Los 15 shows históricos de ‘MTV Unplugged’

Nirvana entre azucenas y velas negras, un pedido especial de Cobain
Nirvana entre azucenas y velas negras, un pedido especial de Cobain Fuente: RollingStone - Crédito: Frank MicelottaArchive/Getty Images
De Nirvana a Oasis, los momentos más épicos de un formato que vuelve al aire para revalidar su leyenda
Andy Greene
(0)
24 de julio de 2018  • 11:23

La última jugada de MTV para reinventarse incluye volver a sus raíces, lo cual significa recrear su icónico estudio de Times Square para un revival de Total Request Live. También significa que van a traer de vuelta el histórico MTV Unplugged. Para los que no vivieron los 90, ese era el programa donde grandes grupos musicales tocaban versiones acústicas de sus mejores canciones. El ciclo hizo resurgir a artistas veteranos como Eric Clapton y Rod Stewart, y les ofreció a grupos más nuevos como Pearl Jam o Nirvana una oportunidad de despojar su música hasta llegar a su esencia.

Aquí, una lista retrospectiva de los mejores 15 episodios clásicos del Unplugged.

1. Nirvana (1993)

El Unplugged no fue el último show de Nirvana pero, en muchos sentidos, fue como su última declaración ante el mundo. El ambiente ya era oscuro incluso antes de que se subieran al escenario, puesto que Kurt Cobain insistió en que el plató del Unplugged pareciera un funeral, con azucenas y velas negras. Acompañados por el guitarrista de las giras Pat Smear y la chelista Lori Goldston, el grupo se salteó casi todos sus hits, privilegiando covers como “The Man Who Sold the World”, de David Bowie. Cerca del principio, Kurt ofreció una versión espeluznante de “Come As You Are”, repitiendo la frase “no, no tengo un arma” con los dientes apretados, un momento que se volvió muy difícil de ver a la luz de los acontecimientos posteriores. Es difícil pensar en un recital en vivo más poderoso en toda la década del 90, o quizás incluso en la historia del rock & roll.

2. Pearl Jam (1992)

Pearl Jam estaba comenzando a ser conocido cuando grabaron su Unplugged en los Kaufman Astoria Studios, Nueva York, el 16 de marzo de 1992. Acababan de terminar una agotadora gira europea. “Literalmente nos bajamos del avión, pasamos el día en un estudio cavernoso y grabamos esa misma noche”, dijo el bajista Jeff Ament. “Es bastante poderoso, y la voz de Eddie está genial. Aunque es algo naíf.” El grupo luego dijo que hubiera preferido tener más tiempo para armar un set de canciones arregladas especialmente, como Nirvana haría al año siguiente. Pero todavía es una imagen fantástica de una banda de rock empezando a darse cuenta de su propia e increíble energía.

3. Jay-Z (2001)

Un par de meses después de lanzar The Blueprint, Jay-Z organizó un Unplugged especial en los MTV Studios de Nueva York. En una jugada clave, invitó a The Roots como grupo de acompañamiento durante todo el show. Le pusieron una energía en vivo maravillosa a canciones como “Big Pimpin’”, “Can I Get A…” y “Hard Knock Life”, reinventándolas desde cero. Mary J. Blige apareció en “Can’t Knock the Hustle” y Pharrell se sumó para “I Just Wanna Love U (Give It 2 Me)”. Es una forma completamente nueva de experimentar el catálogo de Jay-Z, y el mayor ejemplo de que cualquier género musical puede funcionar en un Unplugged si cuenta con el grupo de acompañamiento y los arreglos adecuados.

El especial de Jay-Z probó que cualquier género podía funcionar en este formato.

4. Alice In Chains (1994)

Alice in Chains no había dado ningún recital en los últimos dos años y medio cuando, el 10 de abril de 1996, se subieron a tocar al escenario de la Brooklyn Academy of Music. La grave adicción a la heroína del cantante principal Layne Staley hizo imposible promocionar el disco homónimo de la banda (editado un año antes), pero esa noche fue capaz de olvidar sus problemas de adicción y expresarse en su música, ofreciendo versiones acústicas inolvidables de “Rooster”, “Down in a Hole”, “Over Now” y otros clásicos de Alice in Chains. Extrañamente, fue el guitarrista Jerry Cantrell a quien le costó atravesar el recital, puesto que había comido unos panchos en mal estado y estaba lidiando con un horrible caso de intoxicación, con vómitos y diarrea. El grupo dio otros shows ese mismo año (como teloneros de Kiss en su gira de regreso), pero el Unplugged fue el último gran momento con Staley.

5. Eric Clapton (1992)

“Tears in Heaven”, la triste balada de Eric Clapton –inspirada en la trágica muerte de su hijo Conor, de 4 años– apareció por primera vez en el soundtrack de Rush, la olvidada película de 1991. Pero la versión más recordada fue grabada poco tiempo después en su MTV Unplugged. La muerte de su hijo metió al guitarrista en un estado mental entendiblemente frágil, pero él puso todo su dolor en la música, y creó un concierto que vendería millones de discos. Además de “Tears in Heaven”, una reinterpretación radical de “Layla”, de Derek and the Dominos, tuvo mucha rotación radial y sonó en incontables recitales durante los últimos 25 años.

6. LL Cool J/A Tribe Called Quest/De La Soul (1991)

En las primeras épocas del Unplugged, cada episodio contaba con múltiples artistas, ofreciendo shows como Great White con Damn Yankees, Sinéad O’Connor con The Church, y Bonnie Raitt con Vixen. El más exitoso de esta serie fue un episodio titulado Yo! Unplugged Rap, que contó con LL Cool J, MC Lyte, A Tribe Called Quest y De La Soul. Este fue el primer intento de MTV de llevar el hip-hop al universo del Unplugged, y fue un gran éxito. El mejor momento es LL Cool J haciendo “Mama Said Knock You Out”, que les enseñó a los chicos de Estados Unidos a no usar desodorante blanco y malo cuando tocás en cuero en la televisión nacional.

7. Mariah Carey (1992)

Para el verano de 1992, Mariah Carey había lanzado dos discos muy vendidos, pero no los había promocionado tanto, así que muchos pensaban que eran meras creaciones de estudio que no podía reproducir bien en vivo. Para descartar esa noción para siempre, su sello reservó un Unplugged en los estudios Kaufman Astoria. El show incluyó hits como “Visions of Love” y “Emotions”, junto con un cover de “I’ll Be There”, de los Jackson Five (con Trey Lorenz). El especial fue un éxito tan grande que MTV lo pasó durante años, y las radios se aferraron a la versión de “I’ll Be There”.

8. Hole (1995)

Menos de un año después del suicidio de Kurt Cobain, Courtney Love y su grupo tuvieron un Unplugged para promocionar Live Through This. Fue una jugada audaz, considerando que despertaría comparaciones con el Unplugged de su marido, que ya era materia de leyenda. Pero Love no solo ofreció versiones mortales de “Doll Parts” y “Miss World”, sino que también versionó con reverencia “Hungry Like the Wolf”, de Duran Duran. Además desenterró el inédito “You Know You’re Right”, de Nirvana, aunque cambió el título por “You’ve Got No Right”. Quizás no estuviera a la altura de la versión de Nirvana que se editaría después, pero ver a la viuda de Cobain lidiando con una pérdida inimaginable mientras todo el mundo la miraba fue muy conmovedor.

9. Alicia Keys (2005)

No había muchos grandes Unplugged en los 2000. El ciclo llevaba muchos años sin ningún episodio nuevo cuando, en 2005, Alicia Keys ayudó a revivir la serie con un show maravilloso en la Brooklyn Academy of Music. A esa altura solo tenía dos discos de canciones, así que invitó a Adam Levine de Maroon 5 para cantar “Wild Horses”, de los Rolling Stones, y a Mos Def, Common y Damian Marley para “Welcome to the Jamrock”. Lo que nadie sabía en esa época era que Keys estuvo muy cerca de llevar a Bruce Springsteen para tocar su clásico de 1973, “New York City Serenade”. “Estuve a punto de llorar”, dijo. “Había un conflicto de calendarios.” Un bajón. Si lo hubieran hecho, habría sido uno de los mejores momentos de la historia de los Unplugged.

“Estuve a punto de llorar. Había un conflicto de calendarios”, dijo Alicia Keys sobre cómo casi tuvo a Bruce Springsteen de invitado.

10. Neil Young (1993)

Neil Young hacía recitales “unplugged” mucho tiempo antes de que MTV le “presentara” este nuevo concepto de show al mundo, así que estaba en condiciones de llevar a cabo uno sin ninguna dificultad. Pero su intento inicial de hacer un episodio oficial del Unplugged para MTV en el Ed Sullivan Theater en Nueva York, en diciembre de 1992, fue un fiasco total y absoluto. A pesar de haber reunido a los Stray Gators de los clásicos Harvest y Harvest Moon, no quedó contento con la interpretación y llegó a irse del recital y salir a la calle, dejando atónitos a los productores y la audiencia. Pero, después de tomar aire y respirar profundo un momento, volvió y le regaló al público su primera interpretación de “Last Trip to Tulsa” en 16 años. Finalmente, odió el show y se negó a editarlo en disco. Dos meses después de esto, lo intentaron de nuevo en los Universal Studios de Los Angeles, en California. Era una lista de temas totalmente diferente, con el –hasta el momento– desconocidísimo tema “Stringman” y una versión de “Like a Hurricane” con él sentado solo frente a un órgano de fuelle. Esta vez sí permitió que MTV lo transmitiera.

11. Lauryn Hill (2001)

Habían pasado tres largos años desde la salida de The Miseducation of Lauryn Hill, cuando ella grabó su MTV Unplugged. Tenía montones de canciones nuevas, pero estaba aprendiendo a tocar la guitarra, y claramente no estaba lista. “Cualquiera podía darse cuenta de que sus temas solo tenían tres acordes”, le dijo un ejecutivo a Rolling Stone. Pero con el sello desesperado por música nueva de Lauryn Hill, lo editaron como disco doble, sumando largos interludios hablados e incluso partes en las que rompe en llanto. “Otro artista nunca lo hubiera editado”, dijo otro ejecutivo. Pero 16 años después, las cosas suenan un poco diferentes, más considerando que no grabó nada más. Es una artista luchando contra una garganta rota, bajo el peso de las expectativas. Sacar esto para que lo viera el público fue un acto de coraje, y el Unplugged más único y crudo que jamás haya visto la luz.

12. Paul McCartney (1991)

Después de tomarse una década sin hacer giras, Paul McCartney hizo un tour extenso en 1989 que lo llevó a estadios de todo el mundo. Pero se trataba de recitales grandes e impersonales, y a principios de 1991 tenía ganas de hacer algo completamente diferente. El Unplugged fue la oportunidad perfecta para hacer precisamente eso. Se tomó en serio el concepto, usando instrumentos completamente acústicos, sin hacer ninguna trampa. El show íntimo evitó la mayoría de sus éxitos más obvios, y se inclinó por covers como “Good Rockin’ Tonight” y “Blue Moon of Kentucky”, mezclados con otros menos conocidos de su carrera como “Every Night” y “That Would Be Something”. Pero el tema destacado es una versión tierna de “And I Love Her”. Y sigue siendo la definitiva, más allá de la original de los Beatles. El show salió en CD el verano de 1991 con el título Unplugged (The Official Bootleg), el primero de muchos lanzamientos oficiales de discos Unplugged.

13. Oasis (1996)

Los Oasis llevaban bastante tiempo haciendo la depravada gira de (What’s the Story) Morning Glory?, cuando aceptaron realizar un MTV Unplugged en el Royal Festival Hall de Londres. Era una extraña oportunidad para ver al grupo fuera de un estadio o un festival grande, pero pocas horas antes del show Liam Gallagher se arrepintió por un “dolor de garganta”. La mayoría de las bandas nunca harían un recital sin su cantante, pero su hermano Noel sencillamente se encogió de hombros y se hizo cargo. Lo más surrealista fue que Liam decidió sentarse en el público y molestar todo el recital. Nunca hubo algo así en la historia del rock. Y probablemente fue la primera vez que Noel se dio cuenta de que podía hacerlo todo solo.

14. Kiss (1995)

Los Kiss estaban en un punto bajo de su carrera cuando les propusieron hacer un Unplugged y, después de ver a Clapton y Rod Stewart revivir sus carreras con eso, les pareció una buena idea. MTV insistió en convocar a los integrantes originales Peter Criss y Ace Frehley para que el evento llegara a las noticias, una condición que Gene Simmons y Paul Stanley aceptaron no sin rezongar. Pero funcionó: “Había una sensación estimulante de nostalgia cuando llegaron ellos”, escribió Stanley en su libro Face the Music. Solo tocaron en los bises (“Beth”, “Nothin’ to Lose” y “Rock and Roll All Nite”), pero después de eso no había forma de volver al viejo Kiss. Sentó las bases para la gran reunión de 1996, y para muchas giras más.

15. Rod Stewart 1993

Los números de ventas de Eric Clapton Unplugged hicieron que muchos otros artistas veteranos llamaran a MTV para hacer el propio. Bob Dylan desperdició el suyo (sus acústicos de la misma época en el Supper Club eran infinitamente mejores), pero Rod Stewart superó el desafío. No solo volvió a juntarse con su antiguo compañero Ron Wood (con quien compartió todo el recital), sino que también eligió cuidadosamente muchos de sus mejores covers, incluyendo “Have I Told You Lately” y “Reason to Believe”. Les recordó a muchos viejos fans por qué se habían enamorado de él, y se transformó en su disco más vendido en años. “Reason to Believe” estaba en todas las radios, lo cual le dio un gran empujón a su carrera.

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.