Paulina Rubio y Nicolás Vallejo-Nágera, una expareja en una guerra sin fin

Paulina Rubio y Nicolás Vallejo-Nágera, en 2007, el año que se casaron cuando todo era felicidad
Paulina Rubio y Nicolás Vallejo-Nágera, en 2007, el año que se casaron cuando todo era felicidad Fuente: Archivo - Crédito: GROSBY GROUP
Diario El País
(0)
8 de mayo de 2020  • 10:27

Hace más de ocho años que Paulina Rubio y Nicolás Vallejo-Nágera se divorciaron , después de cinco años de matrimonio y un hijo en común. Y, desde entonces, sus batallas se han ido acumulando hasta convertirse en una guerra que no parece tener tregua ni fin y que tiene un principal afectado: su hijo Andrea Nicolás, que cumplirá 10 años en diciembre.

Las acusaciones mutuas entre la expareja son constantes desde su divorcio y también los enfrentamientos en los tribunales . Su caso se lleva en Miami, donde residen ambos. El empresario y la cantante llegaron en 2014 a un acuerdo de custodia compartida, pero la cuestión no paró entonces: en abril de 2019, Rubio demandó a su exmarido por ocultarle el paradero de su hijo durante el tiempo que pasó con él. Según ella, durante tres semanas Vallejo-Nágera le habría impedido mantener con regularidad contacto telefónico y por videollamadas con su hijo. Él, sorprendido por el gesto de Rubio, comentó en el programa de televisión que presentaba: "La verdad es que no tengo demasiado claro qué es lo que está buscando".

Ahora la pareja vuelve a enfrentarse en los tribunales por su hijo, aunque esta vez no ha sido cara a cara sino por videoconferencia. Quien empezó el caso fue Vallejo-Nágera, que demandó a su exesposa para solicitar la custodia de su hijo, según informa en exclusiva la revista Semana. Según el documento al que ha tenido acceso la revista, los abogados del empresario argumentan: "Dado el comportamiento inestable y errático exhibido por la madre de nuestro hijo menor, hoy me presento ante usted para solicitar la eliminación inmediata y urgente de sus derechos parentales en lo que respecta a las visitas del niño con ella. La madre está teniendo episodios severos de desequilibrios mentales que le hacen llamar a la policía para que se presente en mi casa".

De hecho, el padre del niño hace referencia al video que la cantante emitió en directo en sus redes en abril en el que demostraba un comportamiento extraño al que ella misma le restó importancia después.

Además de las acusaciones contra Paulina Rubio, Nicolás Vallejo-Nágera también señala al hermano de la cantante de no mantener el comportamiento adecuado con su hijo y de criarlo, según sus palabras, en un "ambiente tóxico y violento". Por ello, ha solicitado a las autoridades realizar una "evaluación mental y física" a la cantante .

Rubio no se ha quedado atrás y ha replicado a su exmarido . Según la misma revista, el martes 5 de mayo los letrados que defienden a la cantante presentaron una contrademanda en la que se puede leer: "Es evidente que Colate ha presentado su demanda para obtener publicidad y beneficio. Paulina no ha visto al menor hace tres semanas debido a la mala fe de su exmarido. Paulina llamó a la policía el 30 de abril porque le tocaba a ella estar con el menor. Si alguien ha mostrado casos de desequilibrios ha sido el padre y no la madre. En ningún momento la madre ha estado bajo la influencia de drogas". Para defenderse, también ha mostrado un video paralelo al de la grabación en directo al que se hizo público, y en el que se ve cómo en el momento en el que se inclina sobre la mesa en la que está sentada su intención es recoger unos papeles que se han volado.

El juez dictó sentencia un par de días después , el jueves 7, y denegó la petición de Vallejo-Nágera, explicando que el pequeño Andrea Nicolás debe volver al régimen de visitas pautado y estar con su madre entre el 8 y el 18 de mayo, y que podrá comunicarse con el otro progenitor cada día a las siete de la tarde sin que aquel con el que esté interceda. Semana también recoge la sentencia en exclusiva: "El Tribunal no encuentra motivos para suspender los derechos de la demandada. Tampoco considera que el niño tenga un daño eminente. Por lo tanto , reza el documento, se deniega la petición del padre".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.