Seguí en vivo el Movistar Fristyle con Ecko, Lit Killah y El Misionero

Sebastián Chaves
(0)
4 de agosto de 2020  • 17:59

"Es un ambiente súper sano, mucho más de lo que alguien que lo ve de afuera cree", dice Lit Killah, que protagonizará la nueva edición del Movistar Fristyle, este martes 4 de agosto junto a su amigo Ecko, sobre las batallas de freestyle, las competiciones de rimas improvisadas que desde hace al menos cinco años se volvieron uno de los eventos que más atraen al público joven. "Porque obviamente se lo mostrás a alguien que no conoce y lo primero que te pregunta es '¿Cómo hacen para no pegarse?'.

Tal vez por eso, el Movistar Fristyle, que se transmitirá vía streaming este martes, a partir de las 20.45, desde las cuentas de YouTube, Facebook y Twitter de Movistar Argentina, sea una gran puerta de entrada para ajenos y un atractivo innegable para conocedores. Es que tanto Ecko como Lit Killah dejaron de competir hace un tiempo para dedicarse de lleno al trap y la música urbana, y este nuevo encuentro los tendrá improvisando pero también hablando sobre su actualidad.

"Si bien nosotros con la cuarentena no tenemos el trabajo normal que es estar arriba del escenario, somos los encargados del entretenimiento y es lo que más necesita la gente en este momento", asegura Ecko sobre la decisión de participar en este evento en tiempos de pandemia. "Vamos a estar charlando para que la gente se entretenga y nos haga preguntas". Con carácter de exhibición, el Movistar Fristyle tendrá a ambos músicos improvisando y conversando junto a El Misionero, histórico presentador y animador de batallas, que ya participó de las ediciones anteriores.

"Es un formato divertido, distendido, para que puedan conocer a los artistas más allá de las rimas", explica El Misionero sobre el Movistar Fristyle. "Cada uno desde su casa, que puedan rapear, interactuar con la gente... es algo más televisivo, por eso siempre buscamos participantes que tengan química entre ellos". De hecho, tanto Ecko (21) como Lit Killah (20), ambos de la zona oeste del Gran Buenos Aires, explican que su amistad se dio gracias a las batallas y sigue hasta hoy, después de tantos viajes y tantas competencias juntos.

La participación de ambos puede servir también para entender desde adentro el pasaje del freestyle a la música y la retroalimentación constante. "Son extremos totalmente opuestos", afirma Lit Killah. "Mucha gente capaz piensa que si hacés freestyle improvisado, podés escribir una canción en media hora, pero a mí escribir mi primer tema me llevó seis meses. El freestyle es algo más deportivo, ponés en práctica la agilidad mental y tenés que llevar una constancia porque te oxidás. La música es el sentimiento de un momento, se te prende la lamparita y vas por ahí".

Lit Killah
Lit Killah

En la misma sintonía, Ecko agrega: "Si bien están conectados porque el movimiento armó su base de freestyle, es totalmente distinto. Cuando estoy trabajando en una canción me siento, pienso a quién quiero dirigirme, puedo repasar mucho. A las competencias las veía como un juego, como algo de ir a divertirme, por eso cuando ya no me divertí, las dejé. Sentía que ocupaba un lugar, que no estaba dando el cien por ciento".

Y aunque parece imposible enfocar todas las energías en las dos cosas al mismo tiempo -las carreras de Wos, Duki y Paulo Londra pueden servir como los ejemplos más visibles- tanto Ecko como Lit Killah aseguran que en algún momento volverán a competir.

A la hora de escribir canciones, Lit Killah explica que el freestyle sigue siendo el punto de partida: "Me pongo a tararear una melodía sobre el beat para guiarme y después me pongo a rapear, a tirar ideas y para el final acomodo la letra hasta estar a gusto". Ecko, por su parte, recuerda que incluso antes de competir en las batallas escribía letras sobre bases de reggaetón y también con Eminem y 50 Cent como influencias. "Empecé a jugar con las palabras y las métricas", recuerda. "Mis primeras letras no eran una canción, era un freestyle bien escrito, una tirada lanzada al papel".

Ecko
Ecko

Para El Misionero, la relación entre hip hop (trap incluido) y las batallas, es "de retroalimentación constante". "Es una sinergia, y las batallas están llegando cada vez más lejos. Nos vio hasta el Kun Agüero, y Messi escucha a Wos. Es muy grosso lo que está pasando". Sobre la participación de Ecko y Lit Killah en el Movistar Fristyle, asegura que parte de la novedad pasa por ver a dos amigos que están dedicados a la música pero que "vienen de batallar, del rincón del freestyle".

Ecko y Lit Killah descubrieron el hip hop cuando eran niños. Se interiorizaron, se animaron a anotarse en competencias, desarrollaron una carrera en el freestyle que coincidió con el auge del movimiento. "Dos pibes rapeando y grabados con un celular levantaban 10 millones de reproducciones en YouTube, cuenta Lit Killah. Al tiempo, se enfocaron en la música. Hoy, sus canciones también cuentan clicks en millones, giran por México y España, a donde también fueron a competir en un pasado nada lejano. Sin embargo, el freestyle y las batallas siempre están ahí, como una opción latente. Porque tal vez sea como dice el tango: "Siempre se vuelve al primer amor".

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.