El público argentino se deleitó con Rafa Nadal - Novak Djokovic

En la Rural, el español de impuso por 6-4 y 7-5; la gente los ovacionó
Risas y tenis, bajo un calor agobiante en la cuidad
Risas y tenis, bajo un calor agobiante en la cuidad Fuente: FotoBAIRES
En la Rural, el español de impuso por 6-4 y 7-5; la gente los ovacionó
(0)
24 de noviembre de 2013  • 19:41

El súper campeón español Rafael Nadal sacó a relucir sus pergaminos que lo erigen como el mejor del planeta y le ganó al serbio Novak Djokovic , su escolta en el ranking mundial, por 6-4 y 7-5 un duelo que mezcló en dosis iguales tenis de alto vuelo y el típico show que caracteriza a las exhibiciones.

La cita fue presenciada por unas 12.000 personas que soportaron en forma estoica el calor agobiante que imperó en el escenario especialmente construido para la ocasión en el predio de La Rural, en el barrio de Palermo, y que cerró la gira de ambos tenistas por Sudamérica.

Nadal y Djokovic, un clásico del tenis moderno, se enfrentaron 39 veces en el circuito de la ATP, con ventaja de 22-17 para el español, aunque el serbio le había ganado los últimos dos partidos oficiales y la exhibición del miércoles último en Chile, en la velada que despidió del tenis al local Nicolás Massú y de la cual participó el cordobés David Nalbandian.

El número uno del mundo, nacido en Mallorca hace 27 años, venció al serbio en la final del US Open y luego perdió en las definiciones de Beijing y el Masters de Londres, respectivamente, y tras caer nuevamente en Santiago llegó a Buenos Aires con sed de revancha, pese a tratarse de una exhibición sin nada en juego, solo el orgullo deportivo.

Will Smith dijo presente en La Rural
Will Smith dijo presente en La Rural Fuente: FotoBAIRES

Nadal, el preferido en el cariño de la gente y vitoreado desde que pisó el court, fue más intenso de entrada y por eso marcó claras diferencias con su derecha y un par de buenas devoluciones que le permitieron quebrar, adelantarse 2-1 y con esa ventaja dominar el desarrollo del set inicial.

El español, más serio y concentrado, jugó cada punto con la intención de mantener a la defensiva al serbio, quien se mostró extrañamente errático en el inicio del partido.

"Nole" se dio cuenta de que estaba en problemas y apeló a su talento nato, con cambios de ritmo y golpes sutiles, y así pudo contener a Nadal, que lo desbordaba con su potencia.

Todo lo que tenés que saber sobre la despedida de David Nalbandian

El serbio demostró que, además de ser un crack, es un showman genial, único en el mundo superprofesionalizado del tenis, y matizó la tarde con algunas ocurrencias que cautivaron al público.

En ese contexto, con el marcador 5-3 en contra, se divirtió con los hinchas y dirigió sus canciones con los brazos en alto, y también le sobró paño para reirese de si mismo, ya que luego de haber fallado un punto con una pelota que dejó en la red, simuló la repetición de la jugada en cámara lenta, ante el delirio de todo el estadio que lo aplaudió a rabiar.

El público, ávido por ver en vivo a los dos grandes cracks del momento, gozó con cada corajeada de Nadal y se divirtió con el serbio y sus ocurrencias, algunas geniales, como cuando imitó al español con todos sus tics incluídos, o ensayó distintos pasos de baile al ritmo de la música que resonaba en el estadio en cada descanso, antes de los cambios de lado.

Tras el partido, los tenistas estuvieron en la Bombonera y patearon unos penales.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.