la fundación que preside Pompeo.

¿Y su futuro? "Está más reflexivo y autocrítico. Y se dio cuenta que esto de la política es para siempre, igual que Mauricio", afirmó uno de los exministros que pasa más tiempo en chats y zoom con el expresidente. Más tiempo que el propio Peña (quien, reconocen cerca suyo, no tiene el vínculo permanente que lo unía a Macri en otros tiempos, aunque lo asesora en eventos puntuales, como su reaparición mediática con el periodista Alvaro Vargas Llosa, hace un mes, y conversa con Fernando de Andreis y Hernán Lombardi, hoy parte de la cotidianeidad del exmandatario, que está de cuarentena en Francia y a horas de partir hacia Suiza para sostener reuniones como presidente de la Fundación FIFA.

"No creo que Marcos se meta en el barro político por los próximos meses", matiza uno de sus dirigentes más cercanos, parte del grupo de "peñistas puros" que lo acompañó en su paso por la jefatura de gabinete y que hoy sigue de cerca sus próximos pasos.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.