Chumel Torres, el comediante que nació de un tuit

El viernes, el humorista que llegó a HBO desde las redes sociales vuelve con una segunda temporada; la actualidad latinoamericana, su principal inspiración
Chumel Torres, ingeniero devenido en comediante
Chumel Torres, ingeniero devenido en comediante
El viernes, el humorista que llegó a HBO desde las redes sociales vuelve con una segunda temporada; la actualidad latinoamericana, su principal inspiración
Ricardo Marín
(0)
15 de febrero de 2017  • 11:10

Hasta 2012 José Manuel Torres era un joven mexicano, oriundo de Chihuahua, al que sus amigos habían apodado Chumel y que se ganaba la vida como ingeniero mecánico en una empresa que fabrica catéteres para uso medicinal. Ese año habría elecciones en su país y el clima político estaba algo agitado. A él se le ocurrió publicar un tuit muy poco correcto criticando una propuesta del candidato de izquierda Andrés Manuel López Obrador. El mensaje de 140 caracteres se viralizó y Chumel fue invitado a uno de los noticieros de mayor audiencia del país. Luego de su aparición allí, le pidieron una columna de opinión política en clave de humor que se publicó en el portal de la emisora y convocó una multitud de visitas. Entonces le pidieron que siguiera escribiendo y fue así como le agarró el gusto a esto de la comunicación. “Fue cuando me pidieron más que me fui enamorando de esta cosa, que era escribir guiones y hacer comedia, involucrarme más en política”, comenta.

Con el tiempo, los moldes formales de los medios empezaron a imponerle ciertas condiciones a su trabajo que no le convencían, así que con un grupo de amigos decidió empezar a hacer sus videocolumnas en Youtube, como hobby. Pero al mismo tiempo envió demos ofreciendo El Pulso de la República -tal el nombre de la videocolumna- a diferentes medios mexicanos y ninguno le contestó. “Igual lo que hacíamos empezó a crecer y se convirtió en algo más relevante. Me dio la chance de renunciar a mi trabajo y dedicarme exclusivamente a esto y también de armar un equipo de 12 personas en el que ninguno estudió comunicación”, cuenta. Una vez que se dio esto empezaron a recibir ofertas de varios medios tradicionales, a las que rechazaron porque se sentían muy cómodos con la libertad que tenían de la manera en que estaban trabajando. Entre esas ofertas también estuvo una de HBO a la que también rechazaron. Pero esta última cadena insistió con la pregunta de qué querrían para aceptar. La contestación de Chumel y su equipo fue que querían libertad editorial, libertad creativa. "Y que no nos digan qué hacer", recuerda. Así, el trato se concretó.

El ingeniero devenido a comediante y sus compañeros empezaron a hacer una suerte de Late Night Show llamado Chumel con Chumel Torres. La diferencia con El pulso de la República está en el hecho de que para el nuevo programa se toman más tiempo para ajustar los guiones, con más investigación de los temas sobre los que hacen humor y cuidan un poco más los detalles estéticos que lo que los cuidaban en Youtube.

Luego de una exitosa temporada de 22 programas, desde el viernes, a las 23, HBO emitirá una nueva ronda de programas de esta propuesta que constará de 30 episodios. La diferencia con la primera temporada estará en el hecho de que en estos nuevos episodios habrá más humor del resto de América latina, además de los habituales chistes sobre la actualidad mexicana. “Será algo así como: «Ya hablé de lo mío, ahora voy por ti». Abordaremos cosas que no sólo afectan a México, sino que a todos. En Latinoamérica hay muchas cosas en común entre nuestros países, principalmente el no creer en los gobernantes”. adelanta Torres.

Chumel con Chumel Torres, segunda temporada, desde esta semana, los viernes, a las 23, por HBO

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.