El Mundial en Nueva York: Karjakin rompió el muro de Carlsen y lo venció a cuatro juegos del final

Carlsen (izquierda) no puede creerlo: Karjakin le ganó por primera vez
Carlsen (izquierda) no puede creerlo: Karjakin le ganó por primera vez Fuente: EFE
El número 9 del mundo tomó la delantera en Manhattan y se quedó con el primer triunfo en la serie decisiva
Carlos Ilardo
(0)
21 de noviembre de 2016  • 23:59

Aunque se trate de un juego lógico y sin lugar para el azar o las sorpresas, estas a veces suceden. Le pasó a Capablanca contra Alekhine en Buenos Aires en 1927, y lo sufrió Karpov ante a Kasparov en 1985. Cuando se disputa un mundial no está en juego “quién es el mejor jugador del mundo”, sino que se trata sólo de un match que puede definirse a favor de quien llegue mejor o este mejor preparado.

Sólo así se podrá comprender por qué el ruso de origen ucranio, Sergey Karjakin , de 26 años y número 9 del mundo, tomó la delantera en el duelo que por el título mundial que está disputando ante el campeón mundial, el noruego Magnus Carlsen , de 25 y N°1, en el Fulton Market Building, en Manhattan. Después de un cerrado comienzo, con siete empates consecutivos, anoche, Karjakin logró la primera victoria y pasó al frente del marcador, por 4,5 a 3,5 cuando restan cuatro juegos para el final del torneo.

Hasta el comienzo del match en Nueva York, que se extenderá hasta el 30 de este mes y repartirá un millón de euros en premios, el desafiador ruso solamente había logrado vencer una sola vez a su rival después de 21 partidas, con cuatro derrotas y 16 empates. El rigor de la estadística, la diferencia de fuerza en el ranking y la experiencia de tres años luciendo la corona de campeón mostraban al noruego Carlsen como un gladiador invencible.

“¿Quién es Karjakin?”, contestó Kasparov cuando fue consultado sobre su pronóstico del duelo en Nueva York. Y agregó. “Lo de Karjakin es un accidente. Salvo que Carlsen tenga algún problema personal severo, Karjakin no tiene la menor posibilidad ante él”.

Sin embargo tras soportar situaciones incómodas y encontrando los recursos defensivos necesarios de casa posición, el aspirante fue ganando en confianza en su juego; primero advirtió que podía jugar sin perder ante su rival, y más tarde que podía ponerlo en aprietos. Estuvo a un paso de vencerlo en la 5ª -no vio la secuencia ganadora- y ayer, después de pasar algún sobresalto, y también de haber perdido una chance de ganar el juego antes -con menos de un minuto para hacer tres jugadas omitió el movimiento ganador 37.Da4 y jugó en su lugar 37. Dd3-, se impuso en un gran final, con piezas negras, tras 52 jugadas de una Apertura Peón Dama, Sistema Colle.

Vale aclarar que el match no está aún decidido, si bien la ventaja del desafiador de un punto a falta de cuatro juegos (llevará dos veces blancas y dos negras, en las cuatro últimas partidas), es importante, una victoria de Carlsen forzará el desempate a través de partidas rápidas. Y en esa especialidad, ambos jóvenes se han consagrado campeones mundiales, lo que enseña de la paridad de sus fuerzas. Tal vez la diferencia hasta el momento se centre en la fuerza psicológica o resiliencia como fuera descripta en el comentario de la 3ª partida de este match.

Hoy será jornada de descanso y el miércoles se jugará la novena partida en la que Karjakin llevará las piezas blancas.

Aquí el desarrollo de la 8ª partida.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.