Coronavirus en la Argentina: subió más del doble el porcentaje de positividad de los testeos

El porcentaje de casos positivos sobre el total de testeos subió al 14 por ciento ayer
El porcentaje de casos positivos sobre el total de testeos subió al 14 por ciento ayer Fuente: LA NACION - Crédito: Tomás Cuesta
José María Costa
(0)
22 de mayo de 2020  • 18:58

La cantidad de testeos para detectar los casos positivos del nuevo coronavirus (Covid-19) en la Argentina estuvieron en el centro del debate desde que se confirmó el primero, hace 80 días. Además, con el correr de las semanas, el dato que las autoridades sanitarias nacionales comenzaron a destacar fue el del "porcentaje de positividad". Es decir, el que se obtiene de la cantidad de casos confirmados sobre el total de personas a las que se le realizó el examen.

Según los datos oficiales analizados por LA NACION y LN Data, la cifra se duplicó en dos semanas. De hecho, el 7 de mayo pasado se hicieron en todo el país 2703 testeos y 163 personas dieron positivo, es decir, un 6% sobre el total. Dos semanas después, se realizaron 4589 tests y 648 personas dieron positivo al virus SARS-CoV-2. Esto representa el 14% del total y demuestra que no es lineal la suba entre la mayor cantidad de testeos respecto de los nuevos contagios. El máximo recomendado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) es del 10% de positividad. Según el organismo, superar ese umbral implicaría que se está testeando de manera insuficiente.

Los especialistas consultados por este medio a raíz de la suba del porcentaje de positividad explicaron que, en parte, se debe a que se está trabajando de manera focalizada en zonas de alta circulación del virus. Además, reconocieron que el número de testeo aún debería subir más en el país y que tanto el porcentaje de positividad como el número de infectados diarios pueden aún crecer. Incluso, hasta triplicarse.

"Si el porcentaje de positividad es muy alto, estás testeando poco; si es muy bajo, probablemente mal. Lo que pasó en el último tiempo, en base al aumento de casos en los barrios populares, es que se diseñó una estrategia activa de búsqueda de casos. No se espera a que las personas acudan al sistema de salud", dijo a LA NACION Florencia Cahn, infectóloga de la Sociedad Argentina de Vacunología y Epidemiología (Save) e integrante del comité de asesores de la Presidencia. Y completó: "Cuando hacés una búsqueda activa de casos en un lugar donde tenés un alto número de casos, obviamente, te va a aumentar el porcentaje de positividad".

Si el porcentaje de positividad es muy alto, estás testeando poco; si es muy bajo, probablemente mal
Florencia Cahn

Por su parte, Adolfo Rubinstein, exsecretario de gobierno de Salud de la Nación, analizó ante LA NACION : "La trayectoria de la epidemia, es decir, los casos confirmados, está siendo tironeado muy fuertemente no solo por la ciudad de Buenos Aires, sino por lo barrios vulnerables como la Villa 31, la 1-11-14 o los paradores para los sin techos".

"Lo que sucede es que cuando vas a buscar los casos a estos lugares de altísima vulnerabilidad, si hacés un rastreo muy estricto e interrogatorio muy estricto, detectás los contagios dos días antes de que comenzaran con los síntomas", dijo el exfuncionario.

"Más del 50% de los contactos de los casos sospechosos que después fueron positivos, también se contagiaron. Acá lo que tenés es un foco de contagio. Para peor, o mejor dicho, para mejor, el 90% de lo positivos que se están detectando ahora eran casos leves o asintomáticos que no van a consultar al sistema de salud. Como se salió a buscar activamente a las poblaciones con altísima contagiosidad, esto eleva los casos y el porcentaje de positividad de los testeos aumenta ", agregó.

La búsqueda activa de casos, a través del programa Detectar, se lleva adelante en barrios vulnerables de la ciudad y la provincia de Buenos Aires
La búsqueda activa de casos, a través del programa Detectar, se lleva adelante en barrios vulnerables de la ciudad y la provincia de Buenos Aires Fuente: LA NACION - Crédito: Ricardo Pristupluk

Ricardo Teijeiro, infectólogo del Hospital Pirovano y miembro de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI), explicó: "Es multifactorial el aumento del porcentaje de positividad. Una de las causas es, por ejemplo, que haya una mayor circulación del virus. Nosotros empezamos con los casos importados. Hoy no tenemos casos importados y casi todos los nuevos positivos son casos comunitarios o de contacto estrecho. Eso favorece a la positividad Además, hay una búsqueda activa donde se encontraron focos, como los barrios vulnerables, que tiene un alto índice de positividad. En estos lugares llega al 60 y 70% de positividad. En la medida que hay mayor circulación hay más probabilidades también de encontrar el virus. Esto permite visibilizar lo que se tenía. Antes no se contaba porque no se veía. Como medida de salud pública es sumamente efectiva".

Cahn, que forma parte del grupo de profesionales que asesora al Gobierno, agregó: "Hay un aumento de números de casos que no es solo a expensas de los barrios populares. Las enfermedades infecciosas vienen a poner de manifiesto las injusticias o las situaciones de vulnerabilidad que ya existían previamente. Hace un mes, más o menos, recién se dio el primer caso en la Villa 31. Hasta ese momento, la consigna era quedate en tu barrio. Se hacía un aislamiento comunitario por las situaciones de hacinamiento. Ahora, una vez que entra en el barrio popular con superpoblación de personas, se disemina rápidamente".

3%: el porcentaje ideal para controlar la pandemia

"El porcentaje de positividad ideal, según evidencia empírica que proviene de los países que están controlando o han controlado la pandemia hasta hora es que esté por debajo del 3%. Si se llega a ese punto, quiere decir que una política de testeo es muy amplia y que no estás yendo a testear solo los casos sospechosos que tienen síntomas, sino que estás haciendo una muy buena pesquisa de los contactos que habitualmente no tienen síntomas", dijo Rubinstein.

Sobre el aumento del porcentaje de positividad en el país, analizó: "Lo que quiere decir la suba en la Argentina es que para abordar de una manera efectiva estas poblaciones es que se debe testear más. Yo diría, con números grosso modo, hoy estamos en un promedio de 3500 tests diarios. Con la cantidad de casos de ayer de 648 positivos, deberíamos estar en alrededor de 15.000 tests diarios. De hecho, Chile o Perú, para poner de ejemplo, tienen más de 15.000 tests diarios".

"Con 6% de positividad, podés estar razonablemente tranquilo. Pero en casos como ahora donde está subiendo la positividad, donde se están haciendo barridas en zonas donde hay un brote, lo que tenés que hacer es aumentar aún más el número de tests", dijo el exministro.

Teijeiro coincidió con Rubinstein: "Lamentablemente nunca tenemos la cantidad de testeos que necesitamos. Uno no testea lo que quiere, testea lo que puede. Ahí tenemos varios cuellos de botella. Por un lado, no tenemos la cantidad de kits porque hay una competencia a nivel mundial. Por otro lado, que no tenemos la cantidad de laboratorios para hacer los testeos rápidamente. Por eso nosotros tenemos demoras entre que se hace el hisopado y recibimos el resultado".

Los testeos diarios en la Argentina se acercan a los cinco mil
Los testeos diarios en la Argentina se acercan a los cinco mil Fuente: LA NACION - Crédito: Tomás Cuesta

"Si uno profundiza y tiene una mayor cantidad de testeos, va a mejorar muchísimo la performance y aparte mejorará la posibilidad de tomar decisiones. Hay que tratar de hacer más testeos", dijo el infectólogo miembro de la SADI, y detalló : "Con mejor performance me refiero a que, al testear más, podés tamizar mejor a la población. Podés hacer la búsqueda activa de casos igual que pasa en los barrios vulnerables en la actualidad y tenés un mapa clarísimo del lugar. Si pudiéramos trasladar esto a cada uno de los grupos vulnerables, como geriátrico y a ciudades grandes permite tomar decisiones importantes. Si podés hacer testeos a los habitantes sin esperar a que lleguen al sistema de salud tenés que tener la capacidad y hoy no la tenemos".

Por su parte, Cahn remarcó que se debe prestar atención a otras variables. "Si se mira los casos en terapia intensiva y las muertes, ambos se mantienen relativamente estables. Entonces, el aumento de nuevos casos es a expensas de los infectados con síntomas leves. Es un punto a tener en cuenta y se debe a que se está yendo tempranamente a buscar. Son personas que hubiesen consultado en cuatro o cinco días. Incluso no hubiesen consultado".

"El porcentaje de positividad no se evalúa en un solo día, sino que se tiene en cuenta una tendencia. Pero si encontrás barrios, como la villa 31, que tuvo un 60% de positividad te habla de que tenés que seguir con una búsqueda activa de los casos y fortalecer el testeo, que es lo que se está haciendo. Hay que seguir con la estrategia", agregó la infectóloga.

Para cerrar, Rubinstein dijo: "Claramente el área metropolitana es el foco de la pandemia. Pero ojo, esto se debe a que el país está cerrado. Esto, no necesariamente, será así más adelante", dijo Rubinstein y agregó: "Hoy está prácticamente circunscrita en el área metropolitana de Buenos Aires ( AMBA ). Pero si uno separa el altísimo porcentaje de positividad en las zonas vulnerables, el crecimiento de casos en la ciudad de Buenos Aires no es tan dramático".

En tanto, Teijeiro trazó un panorama de una gran suba de contagios en el corto plazo. "Para mí, estamos recién iniciando los casos. No hay dudas que se triplicarán los casos positivos y se aumentará el porcentaje de positividad. Seguro habrá un incremento de la patología. Uno está pensando en que recién está comenzado el cambio de clima. En dos o tres semanas habrá un fuerte impacto. Esperamos que el techo sea lo más bajo posible, pero podemos llegar a 1500 o 2000 contagios diarios".

La curva del promedio, desde el inicio de la pandemia, del porcentaje de positividad

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.