Planean regularizar a los extranjeros en el conurbano para evitar el clientelismo

Abrirán delegaciones de Migraciones en cinco intendencias para atender a los inmigrantes indocumentados; se busca eludir el manejo de los jefes comunales con fines partidarios antes de los comicios
Martín Dinatale
(0)
6 de febrero de 2017  

El nuevo giro de la política migratoria que impuso Mauricio Macri no se detendrá con los mayores controles para los extranjeros que cometan delitos en el país, sino que dará un paso más y se meterá de lleno en la política interna: el Ministerio del Interior ampliará en lo inmediato la cantidad de delegaciones de Migraciones en el conurbano para regularizar la situación de los inmigrantes ilegales, que en el futuro podrán votar para cargos comunales.

Se trata de una apuesta muy fuerte no sólo en términos de política migratoria, sino también de enfrentamientos partidarios del Gobierno con algunos intendentes peronistas del conurbano y un respaldo a jefes comunales propios.

Fuente: LA NACION

El director de Migraciones, Horacio García, confirmó a LA NACION que el Gobierno abrirá al menos cinco oficinas del Ministerio del Interior en distritos clave del conurbano, como Moreno, Pilar, Quilmes, La Matanza y La Plata. Estas delegaciones de Migraciones se sumarán a las 29 que funcionan en la actualidad en todo el país para regularizar la situación de los inmigrantes.

"Buscamos mejorar el sistema de radicaciones de extranjeros, hacer trámites más eficientes y evitar el clientelismo político que hubo antes", dijo García.

De esta manera, la apuesta del Gobierno es eludir a los intendentes o punteros políticos como intermediarios en la convocatoria de extranjeros y ponerse al frente en el conurbano en los trámites de regularización de documentos para inmigrantes ilegales. Según se pudo saber, en los últimos años hubo muchas irregularidades de los intendentes y un "uso clientelar" de las comunidades de inmigrantes a la hora de reclutarlos para tramitar radicaciones en la Argentina.

Hasta ahora, en la provincia de Buenos Aires buena parte de estas tareas estaban concentradas en las delegaciones de los municipios de Florencio Varela y Almirante Brown, que son comunas manejadas por intendentes del Frente para la Victoria (FPV). Con la apertura de las nuevas delegaciones se equilibrará la balanza: los centros de atención del Ministerio del Interior estarán en Quilmes, que está manejado por el macrista Martiniano Molina; en Pilar, con el macrista Nicolás Ducoté, y en La Plata, con Julio Garro, de Pro. En este último distrito ya existía una delegación, que se ampliará. A la vez, los distritos peronistas de alto nivel de población extranjera, como La Matanza y Moreno, son liderados por los peronistas Verónica Magario y Walter Festa, respectivamente.

Reclutamiento nacional

Con las nuevas oficinas de Migraciones, las tareas de reclutamiento de extranjeros indocumentados serán monitoreadas por las delegaciones del ministro del Interior, Rogelio Frigerio.

Esta particularidad será clave en términos electorales, ya que los extranjeros que regularizan su situación están en condiciones de votar para cargos comunales y ello resulta crucial para traccionar votos de los intendentes. No obstante, el director de Migraciones aclaró a LA NACION que los extranjeros que regularicen su situación ahora no podrán participar de las elecciones de este año, ya que el padrón electoral se cierra en los próximos días. En tal caso, la idea del Gobierno es evitar que haya un uso político de los extranjeros en el futuro, al no dejar en manos de los jefes comunales el manejo de los operativos para regularizar trámites de extranjeros.

El titular de Migraciones, Horacio García, junto a Rogelio Frigerio
El titular de Migraciones, Horacio García, junto a Rogelio Frigerio Fuente: Archivo

Según datos oficiales, en 2016 se realizaron trámites para 215.000 radicaciones nuevas de extranjeros y sólo en diciembre del año pasado se hicieron 28.000 trámites para extranjeros en situación irregular.

"Las nuevas delegaciones en el conurbano sin duda aumentarán la cantidad de radicaciones y ayudarán a transparentar el sistema", dijo García. En adelante, las nuevas delegaciones de Migraciones no sólo se limitarán a entregar documentación a extranjeros ilegales. También realizarán una tarea de monitoreo de los datos aportados por los extranjeros y su posterior chequeo con bases de datos para investigar antecedentes penales.

La nueva estrategia estará acompañada por un aumento en la cantidad de funcionarios de Migraciones encargados de llevar adelante esta tarea. A la vez, las nuevas delegaciones de Migraciones en el conurbano cerraron convenios con varios gremios con el fin de garantizar el blanqueo laboral de los inmigrantes indocumentados. Así, el Ministerio del Interior estableció acuerdos con el gremio Uatre, de peones rurales; con el sindicato de personal doméstico, y con el gremio de trabajadores ladrilleros, con la intención de que estos sindicatos colaboren en la recolección de datos y eviten la precarización laboral de extranjeros.

Este nuevo esquema en la política migratoria se suma al decreto presidencial que impuso un nuevo régimen de control migratorio para los extranjeros con causas penales. Este sistema prevé la expulsión de inmigrantes con antecedentes penales en tiempos más acotados y la prohibición de ingreso de aquellos con causas relacionadas con el narcotráfico. La iniciativa del Gobierno generó un fuerte malestar con Bolivia, Paraguay y Perú.

Llega una misión de Bolivia

Una misión de alto nivel del gobierno boliviano, liderada por el canciller Fernando Huanacuni, comenzará hoy en la Argentina una ronda de reuniones con funcionarios para conocer el alcance de la nueva política migratoria de Mauricio Macri. La comisión estará con autoridades de la Argentina para ver el alcance del decreto que acelera los plazos de expulsión de extranjeros con antecedentes penales o que hayan cometido delitos. La puesta en marcha de la normativa despertó preocupación entre los residentes bolivianos en la Argentina, que temen por la aparición de actitudes xenófobas y de discriminación.

5

Delegaciones de Migraciones nuevas

El Ministerio del Interior avanza en un plan para instalar cinco delegaciones de Migraciones en el conurbano con la idea de profundizar los operativos de regularización de extranjeros indocumentados. La intención es evitar que los intendentes utilicen políticamente a los inmigrantes para traccionar votos

215.000

Radicaciones

Según datos oficiales, durante 2016 se realizaron 215.000 radicaciones nuevas a extranjeros. De esa totalidad, 28.000 trámites sólo se realizaron en diciembre pasado. La Dirección de Migraciones busca potenciar estas radicaciones en el conurbano con la presencia de nuevas delegaciones para regularizar la situación de los extranjeros. Estos podrán votar a cargos comunales

  • Horacio García - Director de Migraciones: “Buscamos mejorar el sistema de radicaciones de los extranjeros, hacer trámites más eficientes y evitar el clientelismo político que hubo antes con los inmigrantes”

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?