A Julieta Prandi no le permitieron ingresar a la casa que compartía con su exmarido, Claudio Contardi

A Julieta Prandi no le permitieron el ingreso a la casa que compartía con su exmarido, en un barrio privado de Escobar
A Julieta Prandi no le permitieron el ingreso a la casa que compartía con su exmarido, en un barrio privado de Escobar Fuente: Archivo
Cora Debarbieri
(0)
4 de noviembre de 2019  • 15:43

No son días fáciles para Julieta Prandi. Tras anunciar su separación del empresario Claudio Contardi, la modelo decidió denunciar a su ex por violencia familiar y dio a conocer su preocupación por su situación patrimonial y por la integridad de sus dos hijos, Rocco y Mateo.

El último fin de semana, la modelo se hizo presente en el barrio privado Septiembre, en la zona de Escobar, para corroborar una información que le había llegado. El rumor indicaba que la casa que tiene en común con su exesposo, Claudio Contardi, estaba habitada. Camionetas, autos de alta gama, movimientos en la casa y hasta la presencia de un perro fueron algunas de las imágenes que llegaron a manos de ella y la alertó sobre una situación sobre la que no estaba al tanto.

Acompañada por su abogada, Karina Barrio, y una escribana, Prandi no pudo ingresar a su casa ni tampoco al barrio, por una prohibición expresa de parte de su ex. "Nos pararon en la puerta de ingreso, nos dijeron que la autorización la tenía que dar Contardi, que no podíamos pasar. ¡Hasta quisieron llamar a la policía!", aseguró Barrio a LA NACIÓN. "Así que nos retiramos de la puerta, estuvimos fuera del barrio hasta que llegó el intendente del lugar y nos contó que hace unos meses, Contardi con su abogada habían presentado una escritura y que no nos podían dar más información. Raro, porque la escritura dice perfectamente que el patrimonio es de los dos".

"También nos contaron que Claudio había dado la orden de que no nos dejen pasar. Y lo más llamativo de todo es que cuando le preguntamos al intendente si la casa estaba ocupada dijo desconocer ese dato", relató con lujo de detalles la abogada de la actriz. Lo cierto es que Prandi quiere informarse sobre el estado de esa propiedad porque, en el caso de que esté alquilada o habitada, quien estaría llevando adelante la operación sería su exmarido.

Como estrategia legal y para tratar de solucionar el tema, Barrio estará presentando por estas horas la liquidación de bienes. "También pediremos una orden judicial para corroborar si el inmueble está siendo administrado por el exesposo de la señora Prandi", finalizo la abogada.

La palabra de Julieta Prandi

"Es mi casa del barrio Septiembre. Viví ahí desde el año 2015, cuando nació mi segundo hijo Rocco, hasta comienzos del 2018, hasta que me mudo a Martínez, que es cuando me separo de palabra con Claudio", explicó este mediodía Prandi, en un audio enviado a Adrián Pallares en Intrusos. "Tanto Escobar como la casa de Martínez son bienes gananciales, ninguno de los dos puede decidir sobre esos bienes sin la autorización del otro, y él está administrando y decidiendo sobre mis bienes y me está prohibiendo la entrada a mi casa", siguió.

La modelo también envió algunas imágenes de la propiedad, donde se puede ver varios vehículos estacionados y hasta un perro dentro del predio. "Esas fotos son sacadas por los vecinos donde se ve que la casa está habitada. Hay vehículos, el perro, pintores, gente arreglando el aire, una chica en el jardín. Hay gente que está viviendo en mi casa. Hoy nos presentamos con la escribana y mi abogada para poder labrar un acta y dejar constancia de que hay gente viviendo", señaló.

"Él había alquilado la propiedad y había cobrado todo por adelantado... Un año y medio la tuvo así, hasta agosto que se fue el inquilino y ahora yo pensaba que estaba libre pero no está libre, está ocupada. Y no me permitieron entrar de una forma muy violenta. No me permitieron ni siquiera entrar a la garita", explicó.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.