Emilia Attias: "Para mí, el arte es una ventana a la conciencia"

La actriz será parte de Cromo, una serie de Lucía Puenzo que trata sobre los peligros de la contaminación de las curtiembres; habló sobre esta nueva experiencia con LA NACION
Paula Soler
(0)
6 de octubre de 2015  • 13:31

Será raro verla en televisión abierta, en un rol en el que el final feliz se le escapa ya en el primer capítulo. Esta vez, su figura y sus ojos claros no serán el primer plano de intrigas amorosas entre mates y un guión a pedido del rating diario. Esta vez, Emilia Attias eligió ser otro tipo de heroína. Una que sí se envuelve en una historia amorosa, ama a dos hombres y tiene escenas de sexo. Pero también será una mujer que se indigna y lucha contra una curtiembre cuyo accionar irresponsable genera malformaciones y muertes en niños y adultos. Y esa trama fuerte, que podría y debería ser una foto en cualquier diario o noticiero nacional o internacional, es la que la sedujo para ser parte de Cromo , la serie que se estrena hoy en la Televisión Pública , y que es dirigida por Lucía y Nicolás Puenzo .

La serie, de 13 capítulos, ya tuvo muy buenas críticas en el Festival de Cine de Toronto, en el que fue la única representante por América Latina en la nueva sección Series Prime Time. En Cromo , Attias será una bióloga que muere debido a una investigación que está llevando adelante. El misterio que origina esa muerte es lo que buscarán resolver su pareja y un amigo de ambos, interpretados por Guillermo Pfenning y Germán Palacios respectivamente.

La actriz habló con LA NACION sobre su rol en este policial científico desde un bar en Milán, Italia, vía telefónica. Entre otras cosas, confesó que unos días antes había estado en Londres, pues además de tomarse un descanso, quería perfeccionarse para seguir probando nuevos papeles, y en la capital anglosajona tomó varios cursos de actuación y guión.

-¿Qué es lo que te atrapó de Cromo que te hizo aceptar la propuesta de Lucía y Nicolás Puenzo?

-Primero, me gustó mucho la historia, me pareció muy jugada y comprometida. Me gustó que fuera un policial científico, le decimos así porque el marco en el que se desarrolla es en un equipo de científicos que son tres amigos de toda la vida, dos de ellos son pareja. Cromo cuenta dos historias paralelas, por un lado está el policial científico. Se descubre que una empresa muy importante tiene una curtiembre en la zona de Corrientes y mantiene un turno nocturno clandestino en el que todos los procesos de trabajo son prohibidos porque son nocivos para el medio ambiente. Esto origina malformaciones en las especies de la zona y enfermedades y muertes en la gente que vive ahí. Por otro lado, está la trama de la tragedia amorosa porque la historia de los amigos es una historia de amor entre tres que se descubre cuando mi personaje muere. La historia expone un poco la complejidad humana. Me gustó mucho la trama y que no haya personajes que tengan poca importancia, todos son importantes. Además la serie está tratada como un largometraje y le da mucha calidad. Es un guión atrapante, muy pensado porque trata también un tema muy actual, el de la ecología, y por otro lado la problemática social, qué pasa en la Argentina y en varias partes del mundo.

-Este personaje, se aleja bastante de los que venís haciendo usualmente en televisión...

-Sí, es muy diferente. Eso me atrapó también. Mi personaje no es algo que yo haya hecho en tele en prime time. Sí he hecho algunas películas con personajes así. En las novelas hay temas más populares, este de por sí es un tema diferente. Partiendo de la dirección, de Lucía y Nicolás Puenzo, es un grupo muy talentoso que me enriqueció y me ayudó mucho a la hora de actuar. Me gustó el planteo de esta heroína que bajo la dirección y la sensibilidad de Lucía, es muy diversa porque es una mujer muy femenina, pero real y cercana.

-Con Germán Palacios compartís muchas escenas, ¿cómo fue actuar con él?

-Es un compañerazo, muy generoso y guerrero. En general fue un equipo muy guerrero. No hubo tanto trabajo de guión. Tuvimos el permiso de la dirección de jugarlo y proponer algo diferente. Eso te involucra y te motiva de otra manera. Germán en ese sentido es un actor que se involucró mucho en las historias de todos. Propone mucho, no es un actor que va a hacer lo que le dicen y nada más. Además es muy generoso, se entrega a lo que propones a la hora de grabar, no ensayando, y si tu intuición o energía va para otro lado, él te sigue. Nuestra vinculación fue un punto fuerte de la historia porque hubo mucha química. Hay escenas muy íntimas de diálogo y momentos muy sensibles de la vida de los personajes. A Lucía y a Nico les gustó mucho lo que salió de nuestra relación.

-Muchas de las escenas son en exteriores, ¿cómo fue trabajar en los esteros, en la Antártida, en esos escenarios naturales tan grandiosos?

-La verdad que trabajar y crear en ambientes naturales es muy inspirador. A mí me gusta mucho la naturaleza y me sensibiliza mucho. Nos pasó a todos. Tenés unas vistas increíbles, unos paisajes, unas temperaturas, unos perfumes que te ubican en tiempo y espacio. En comparación, las tiras diarias son más complejas porque todo es decorado y de por sí te aleja. Claro que también trae buenas anécdotas. Mi personaje en un momento tiene que navegar por los esteros con una lanchita precaria y los chicos me perseguían en una lancha para filmarme y cada tanto se me enganchaban las paletas del motor en la vegetación y tenía que decirles "momento".

-¿Estabas al tanto de la problemática de las curtiembres que no respetan medidas sanitarias en el país?

-Sí, ya sabía, y pasa no sólo en Corrientes, también en el resto del país. La gente que maneja esto no tiene conciencia de lo que genera. No tiene responsabilidad del manejo de las sustancias tóxicas y muchas veces es responsabilidad del poco control sobre las empresas y sobre los gobiernos locales con los que quizás tienen ciertos arreglos.

-Teniendo en cuenta que todo un pueblo también vive de eso, el panorama es más complicado

-Se aprovechan de la necesidad de las personas y quizás la misma gente no conoce los riesgos hasta que los vive. También es complejo porque les cuesta la idea de irse a otro lugar, necesitan sobrevivir, alimentar a sus hijos. Creo que la gente que trabaja en una curtiembre que tiene procedimientos irresponsables son más víctimas que responsables, los responsables son otros.

-Hoy por hoy hay muchas heroínas en las series

-Sí y son muy versátiles, en historias de época o de actualidad. Son mujeres luchadoras pero también más cercanas a la mujer de hoy. Antes la mujer se contaba de una manera diferente, más idealizada.

-Ahora estás en Italia, ¿por placer o trabajo?

-Ahora estoy paseando, pero estuve en Londres estudiando. Fui a hacer unos cursos de actuación y guión. Cuando viajo aprovecho para ir perfeccionándome en mi carrera, en Argentina trabajás tanto que no tenés tanto tiempo para estudiar. Además, estuve visitando a mi hermana que está en Túnez. También tuve un par de reuniones de trabajo que todavía no puedo contar porque no están maduras.

-¿Qué proyectos tenés a futuro que se puedan contar?

-En noviembre se estrena Contra sangre , una película de Nacho Garassino ( El Túnel de los huesos ) que hice con Juan Palomino y Esteban Meloni. También es un policial con inspiraciones de cine polaco. Es bastante fuerte la trama, es un drama, mi personaje es una chica violada a los 20 años. Se muestra cómo la violación corrompe su moral y su accionar con respecto a los hombres. No es con el objetivo de juzgar, sino de comprender cómo cambia el rol de la mujer e incluso del hombre ante una violación en edad adulta.

-¿Se vienen personajes duros para vos? ¿Te gusta?

-Y últimamente sí [se ríe]. Y sí, me gusta. Los disfruto. Es un desafío personal el comprender situaciones personales alejadas a mí.

-¿Creés que el contar este tipo de historias fuertes y reales, puede cambiar algo?

-Para mí el arte tiene un gran rol de generar conciencia en las personas más allá de entretener. Te abre la cabeza te da la posibilidad de formar un criterio sobre un tema. Para mí el arte es una ventana a la conciencia a través de la obra.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.