Apareció Zlatan Ibrahimovic: el sueco trajo los goles que le faltaban a Milan

En su primer partido luego de su regreso desde la MLS, Zlatan anotó el segundo gol en el 2-0 contra el Cagliari.
En su primer partido luego de su regreso desde la MLS, Zlatan anotó el segundo gol en el 2-0 contra el Cagliari.
(0)
11 de enero de 2020  • 14:36

Zlatan está de vuelta en el Calcio. El gigante sueco parece inoxidable. Puede haber perdido algo de movilidad, pero su cerebro y, sobre todo, su capacidad para definir, están intactos. Justo eso, contundencia, era lo que necesitaba Milan en su visita a Cagliari, ya que llevaba 360 minutos sin convertir y tenía la peor cosecha de goles en los últimos 30 años. Y el delantero sueco respondió: primero, con un remate sutil para anotar el 2-0. Y luego con otra conquista, que fue invalidada a instancias del VAR. El sueco eligió no hacer ningún gesto: apenas frunció el bigote al conocer la decisión arbitral.

Así, el gigante de 38 años le permitió volver al triunfo a un alicaído Milan, que no ganaba un partido desde el 3-2 a Bolonia el pasado 8 de diciembre. En este sábado volvió a marcar para el 'rossonero' tras casi ocho años: su última conquista había sido el 6 de mayo de 2012, cuando anotó un doblete contra Inter en el debry milanés.

El gol de Ibrahimovic

Ibrahimovic ya había jugado unos minutos en el partido anterior frente a Sampdoria (reemplazó a los nueve minutos del segundo tiempo al polaco Krzysztof Piatek), pero no había podido vulnerar el arco del conjunto genovés: el partido concluyó 0-0. El sueco se estrenó hoy como titular en Milan (hacía más de tres meses que no completaba un partido) y fue, además, uno de los mejores de su equipo.

Igual, el sueco no intervino en la jugada que abrió el marcador: un pase largo del español Samu Castillejos (considerado vendible y quien podría regresar a La Liga en este mercado de pases) que el portugués Rafael Leao consiguió enviar a la red luego del desvío en el italiano Fabio Pisacane.

El gol de Zlatan le da nuevos aires a la temporada de Milan, que tuvo a Paolo Maldini y Zvonimir Boban, dos de sus ejecutivos de fútbol, en las tribunas del estadio de Cagliari. El argentino Mateo Musacchio fue titular en el conjunto rojinegro, mientras que Giovanni Simeone lideró la ofensiva del equipo local. Además, Lucas Castro jugó los últimos 14 minutos del encuentro. El uruguayo Nahitan Nández, ex Boca, jugó 76 minutos en Cagliari: lo reemplazó el moldavo Artur Ionita.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.