Suscriptor digital

En París, Macri apoyó la idea de postular los Pasos de los Andes y el Teatro Colón como patrimonio de la Humanidad

Durante la reunión, el presidente también recibió detalles sobre el seminario de educación llamado ‘Historias de Éxito’, que la Delegación argentina realizará el 14 y 15 de marzo próximos en la sede de la UNESCO en París
Durante la reunión, el presidente también recibió detalles sobre el seminario de educación llamado ‘Historias de Éxito’, que la Delegación argentina realizará el 14 y 15 de marzo próximos en la sede de la UNESCO en París Fuente: Archivo - Crédito: Fabián Marelli / LA NACION
Luisa Corradini
(0)
27 de enero de 2018  • 19:06

PARÍS .– ¿El Paso de los Andes y el Teatro Colón pronto serán patrimonio de la humanidad? A pesar de una intensa agenda, los intereses educativos y culturales de Argentina no quedaron excluidos de la fugaz visita del presidente Mauricio Macri a París .

Después de lograr la inscripción del Parque Nacional Los Alerces en la lista del patrimonio mundial, el presidente apoyó esta vez la idea de postular el Paso de los Andes como patrimonio de la humanidad.

“Teniendo en cuenta la hazaña de José de San Martín y las características únicas de esos pasos, en los cuales el Ejército de los Andes llegó a 4000 metros de altura, superando los cruces de los Alpes por Aníbal y Napoleón”, explicó el embajador argentino ante la Unesco, Rodolfo Terragno , a LA NACION, tras mantener el viernes una reunión con el mandatario argentino.

Macri “también apoyó la iniciativa de postular al Teatro Colón como patrimonio de la humanidad”, precisó.

Durante la reunión, el presidente también recibió detalles sobre el seminario de educación llamado “Historias de Éxito”, que la Delegación argentina realizará el 14 y 15 de marzo próximos en la sede de la Unesco en París.

El seminario, moderado y conducido por Terragno, contará con la participación de expertos de Singapur, Shangai, Japón, Corea del Sur, Finlandia y Estonia: países que marchan en la cima de las mediciones educativas internacionales, como PISA y otras.

Los participantes deberán responder a una larga serie de preguntas específicas, que buscarán conocer los pros y contras de los distintos modelos.

“Si bien el trasplante de la política educativa de un país a otro es imposible debido a diferencias históricas, sociales, culturales, políticas y económicas, hay lecciones que se pueden extraer de experiencias exitosas”, explicó Terragno.

Además del patrocinio de la Unesco, la Delegación argentina contará con la participación de la Organización de Cooperación para el Desarrollo Económico (OCDE).

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?