¿Cómo es el Samsung Galaxy S4 Mini?

El Samsung Galaxy S4 Mini tiene una pantalla de 4,3 pulgadas
El Samsung Galaxy S4 Mini tiene una pantalla de 4,3 pulgadas Fuente: LA NACION
Estuvimos probando la versión pequeña del smartphone bandera de la compañía, que ya se vende en el país
Ricardo Sametband
(0)
2 de diciembre de 2013  • 23:13

Hace algo más de dos meses Samsung presentó en nuestro país el Galaxy S4 Mini , que estuve probando. Como destacamos en su momento, el nombre no remite a sus componentes, sino a su aspecto; creer que es un Galaxy S4 pequeñito es un error. Esto no significa que el teléfono sea malo, pero es un dato por tener en cuenta. Samsung no es la única compañía en hacer algo así; a la vez, Sony demostró con su Xperia Z1 F que sí es posible tomar un teléfono de alta gama, preservar los componentes y simplemente hacerlo más pequeño.

Da igual: para quien esté evaluando comprar el Galaxy S4 Mini, lo que importa es lo que es, no lo que debería o podría ser. Vamos, entonces, a analizar qué es -y qué no- este smartphone.

El aspecto exterior

El mayor punto de contacto del S4 Mini y el S4 es el aspecto; aquí realmente es un Galaxy S4 en miniatura. Tiene una pantalla Super AMOLED de 4,3 pulgadas (960 x 540 pixeles, 260 pixeles por pulgada), lo que le permite tener un buen tamaño y resultar muy cómodo en el bolsillo, sobre todo si, como yo, prefieren un equipo con pantalla de 4,3/4,5 pulgadas antes que algo más grande. La resolución está bien, aunque podría ser un poco mayor; para la enorme mayoría de los usuarios esto será anecdótico; más notorio será, no obstante, que la pantalla tiene muy buena visibilidad a la luz del sol, aunque -como en otras pantallas de su tipo- los colores están un poco saturados.

Abajo está el mismo botón físico de control y los dos botones capacitivos que tiene su hermano mayor, lo mismo que el botón de bloqueo y el de volumen a los lados, y la tapa trasera que permite el acceso a la batería de 1900 mAh (removible) y a las ranuras para la microSD y la microSIM. Al frente no está, lamentablemente, la muy útil luz de notificación.

El teléfono es compacto y liviano (124,6 x 61,3 x 8,9 mm, 107 gramos), y aquí se ajusta a su nombre, porque por la terminación de las piezas no se siente económico o modesto sino, simplemente, más chico que el S4; a los que no les convenza la estética reciente de Samsung no los hará cambiar de idea.

El procesador y la memoria

Detrás de la pantalla el S4 Mini tiene un chip Qualcomm Snapdragon 400 de doble núcleo a 1,7 GHz, 1,5 GB de RAM, 8 GB de almacenamiento interno (algo más de 5 GB disponibles para el usuario) y ranura microSD, cámara de 8 megapixeles con flash LED que graba video en Full HD y Android 4.2.2 (no hay noticias sobre su actualización a 4.3, disponible en otros países desde fines de octubre). También, 3G, Wi-Fi, GPS/Glonass, Bluetooth 4, radio FM y puerto infrarrojo, útil para usar el teléfono como control remoto, algo que funciona muy bien. No tiene chip NFC (el modelo i9195, con LTE, sí tiene, pero no es el que se vende en el país) ni MHL (que combina USB y HDMI en un mismo puerto); sólo un miniUSB.

Los hermanos: el Galaxy S4 y el S4 Mini
Los hermanos: el Galaxy S4 y el S4 Mini Fuente: LA NACION

Aquí sí hay un cambio grande respecto del Galaxy S4 convencional, notable sobre todo en el procesador y en la RAM disponible. ¿Es poco, es lento el camino, es anticuado? No, pero no es ni por asomo el más poderoso del mercado ( más allá de lo que digan las pruebas de laboratorio ), aunque -y esto vale para casi cualquier smartphone moderno- con un procesador de doble núcleo y 1 GB de RAM son raras las ocasiones en las que un equipo de este tipo no llega a completar las tareas normales que se esperan de un smartphone.

¿Hubiera sido mejor más potencia y más RAM? Sin duda; a medida que pasa el tiempo y las aplicaciones van evolucionando, suelen ocupar más RAM y demandar más potencia de cálculo, porque se hacen más sofisticadas. Es igual en las PC. ¿Significa esto que el S4 Mini no sirve, o que es viejo? Para nada. Simplemente, a largo plazo se le notarán más las limitaciones; hoy no debería traer ningún problema, y de hecho no tuve inconvenientes con ninguna de las aplicaciones que usé.

La cámara y la batería

La cámara es buena también; hay mejores y de más resolución, pero no tiene inconvenientes para ofrecer buenas fotos. Tampoco descuella. Las imágenes tienen buena nitidez y están bien los colores, lo mismo que en los videos.

La batería alcanza para una jornada de uso, pero no mucho más, aunque esto variará en cada uno, dependiendo de múltiples elementos (tipo de uso, calidad de la señal donde estemos, etcétera). Pero debería ser posible salir de casa sin preocuparnos por un cargador o estar pendientes de si llegamos a la noche.

No tuve problemas con la calidad de las llamadas y, en general, tuve señal en las mismas zonas que otros equipos.

Android y las funciones particulares

Como el Galaxy S4, el S4 Mini usa TouchWiz, la versión de Android adaptada al gusto de Samsung. Se aleja de la postura de Motorola (que en sus Moto X y Moto G ofrece un Android apenas modificado respecto de cómo lo implementa Google); no será del agrado de todos; como siempre digo, hay otras opciones en el mercado por ese precio (de competidores que le ponen otro estilo a Android, de plataformas diferentes como Windows Phone) que son muy sólidas también.

La cámara del Galaxy S4 Mini (de 8 megapixeles) junto a la de 13 MP del Galaxy S4
La cámara del Galaxy S4 Mini (de 8 megapixeles) junto a la de 13 MP del Galaxy S4 Fuente: LA NACION

Pero teniendo en cuenta la popularidad de Samsung en el mercado no parecería que TouchWiz -que ha mejorado bastante respecto de versiones anteriores- represente un problema. Aquí todo funciona como en el S4 grande o en el Galaxy Note 3; está la múy útil posibilidad de tener múltiples botones de control en el menú de notificaciones, están las aplicaciones que Samsung suma -los hubs para agrupar y promocionar contenido, su software de reproducción multimedia- y algunas de las funciones propietarias de la compañía presentes en el Galaxy S4.

Por ejemplo, las que aprovechan el acelerómetro para iniciar una llamada con sólo llevarnos el teléfono a la oreja (si teníamos abierta una conversación de chat o la vista de ese contacto), o hacen vibrar el teléfono si estuvo mucho tiempo solo (quieto) y tenemos llamadas perdidas o mensajes sin leer; Smart Stay, que detecta la posición de los ojos para evitar que se apague la pantalla si la estamos mirando. Faltan los agregados a la cámara (como la captura con las dos cámaras en simultáneo) y el reconocimiento de gestos en el aire, pero en mi tiempo con el Galaxy S4 no me pareció algo particularmente útil.

Precio y conclusiones

El Samsung Galaxy S4 Mini tiene un precio de $ 3699 en Claro, $ 3299 en Movistar y Personal (con abonos de entre 250 y 300 pesos; hay otras opciones).

En ese segmento de precio, sin embargo, tiene algunos competidores interesantes, que también probé en su momento, como el Motorola Moto X , Sony Xperia ZL , LG Optimus G o Nokia Lumia 925 (incluso un BlackBerry Z10 , más allá de la situación de la compañía), entre otros, que igualan o mejoran estas prestaciones. Aún así me pareció un equipo sólido, con buen rendimiento y prestaciones que no sobresalen del resto, pero que igual están bien.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.