Segunda ola coronavirus: suspenden de nuevo las audiencias públicas del Papa

El Papa Francisco saluda al final de la audiencia general semanal en el salón Pablo VI del Vaticano el 28 de octubre de 2020
El Papa Francisco saluda al final de la audiencia general semanal en el salón Pablo VI del Vaticano el 28 de octubre de 2020 Fuente: AFP
Elisabetta Piqué
(0)
29 de octubre de 2020  • 15:09

ROMA.- Ya se palpaba en el aire y se esperaba, visto el empeoramiento de la situación de la curva de contagios del coronavirus en toda Italia. Pero finalmente hoy el Vaticano anunció que volverá a suspender las audiencias generales de los miércoles con presencia de fieles, que se habían retomado el 2 de septiembre pasado después una suspensión de casi seis meses debido a la pandemia.

"A partir del miércoles próximo, 4 de noviembre, las audiencias generales del Santo Padre volverán a ser transmitidas desde la Biblioteca del Palacio Apostólico", indicó la Sala de Prensa del Vaticano. En un comunicado, precisó que la decisión se tomó también porque se detectó la existencia de un caso positivo durante la audiencia general del miércoles 21 de octubre, por lo que el fin es "evitar cualquier eventual futuro riesgo para la salud de los participantes".

El anuncio se dio después de que en la audiencia de ayer, que fue con poquísimos fieles -algo que nunca se había visto y por lo tanto con un clima distinto, casi triste-, el Papa, aunque no se acercó a los presentes, apareció nuevamente sin barbijo, algo que creó ruido en las redes sociales. Tampoco tenían barbijo algunos obispos que al final se acercaron a saludarlo.

Un guardia suizo con una mascarilla se encuentra durante la audiencia general semanal del Papa Francisco en el salón Pablo VI, vacío, en el Vaticano el 28 de octubre de 2020
Un guardia suizo con una mascarilla se encuentra durante la audiencia general semanal del Papa Francisco en el salón Pablo VI, vacío, en el Vaticano el 28 de octubre de 2020 Fuente: AFP

Hasta ahora en el Vaticano -que suele seguir los protocolos anti-coronavirus puestos en acto en Italia-, se detectaron una veintena de casos y hace dos semanas creó preocupación un brote que afectó a 11 guardias suizos, es decir, al 10% de los miembros del ejército más antiguo del mundo, que defiende al Sumo Pontífice.

Ayer, en una audiencia que muchos pensaron que sería la última vista la situación epidemiológica cada vez más alarmante de Italia -que implementó una semicuarentena para frenar la segunda ola-, al principio de la catequesis el Papa volvió a disculparse con los presentes por no poder acercarse a saludarlos debido al coronavirus, que llamó "señora".

"Hoy, en esta audiencia, como hemos hecho en las audiencias precedentes, permaneceré aquí. A mí me gustaría mucho bajar, saludar a cada uno, pero tenemos que mantener las distancias, porque si yo bajo se hace una aglomeración para saludar, y esto está contra los cuidados, las precauciones que debemos tener delante de esta 'señora' que se llama Covid y que nos hace tanto daño", explicó, hablando desde el estrado del aula Pablo VI, que es inmensa y lucía desolada con tan pocos fieles. "Por eso, perdónenme si yo no bajo a saludaros: los saludo desde aquí pero los llevo a todos en el corazón. Y ustedes, llévenme a mí en el corazón y recen por mí. A distancia, se puede rezar uno por otro; gracias por la comprensión".

Según cifras del Ministerio del Interior, Italia registró hoy un nuevo récord de contagios, con 26.831 casos en las últimas 24 horas, en las que también se reportaron 217 muertes que llevaron el total a 38.122.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.