Evil: del terror sobrenatural a la atracción sexual de la pareja protagónica

Una psicóloga y un investigador aspirante a sacerdote, los protagonistas de esta muy buena serie policial con elementos paranormales
Una psicóloga y un investigador aspirante a sacerdote, los protagonistas de esta muy buena serie policial con elementos paranormales
Natalia Trzenko
(0)
26 de diciembre de 2019  • 00:04

Evil (Estados Unidos, 2019). Creadores: Robert y Michelle King. Elenco: Katja Herbers, Mike Colter, Aasif Mandvi, Michael Emerson. Disponible en: Paramount Channel. Nuestra opinión: muy buena.

Las series policiales producidas en los Estados Unidos tienen una estructura narrativa forjada durante décadas. Los procedimientos de la investigación de un crimen, un juicio o una enfermedad que se resuelven en un episodio por semana tienen tantos ejemplos en la historia de la ficción televisiva como grados de éxito. Las reglas del género son estrictas y, a esta altura, previsibles. Y ese es parte del atractivo de muchos programas al estilo de CSI y de sus varios spinoffs.

Claro que cada tanto aparecen creadores con la habilidad para escribir una historia original dentro de los límites del género. Eso hicieron los showrunners Robert y Michelle King con las magníficas The Good Wife y –su continuación– The Good Fight, y ahora repiten la hazaña con Evil. Si en las dos series anteriores el drama judicial funcionaba como el caballo de Troya de temas como el feminismo, la crisis política de los Estados Unidos y el racismo, entre tópicos complejos ahora ese lugar lo ocupa el terror.

En Evil todo comienza cuando la psicóloga forense Kristen Bouchard (Katja Herbers) conoce a David DaCosta (Mike Colter), un investigador que trabaja para la Iglesia dilucidando crímenes que podrían tener origen sobrenatural. En el encuentro entre la medianamente escéptica analista y el investigador creyente que se prepara para el sacerdocio, la serie consigue desplegar una serie de ideas sobre la fe, la ciencia y la influencia de cada uno en la vida moderna que resulta tan entretenida como profunda.

"La posesión se parece a la locura. Necesito alguien que me ayude a distinguirlas", le dice David a Kristen y ella, como los espectadores, desconfía pero aun así se siente intrigada por la propuesta. Especialmente por el incentivo económico que la podrá ayudar a mantener a flote a sus cuatro hijas mientras su marido, un alpinista profesional, escala el Himalaya. Su creciente atracción por David hace las cosas un poco más difíciles pero bastante más divertidas para los espectadores.

Entre ritos religiosos, procesos judiciales, la profesión y la maternidad, el personaje femenino que interpreta Herbers -notable actriz holandesa que con este papel estrena protagónico en Hollywood- confirma la habilidad de los King para crear protagonistas inteligentes, capaces, sensibles, fuertes y vulnerables. Y personajes masculinos con muchas más aristas de las que suelen tocarles en este tipo de series. Aunque, a decir verdad, es difícil pensar en otra ficción como Evil. Un relato que propone que el mal a veces puede tener un origen sobrenatural pero que en la amplia mayoría de los casos es espantosamente terrenal.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.