Coronavirus. Apuestas y arreglos de partidos en el tenis: aumentaron las "alertas" y lo vinculan con el parate

Según la TIU, aumentaron las "alertas" en los partidos durante el primer trimestre del año.
Según la TIU, aumentaron las "alertas" en los partidos durante el primer trimestre del año. Crédito: shutterstock
Sebastián Torok
(0)
8 de abril de 2020  • 10:16

La Unidad de Integridad del Tenis (TIU) , el organismo creado en 2008 y con sede en Londres para tratar de combatir la corrupción en ese deporte, comunicó que aumentaron las "alertas" durante el primer trimestre del año y los investigadores lo relacionaron directamente con la suspensión de los circuitos debido al brote de coronavirus , situación que complica todavía más a los jugadores que tienen limitaciones para desarrollarse profesionalmente.

Entre enero y mediados de marzo último, la TIU recibió un total de 38 alertas de partidos a través de sus "acuerdos de entendimiento" con la industria de apuestas reguladas. La TIU comparó esta cifra con las 21 alertas que recibieron en el mismo período en 2019 , un año en el que se registró la menor cantidad de advertencias desde que los datos se publicaron por primera vez en 2015. La TIU consideró que el incremento de los partidos reportados en el primer trimestre de 2020 (la última semana de competencia fue la del 9 al 16 de marzo pasado), "es una indicación de que los niveles de entrada del tenis profesional fueron deliberadamente atacados por los corruptores, ya que el deporte avanzó hacia la suspensión debido a la pandemia de coronavirus".

Esta maliciosa posibilidad la aventuró, hace unos días en LA NACION , el brasileño Bruno Soares, uno de los mejores doblistas del mundo y miembro del Consejo de Jugadores de la ATP. "Hay mucha gente buena que cae y una vez que estás metido con la mafia, no te dejan salir. Se hace una bola de nieve cada vez más grande hasta que explota la bomba. Espero que la crisis por el virus no haga que los jugadores vuelvan a pensar en caer en eso. Se arruinarían para siempre", le comentó Soares, doble campeón de Grand Slam, a LA NACION .

Los arreglos de partidos y las apuestas son una perversa tentación para los jugadores que más limitaciones tienen.
Los arreglos de partidos y las apuestas son una perversa tentación para los jugadores que más limitaciones tienen. Crédito: shutterstock

La Unidad de Integridad del Tenis explicó que los 38 partidos sospechados corresponden al Challenger Tour (6), al ITF Men's World Tennis Tour (16) y al ITF Women's World Tennis Tour (16), que representan la segunda y tercera categoría del tenis profesional. Efectivamente, esos son los niveles donde los tenistas ganan menos dinero y más expuestos están a recibir las tentaciones de las organizaciones que apuestan en partidos arreglados.

Vale aclarar que una alerta por sí sola no es evidencia de arreglo de partidos, claro. Cada advertencia informada a la TIU se registra, se evalúa y continúa como un indicador de que algo inapropiado puede haber sucedido (hay otras razones, además de la actividad corrupta, que pueden explicar patrones de apuestas inusuales, como problemas físicos o circunstancias personales). Pero donde el análisis de una alerta coincide con una "sugerencia actividad corrupta", ahí el organismo comienza una investigación confidencial. En febrero pasado, Jonny Gray, un ex coronel del ejército británico y socio de una consultora estadounidense encargada de supervisar la integridad de eventos deportivos (como los Juegos Olímpicos de Londres 2012), asumió como director ejecutivo de la TIU.

Según la TIU, "en previsión de mayores preocupaciones de integridad cuando se reanuda el tenis, se está desarrollando una campaña de educación para informar y apoyar a los jugadores, los funcionarios y el personal de los torneos". En enero, durante el Abierto de Australia, unos 650 oficiales y jugadores de los cuadros principales y juniors recibieron sesiones informativas.

Hay seis países en la actualidad que trabajan para completar los criterios de integridad de la TIU, que forma parte del Programa de Reconocimiento de Centros Nacionales de Capacitación de la Federaciones Internacional de Tenis (la Argentina no es uno de ellos, le confirmó a LA NACIÓN Mark Harrison, Jefe de Comunicaciones de la TIU). Aquellas naciones que cumplen con los estándares, obtienen una certificación y la ITF les ofrece ayuda en forma de subvenciones para instalaciones y visitas de oficiales encargados de desarrollo.

En lo que va de la temporada, tres jugadores recibieron sanciones disciplinarias por no cumplir con el programa Anticorrupción: el brasileño Joao Souza (prohibición de por vida y una multa de US$ 200.000) , el francés Jonathan Kanar (cuatro años y seis meses de suspensión, más una multa de 2000 dólares) y el británico Patrick Keane (suspensión de tres meses y US$ 500 de multa). Además, la TIU anunció los cuatro meses de reducción en el castigo inicial a Nicolás Kicker . La sanción original se cumplía el 24 de mayo de 2021, pero ahora el argentino podrá volver a competir el 23 de enero del año próximo.

La suspensión de todos los circuitos tenísticos (ATP, WTA e ITF) se prolonga, al menos, hasta el 13 de julio próximo. Los protagonistas entienden que la inactividad continuará.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.