Coronavirus: después del caos, extienden la atención a jubilados

Gabriel Sued
(0)
3 de abril de 2020  • 21:26

Después de un día de caos en el que miles de jubilados quedaron expuestos a largas colas callejeras frente a los bancos y situaciones propicias para el contagio de coronavirus, el Banco Central dispuso que a partir del sábado 4 y hasta el miércoles los bancos atenderán, de manera exclusiva, a jubilados y pensionados, de acuerdo con un cronograma de pago, según el número de DNI. El Presidente analizó, además, incluir por decreto a la actividad bancaria como servicio esencial durante la cuarentena, pero finalmente no apeló a esa herramienta.

La decisión se tomó en una reunión de urgencia que encabezó Alberto Fernández, en la residencia de Olivos. Tras una jornada cargada de críticas y pases de facturas internos, el Presidente convocó al director de Anses, Alejandro Vanoli, y al presidente del Banco Central, Miguel Pesce, para evitar que se repitan escenas como las que se vieron en buena parte del país. Más temprano, cuando el desorden en las calles interrumpía de hecho la cuarentena, ya se había dispuesto que los bancos permanecerán abiertos durante el fin de semana.

En contra de los pedidos de la oposición, Fernández no castigó a ninguno de sus funcionarios por las fallas en el operativo. Estaba muy disgustado por lo que había sucedido, dijeron en su entorno, pero no responsabilizó a sus colaboradores ni al jefe del sindicato de trabajadores bancarios, Sergio Palazzo, que se resistía a que la actividad fuera declarada como un servicio esencial durante la cuarentena. La reunión, de la que también participaron el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y el secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Béliz, estuvo más enfocada en organizar el nuevo operativo.

El cronograma para este fin de semana es el siguiente: se dispuso que el sábado se pagará a los jubilados y titulares de pensiones no contributivas que no hubieran podido cobrar el haber de marzo y cuyo DNI termine en 0 o en 1. Los bancos abrirán sus puertas a las 10, pese a que en un principio se había anunciado que lo harían a las 9. La atención se extenderá hasta las 17. El domingo será el turno de los jubilados y pensionados con DNI terminado en 2 y 3. El lunes, los titulares de DNI terminados en 4 y 5, y el martes, del resto. Las jubilaciones de abril empezarán a pagarse el miércoles, de acuerdo con el cronograma que ya se había difundido.

Además, para facilitar el pago a los jubilados por ventanilla bancaria, se resolvió que los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo (AUH) que deben cobrar los 10.000 pesos correspondientes al Ingreso familiar de Emergencia (IFE) lo hagan solo por cajeros automáticos. "El BCRA ha iniciado acciones sumarias a las entidades financieras que no han prestado el servicio acorde a las circunstancias", dice el comunicado que difundió el Gobierno, sin precisiones sobre la cantidad de bancos sancionados.

El problema fue que se juntaron, sin que una organización para contenerlos, titulares de AUH que querían cobrar el IFE y jubilados que no usan las tarjetas de débito cuyos haberes de marzo habían quedado atrapados por el cierre de los bancos. Los primeros tenían turnos por DNI. El pago a los jubilados no estaba organizado.

Pese a que el Presidente analizó dictar un decreto para incluir a los bancos en las actividades esenciales exceptuadas de la cuarentena, al filo de la medianoche decidió no hacerlo. Fernández entiende que no es necesario porque el decreto 297/2020, que ya está en vigencia, le da facultades al Banco Central para instruir a los bancos a abrir sus sucursales.

Operativo de seguridad

Al sistema de turnos por DNI se sumará asimismo un operativo de seguridad, coordinado con los intendentes del conurbano bonaerense. Efectivos de distintas fuerzas recorrerán las colas que se formen frente a los bancos desde temprano para corroborar que solo hagan la fila aquellos a los que les corresponde cobrar según su número de documento. A los jefes comunales se les encargó prestar asistencia para que los jubilados puedan esperar sentados en las filas callejeras. "Vamos a peinar las colas desde temprano. Si las agarrás a las 10, cuando ya se formaron, es tarde. Hay que arrancar bien temprano", dijo a LA NACION un intendente.

"En esta crisis que estamos atravesando van a surgir muchas situaciones como estas", dijo un funcionario que visita Olivos a diario, para explicar por qué Fernández había evitado cargar las tintas contra alguno de sus funcionarios. En el entorno del Presidente insistían en que no había razones para que tanta gente fuera a los bancos. "Tenían cuatro días para ir a cobrar y fueron todos juntos", dijeron, desconcertados, sin reconocer errores. Admitían, sin embargo, que el resultado había sido "desastroso".

Otros funcionarios del Gobierno atribuyeron el desorden a un "error grave" en la comunicación. "Mucha gente no se enteró de que los bancos iban a estar abiertos la semana que viene, y pensó que no cobraba hoy no cobraba más", dijo un ministro a LA NACION .

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.