Moratoria bonaerense: cómo son los planes para saldar deudas impositivas en hasta 120 cuotas

El gobierno de la provincia condonará el 100% de los intereses y las multas por impuestos impagos
El gobierno de la provincia condonará el 100% de los intereses y las multas por impuestos impagos Crédito: Shutterstock
Silvia Stang
(0)
6 de febrero de 2020  • 18:01

A partir del 2 de marzo y hasta el 31 de mayo, las micro, pequeñas y medianas empresas que tengan deudas impositivas con la provincia de Buenos Aires podrán inscribirse en un plan de moratoria, que otorgará plazos de pago de hasta 120 cuotas y que contemplará un perdón del 100% de los intereses y de las multas y sanciones que se hayan acumulado desde el vencimiento de cada obligación adeudada. Las mipymes acumulan en la provincia deudas por $26.000 millones, según dijo a LA NACION Cristian Girard, director ejecutivo de la agencia de recaudación ARBA, quien puntualizó que, en total, si se tienen en cuenta también a las grandes empresas y a los particulares, las obligaciones impagas de los contribuyentes suman $137.000 millones, una cifra que representa alrededor del 40% de la recaudación que tuvo la provincia en 2019.

La moratoria fue aprobada por la ley de la legislatura bonaerense que, a fines de 2019, declaró la emergencia social y económica en la jurisdicción. ARBA dispuso ahora las condiciones para el ingreso y las características de los planes de pago (tasas de interés, anticipos, cantidad de cuotas, etcétera). Según Girard, el monto total adeudado se reduciría aproximadamente a la mitad, por la condonación de intereses y multas, si todo ingresara al plan. Según el caso, la quita a favor de los contribuyentes podría ser de hasta el 70%, según agregó.

Los impuestos por los que será posible adherir al plan son Ingresos Brutos, el Impuesto Inmobiliario Urbano y el que pesa sobre los automotores. En el universo de deudores pymes, según el funcionario, hay 600.000 contribuyentes, de los cuales 570.000 son micro unidades. Las condiciones de los planes para la cancelación dependerán del tamaño de la empresa y se tomarán en cuenta, para la segmentación, las categorías que rigen a nivel nacional.

En el caso de las microempresas, no se pedirá el pago de un anticipo (monto sin financiamiento), mientras que en las pequeñas unidades deberá saldarse en un pago inicial entre el 5% y el 15% de la deuda. Si se trata de medianas empresas, el anticipo será de entre el 5 y el 20% del monto adeudado. "Cuanto más plazo, mayor pago a cuenta", explicó el funcionario, respecto de cómo se establecerán las diferencias.

El plazo máximo para saldar lo no abonado a término será de 120 meses. Y las cuotas comenzarán a pagarse el mes siguiente al de la inscripción: si alguien se anota en marzo, en ese mismo mes pagará el anticipo y en abril tendrá el vencimiento de la primera cuota. A diferencia de la moratoria por deudas de impuestos nacionales, cuyos detalles anunció la AFIP la semana pasada, en el caso de la provincia de Buenos Aires no habrá incentivos para anotarse tempranamente, por lo que las condiciones serán iguales independientemente de que la inscripción se haga en marzo, abril o mayo.

Además, se definió que si se decide pagar en un plazo de tres meses, no habrá intereses por financiamiento. Y, si se adhiere a un plan de entre 6 y 120 meses, entonces el costo financiero será de entre 1,5% y 2,75% mensual en el caso de las microempresas; de entre 1,75% y 3% mensual para las pequeñas empresas, y de entre 2% y 3% mensual en caso de tratarse de medianas empresas. Con el mismo criterio que en el caso de la cuantía de los pagos a cuenta, cuanto más largo es el financiamiento, mayor será la tasa de interés. Y viceversa.

Girard afirmó que, como requisito para la adhesión a la moratoria, se pedirá que las mipymes se anoten en el nuevo registro llamado ActiBA. Para ese trámite, se pide consignar datos como el CUIT, el nivel de ingresos y la actividad principal del contribuyente.

Según dijo a LA NACION el funcionario, la gestión actual no tiene interés en que haya moratorias, porque "generan una injusticia con el que paga", pero la justificó en una situación de emergencia, como la declarada por la Legislatura. Puntualizó también que, del total de la deuda de las mipymes, un tercio está en juicio, y agregó que se destrabarán los embargos existentes con la adhesión al plan de pagos, con lo cual se liberarán recursos para las pequeñas empresas.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.