Varada en Australia. Embarazada de mellizos y sin lugar en los vuelos de regreso

Muñoz cursa la semana 22 de un embarazo de mellizos y tenía fecha de regreso a la Argentina para fines de marzo
Muñoz cursa la semana 22 de un embarazo de mellizos y tenía fecha de regreso a la Argentina para fines de marzo
Delfina Torres Cabreros
(0)
28 de abril de 2020  • 12:10

Victoria Nuñez tiene 31 años, está embarazada de mellizos, y hace más de un mes debía estar de regreso en la Argentina para continuar con los controles médicos correspondientes y preparar su casa para la llegada de los bebés. Sin embargo, mientras cursa la semana 22 de gestación, está junto con su pareja varada en la casa de unos amigos en Brisbane, Australia. Su viaje de regreso fue cancelado por la pandemia del coronavirus y se quedó fuera de los dos vuelos de repatriación que partieron desde el cierre de fronteras hasta la fecha.

Según datos de Cancillería, en Australia hay 369 argentinos varados, 89 de los cuales son considerados "vulnerables". Hasta el momento se programó un primer viaje de repatriación desde Sidney el 17 de abril, operado por Latam, y un segundo de Qantas, que llegó el viernes pasado a Ezeiza desde Melbourne. Sin embargo, ni Muñoz ni otras personas en situaciones de emergencia pudieron abordarlos por no conseguir lugar o no tener el dinero suficiente para pagar los pasajes que, en el caso del vuelo de Qantas, ascendían a 2550 dólares australianos (US$1655).

Nuñez es de La Pampa, pero vivió los últimos años en Portugal y Nueva Zelanda. Ahora, con la llegada de los mellizos, ella y su pareja, que es de Córdoba, tenían planeado regresar a la Argentina y establecerse en La Pampa. Sacaron pasajes para iniciar esa nueva etapa para el 22 de marzo.

Muñoz cursa la semana 22 de un embarazo de mellizos
Muñoz cursa la semana 22 de un embarazo de mellizos

Si bien se comunicó en reiteradas oportunidades con las autoridades consulares y notificó su situación, Nuñez no fue incluida en la nómina de pasajeros del vuelo de Latam que salió de Sidney. "Me comuniqué con la embajada y me dijeron que el vuelo no era de repatriación, que era un vuelo comercial autorizado, que Latam iba a decidir a quién subía. Llamé a Latam, les expliqué que yo tenía un vuelo de regreso con ellos que fue cancelado pero que si no me tomaban el boleto estaba dispuesta a comprar otro y me dijeron lo contrario del consulado: que era un vuelo de repatriación, que no podían hacer nada. Así que nos quedamos afuera", narra.

El segundo vuelo de repatriación desde Australia fue operado por Qantas con el objetivo de repatriar australianos varados en la Argentina. Sin embargo, también fue habilitado a traer argentinos desde ese país, aunque no fue incluido en el cronograma de Cancillería por haberse agregado, según explicaron a este diario, "sobre la fecha". Aterrizó a las 12:37 del viernes 24 en el Aeropuerto de Ezeiza.

Los pasajes en el vuelo de repatriación de Qantas costaban, según asegura Nuñez, 2550 dólares australianos (US$1655)
Los pasajes en el vuelo de repatriación de Qantas costaban, según asegura Nuñez, 2550 dólares australianos (US$1655) Crédito: Twitter.com/Qantas

Cuando desde Cancillería le avisaron a Muñoz del vuelo faltaban apenas tres días para que partiera y no solo tenía que pagar 2550 dólares australianos cada pasaje (5100 entre los dos), sino que tenía que recorrer 1700 kilómetros para llegar desde Brisbane a Melbourne. "Les dije que no era una solución para nosotros, porque no podíamos llegar a tiempo ni pagar ese monto. Solo tenemos US$2000 que estamos tratando de no tocar por si hay que sacar un vuelo, cambiarlo o poner plata arriba", explicó.

"Acá no tenemos cobertura de salud y cualquier consulta es carísima", dice Nuñez, preocupada por el seguimiento de su embarazo. De hecho, tuvo que realizarse un control y lo hizo con una médica clínica y no con un especialista en ginecología porque la consulta era mucho más cara. "Me dijo que estaba bien, pero ni siquiera me sabía decir cuáles eran los pasos a seguir. Realmente no sé qué tengo que hacer", contó la mujer.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.