srcset

Reformas Living

Diseño que emociona. La genial reforma de una finca en las afueras de Madrid

Lucrecia Álvarez
(0)
14 de junio de 2020  

Con el paisaje como solución de continuidad, la reforma de esta finca en la sierra de Madrid depara varias sorpresas en un recorrido para el deleite.

Un camino ascendente jalonado por baldosones de granito conduce a la vivienda.
Un camino ascendente jalonado por baldosones de granito conduce a la vivienda. Crédito: Gentileza Belén Imaz / Estudio Ábaton

Un diseño está listo cuando emociona, dice el barcelonés Miguel Milà i Sagnier con la sabiduría de sus 89 años, casi todos dedicados precisamente a eso. Aquí entonces, el trabajo está hecho. Pero esta reforma no es catalana, sino madrileña. Fueron el multipremiado estudio de arquitectura Ábaton (en este caso, con el arquitecto italiano Elia Peroni como responsable del proyecto) junto con el de diseño de interiores Batavia quienes asumieron la intervención de esta antigua finca.

El entorno serrano abraza la casona de piedra como a un secreto antiguo que se preserva a salvo, lejos del mundanal ruido.
El entorno serrano abraza la casona de piedra como a un secreto antiguo que se preserva a salvo, lejos del mundanal ruido. Crédito: Gentileza Belén Imaz / Estudio Ábaton

En el medio de casi treinta hectáreas de bosque tupido está la residencia principal que fue objeto de la intervención. Menudo trabajo el de adecuar a la vida actual sus muros de granito de 70 centímetros de espesor, pero así lo hicieron, "tallando" la piedra para ampliar las ventanas existentes y modular la entrada de luz natural sin perder la impronta de la fachada original. Del lado de adentro, esas tallas son los lugares donde se consuma la gracia de este emprendimiento: disfrutar simultáneamente del confort interior y de la impresionante naturaleza exterior.

La frescura de los olivos y la antigua sobriedad de las encinas de fondo definen el clima del patio, el vórtice que distribuye y nuclea la casa principal, la de huéspedes y la caballeriza.
La frescura de los olivos y la antigua sobriedad de las encinas de fondo definen el clima del patio, el vórtice que distribuye y nuclea la casa principal, la de huéspedes y la caballeriza. Crédito: Gentileza Belén Imaz / Estudio Ábaton

Rústica por fuera, sofisticada por dentro

Puertas adentro, la vida se organiza alrededor de una escultural escalera que une los ambientes en un continuum dinámico con el área social en planta baja y los dormitorios arriba. Planteo espacioso y flexible, con líneas puras y detalles sofisticados para una visión de contemporaneidad que definitivamente emociona.

La división del comedor se embute en la pared hasta desaparecer por completo. En el living, un antiguo aparador chino decapado (Batavia), fotografía de Juan Baraja y lámpara 'FAD', del catalán Miguel Milà (Santa Cole).
La división del comedor se embute en la pared hasta desaparecer por completo. En el living, un antiguo aparador chino decapado (Batavia), fotografía de Juan Baraja y lámpara 'FAD', del catalán Miguel Milà (Santa Cole). Crédito: Gentileza Belén Imaz / Estudio Ábaton

"La decoración traza un puente entre piezas de diseño escandinavo, maestros italianos y muebles contemporáneos", describen los expertos de Batavia.

Sofá (Verzelloni) con almohadones de lino, mesa de teca y juego de botellas de cristal (todo de Batavia). En la punta, lámpara "Pipistrello" de Gae Aulenti. Dúo de sillones firmados por el genial Hans Wegner en los 50.
Sofá (Verzelloni) con almohadones de lino, mesa de teca y juego de botellas de cristal (todo de Batavia). En la punta, lámpara "Pipistrello" de Gae Aulenti. Dúo de sillones firmados por el genial Hans Wegner en los 50. Crédito: Gentileza Belén Imaz / Estudio Ábaton

Una hoja rebatible y otra corrediza completan la propuesta del espacio que incluye cocina-comedor, estar y esta sala de lectura o de invitados.

Todo lo que afuera es exuberante y orgánico, adentro se encuadra en una lógica de formas y volúmenes geométricos sostenida en cada rincón.Detrás del sofá, chimenea de granito insertada en la estantería revestida en roble.
Todo lo que afuera es exuberante y orgánico, adentro se encuadra en una lógica de formas y volúmenes geométricos sostenida en cada rincón.Detrás del sofá, chimenea de granito insertada en la estantería revestida en roble. Crédito: Gentileza Belén Imaz / Estudio Ábaton

"Espina dorsal del proyecto, la escalera materializa el concepto de esta intervención: la estructura es acabado, las ventanas son lugares de estar y los tres niveles, un único gran espacio", dicen desde el estudio Abatón.

La chapa de acero, uno de los materiales estelares de esta intervención, encuadra el rincón junto a la ventana con el puf 'Zoe' (Verzelloni).
La chapa de acero, uno de los materiales estelares de esta intervención, encuadra el rincón junto a la ventana con el puf 'Zoe' (Verzelloni). Crédito: Gentileza Belén Imaz / Estudio Ábaton

Una suite que es también mirador

Cuando el panel deslizable cierra la puerta del baño, descubre los muros originales dejando lucir su textura de piedra.
Cuando el panel deslizable cierra la puerta del baño, descubre los muros originales dejando lucir su textura de piedra. Crédito: Gentileza Belén Imaz / Estudio Ábaton

La cama o la bañera hecha a medida, ambas resultan posibles miradores en la suite. La cabecera es un volumen exento que separa el área del vestidor y, al mismo tiempo, aloja las luces y un nicho apaisado que reemplaza las mesitas de luz.

El paquete de la suite incluye un amplio cuarto de baño para dos. Sobre la mesada con doble bacha, jarrón y plato de mármol (ambos, Batavia). A continuación, un box de ducha vidriado.
El paquete de la suite incluye un amplio cuarto de baño para dos. Sobre la mesada con doble bacha, jarrón y plato de mármol (ambos, Batavia). A continuación, un box de ducha vidriado. Crédito: Gentileza Belén Imaz / Estudio Ábaton

"Si detrás de esta fachada esperas una vivienda rústica, olvídate", dicen los arquitectos del estudio Ábaton, que no se privaron de incorporar materiales como vidrio y acero en búsqueda del confort.

La materialidad de la escalera se transforma en estructura y superficie del escritorio, que hace también de baranda. ¿Algo más? Sí, el bajoescalera oculta un placard.
La materialidad de la escalera se transforma en estructura y superficie del escritorio, que hace también de baranda. ¿Algo más? Sí, el bajoescalera oculta un placard. Crédito: Gentileza Belén Imaz / Estudio Ábaton

Madera de roble y superficies blancas laqueadas configuran el riguroso dress code de un interiorismo de concepción clásica, que delega en los textiles color y calidez. Para acceder al entrepiso, una miniatura de la escalera principal.

Silla giratoria de oficina 'AC 5 Work', disen~o de Antonio Citterio (Vitra), sillón circular (Moroso), la´mpara 'Cesta' (Santa Cole) y alfombra de fibras naturales (Batavia).
Silla giratoria de oficina 'AC 5 Work', disen~o de Antonio Citterio (Vitra), sillón circular (Moroso), la´mpara 'Cesta' (Santa Cole) y alfombra de fibras naturales (Batavia). Crédito: Gentileza Belén Imaz / Estudio Ábaton

Talladas en el muro, las ventanas son espacios de estar. Aquí, el favorito de todos en el punto más alto (y reservado) de la vivienda, que mira en dirección a Madrid a través del bosque.

Sumergite en esta casa de campo en las afueras de Madrid

Video: estudio Ábaton.

01:00
Video

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.