Los padres de un colegio, en alerta por la aparición de ratas

Es el Vera Peñaloza en Almagro; exigen que se garantice la salubridad
(0)
13 de marzo de 2019  

"El lunes 11 de marzo se reanudan las clases". Así se enteraron los padres de la Escuela Nº 20 Rosario Vera Peñaloza, en Almagro , que esta semana los chicos podían volver al colegio. Fue luego de que se suspendieran las clases por la aparición de ratas; esto preocupa a los padres desde el mes pasado.

Ayer, personal especializado en plagas inspeccionó desde la terraza hasta el subsuelo de la escuela, incluidos los árboles del patio, según contaron a LA NACION padres que piden que se garantice la salubridad del establecimiento de Pringles al 1100. "No encontraron ratas, pero sí excremento en todas las áreas", resumieron los padres que ayer se reunieron con la directora, Nora Reymundo.

"En las trampas [más de 60 cebos] no hay presencia de roedores", afirmó Sebastián Tomaghelli, subsecretario de Infraestructura del Ministerio de Educación porteño. "Pusimos a disposición los recursos del ministerio para resolver el problema y llevar tranquilidad a la comunidad", agregó. Dijo que le solicitaron a la comuna que continúe hasta abril la desratización de las cuatro obras alrededor de la escuela, mientras que con el Ministerio de Ambiente y Espacio Público se desratizó en la escuela y terrenos aledaños. Ayer, las autoridades escolares se comunicaron con el Hospital Durand, que le corresponde por el área programática. LA NACION intentó hablar con Reymundo, pero prefirió no hacer declaraciones.

Cuando el 13 de febrero pasado se retomaron las actividades en la escuela tras el receso de verano, en el subsuelo había 13 roedores muertos. Algunos en las trampas que había dejado a finales de diciembre el concesionario SI-AL, a cargo del servicio alimentario.

Las clases comenzaron normalmente el miércoles pasado. La directora informó que autoridades habían revisado la escuela: "Las instalaciones están en perfecto estado", afirmó. Los padres le entregaron una nota y exigieron una solución definitiva.

El jueves pasado, se suspendieron las clases hasta anteayer para desratizar. En las salas de música y computación, los padres volvieron a encontrar excremento de ratas. "¿La habilitación cuenta con aval de algún organismo de salud pública?", preguntó Santiago Pérez Villamil, tesorero de la cooperadora, en una reunión con la directora. "No", respondió Reymundo.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.