Una fórmula inagotable para los Spurs: Gregg Popovich ya es el tercer entrenador más ganador de la historia de la NBA

Gregg Popovich es el tercer entrenador con más victorias (1221) en la historia de la NBA
Gregg Popovich es el tercer entrenador con más victorias (1221) en la historia de la NBA Fuente: AP
Diego Morini
(0)
8 de enero de 2019  • 09:19

Quizá la urgencia por las sentencias son las que dominan estos tiempos, pero no todos corren detrás de esa dinámica. Mientras algunos creían que San Antonio Spurs había caído en un pozo definitivo y que su filosofía estaba gastada después de un arranque de temporada de la NBA sin luces, la franquicia texana torció el rumbo, pasó de las últimas posiciones en la Conferencia Oeste al cuarto lugar, encadenó su quinta victoria consecutiva (apenas perdió 3 juegos de los últimos 16 encuentros), y con el éxito de anoche ante Detroit Pistons 119-107, su entrenador, Gregg Popovich, se convirtió en el tercer técnico con más triunfos en la historia de la NBA Una auténtica leyenda.

Ahora bien, ¿Cómo es que un líder llega a 1221 triunfos en la liga más poderosa y competitiva del universo del básquetbol? ¿Qué lo hace tan especial para que sus jugadores se encolumnen sin oponer resistencias? Hay varias explicaciones para comprender cómo es que Popovich, que está ligado a los Spurs desde 1996, es el entrenador más respetado de la competencia. Hace un tiempo, en una entrevista con LA NACION, el español Pau Gasol, dos veces campeón de la NBA con los Lakers, explicó por qué aceptó el desafío de formar parte de San Antonio: "Acá existe un control por una figura principal que es Popovich, que se encarga de pisotear los egos de cualquiera. Entonces, logras entender que formas parte de un grupo de mucha calidad, de mucha profundidad, de jugadores que sacrifican su lucimiento personal por el bien del equipo".

A los 69 años, la historia de Popovich en la NBA se reescribe a cada paso. Las estadísticas no lo inquietan, no está pendiente de que los primeros que más partidos ganaron en la competencia son Don Nelson con 1335 victorias y Lenny Wilkens con 1332. Esa cuestiones siente que le quitan la atención en lo importante. Lo suyo pasa por convencer a su jugadores, enseñarles que el grupo es la clave. Y ahora tiene un equipo que transformar, porque ya no le quedan rastros del Big Three, Parker - Ginóbili - Duncan , y el tiempo es lo único que precisa para que sus nuevos muchachos ( DeMar DeRozan , Jakob Pöeltl, Derrick White, Bryn Forbes, Davis Bertans, Rudy Guy) comprendan la cultura de Jacob Riis y aquello de golpear la roca.

"Cuando nada parece ser de ayuda, miro a un picapedrero golpeando la roca tal vez hasta cien veces sin que aparezca ni una sola grieta. Sin embargo, al golpe ciento uno la rompe en dos. Sé que no fue ese último golpe el que la partió, sino todos los anteriores". Esta frase de Jacob Riis está ubicada en el ingreso al vestuario de los Spurs

Cómo enviar mensajes puede que sea otras de las claves de Pop, porque es cierto que nada garantiza que pueda sostener su racha de 21 años ingresando con los Spurs en los playoffs, aunque nadie negará que este nuevo modelo de San Antonio comenzó a adquirir su sello. Es que sabe dónde tocar a cada grupo. Las formas de liderazgo lo definen, como cuando en 2013 llegó a un entrenamiento y advirtió que sus jugadores estaban molestos y particularmente quejosos. Entonces, no les dio ni tiempo para que se cambien, les ordenó que se dirigieran a la puerta del entrenamiento y se subieran al ómnibus que los esperaba fuera del predio. Comenzó el viaje y Popovich les contó a sus muchachos que iban a ir un hospital de chicos con enfermedades terminales. Les explicó a sus jugadores qué sector debían visitar y les especificó a qué persona y qué cama tenían asignada para mantener una charla. Estuvieron un buen rato en el hospital y pegaron la vuelta al campo de entrenamiento de los Spurs. Todos entendieron que debían prepararse para comenzar con la práctica, sin embargo, Pop los detuvo y les dijo: "No se cambien. Vayan a sus casas. Vengan mañana y acuérdense que a veces todos los millones que ustedes tienen no sirven para una mierda".

Gregg Popovich junto a Parker, Ginóbili, Bowen y Duncan
Gregg Popovich junto a Parker, Ginóbili, Bowen y Duncan Fuente: AP

Anoche, los Spurs bajo la dirección de Popovich consiguieron el éxito 518 fuera de su campo, una cifra realmente impactante. Es que este señor que es el autor intelectual junto con RC Buford, el general manager de San Antonio, comenzó a forjarse en el mundo del básquetbol en la US Air Force Academy, donde jugó en el equipo durante cuatro años. Coach Pop estudió ciencias soviéticas y, tras graduarse, en 1974, ingresó a la Central de Inteligencia de los Estados Unidos. "Reconozco que siempre he sido una persona curiosa. Siempre me ha gustado saber algo más, y siempre he encontrado fascinante la manera de llegar a los demás, a ese punto recóndito de su mente, donde es capaz de escucharte", dijo en una entrevista hace un tiempo el hombre que desde muy joven se destacó por combinar lo visceral con lo neuronal. Y eso hasta significó que algunos en la franquicia lo apodasen Dr. Xavier (en referencia al personaje de la serie X- Men que es capaz de controlar las mentes).

Gregg Popovich, el hombre que encontró una formula que parece inagotable para extender la dinastía de San Antonio Spurs.

Gregg Popovich es el tercer entrenador con más victorias (1221) en la historia de la NBA
Gregg Popovich es el tercer entrenador con más victorias (1221) en la historia de la NBA Fuente: AP

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.