Los une el escándalo

(0)
29 de mayo de 2015  • 23:59

Los une el escándalo, pero tienen mucho más en común. La FIFA, la Conmebol, la Concacaf, la AFA, Torneos, Full Play, Datisa y sigue la lista... Se conocen todos. Son siempre las mismas caras, aunque cambien los nombres. Se sientan a la misma mesa. Hablan el mismo idioma. Manejan los mismos códigos. Su negocio es el fútbol. Pasan los años, pero ellos, como las instituciones, no pasan. Siguen. El juego sigue...

Los une el escándalo. "Asumo la responsabilidad de recuperar la imagen de la FIFA. Juntos lo podemos hacer", reitera Joseph Blatter. Lo hace ante el mundo, apenas es reelegido presidente. Lo hizo tantas veces como días suman los 17 años que lleva al frente de la entidad. Por delante tiene cuatro años para hacer lo que no supo o no quiso hacer. ¿Por qué ahora habrá que creer que sí buscará "solucionar los problemas y dejarle una FIFA más fuerte" a su sucesor? ¿No será él mismo quien vuelva a estar al frente de la ONG sin fines de lucro más rica del mundo?

Los une más que el escándalo. Coinciden en las intenciones. Tienen idéntica predisposición para colaborar con la más grande investigación de la historia sobre corrupción en el deporte. "Por muy lamentables que sean estos acontecimientos, acogemos con satisfacción las acciones emprendidas por las autoridades estadounidenses y suizas. Seguiremos colaborando enérgicamente para recuperar la confianza y garantizar que el fútbol mundial esté libre de actos delictivos". ¿Se habrá sincerado definitivamente la FIFA con esta declaración del miércoles último?

"Apoyamos y acompañamos las investigaciones -aclaró la AFA- y continuaremos adoptando las medidas necesarias para el total esclarecimiento de las denuncias, para lo cual estamos a disposición de las autoridades que lo requieran". Torneos no fue menos y desmintió "cualquier participación de la compañía y de su presidente en los hechos denunciados", además de "reafirmar la predisposición de colaborar con la justicia para el esclarecimiento de los hechos".

La Conmebol aseguró "repudiar todo acto de corrupción y apoyar irrestrictamente las investigaciones, comprometiéndose a colaborar abierta y enfáticamente". "Consternada por los arrestos", la Confederación de Norte, Centroamérica y el Caribe de Fútbol Asociación (Concacaf) anunció que "continuará cooperando con las autoridades en toda su capacidad."

Los une hasta los allanamientos. Si el miércoles se retiraron documentos y archivos de la Concacaf, ayer fue el turno de Torneos, Full Play y Datisa. Mañana habrá que ver a quién le toca. La fiscal norteamericana Loretta Lynch espera ese material y a los involucrados en los 47 cargos de la causa.

Todos cuentan con una promesa para poder hacer realidad sus coincidentes y públicos deseos de colaboración. La ley exige a las autoridades fiscales norteamericanas actuar ante "la sospecha de delitos de corrupción o de lavado de dinero dentro de su territorio o que incumba a entidades de su bandera". Tanto la Casa Blanca como el Departamento de Justicia aseguraron que la investigación es "imparable".

Los une el escándalo y los puede unir un viaje al 950 de Pennsylvania Avenue, en Washington. Es la sede del Departamento de Justicia de los Estados Unidos. Allí pueden encontrarse todos. Hoy es el camino más corto a la verdad. Vale la pena transitarlo voluntariamente para dejar a salvo el honor, más cuando ninguno tienen nada que ocultar. Pero difícilmente se presenten si no van todos juntos. Aprendieron a conocerse tanto que desconfían hasta de sus sombras...

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.