Las celebridades ahora quieren tener su colección de emojis

Kim Kardashian empezó con esta tendencia el año pasado y obtuvo beneficios por un millón de dólares por minuto; le siguen deportistas y Justin Bieber, que ya tiene sus figuritas digitales para compartir
María R. López
(0)
9 de julio de 2016  

Algunas de las opciones que ofrece la colección de Kardashian
Algunas de las opciones que ofrece la colección de Kardashian

MADRID.- Hace unos años, la idea de que un emoticon del trasero de la reina de la telerrealidad norteamericana Kim Kardashian o de ella misma haciéndose una selfie se fuera a convertir en un fructuoso negocio podía resultar ridícula. Sin embargo, cuando la celebridad lanzó a fines del año pasado su propia colección de emojis -el término japonés que define a las imágenes en forma de emoticones que se emplean en la Red-, el ritmo de descargas en la Apple Store fue de 9000 por segundo. Algo que se tradujo en unos beneficios de un millón de dólares por minuto. La semana pasada, Kardashian anunció en su cuenta de Instagram que su colección aumentaba con una serie de imágenes inspiradas en el día de la independencia de los Estados Unidos, que se celebró el lunes pasado.

Estas jugosas cifras han llamado la atención de otros famosos, como el jugador de la NBA Stephen Curry, las cantantes Amber Rose y Ariana Grande, o los raperos Rick Ross y Wiz Khalifa. Detrás de todos se encuentra la misma agencia de diseño: AppMoji, una empresa localizada en Nueva York y que se ha aliado con las celebridades para impulsar su negocio de los emoticones (se estima que la compañía ha producido más de 15.000 imágenes).

El jugador de los Warriors lanzó su colección de StephMoji a comienzos de junio pasado y, en menos de 24 horas, alcanzó el primer puesto del podio de las aplicaciones que se pagan (cuesta 1,99 dólares) más populares en la tienda Apple, un indicador de que, además, el negocio estaba dando buenos resultados económicos.

"AppMoji alcanzó su rentabilidad a comienzos de este año y ha crecido de forma constante mes a mes. Hemos mejorado sin financiación externa y el valor de la empresa ha alcanzado las seis cifras", reconoció el director ejecutivo de la compañía, Oliver Camilo, a la revista especializada en empresas Inc. Eso sí, Camilo no quiso detallar los términos de su colaboración con las celebridades o cómo funcionan esos contratos.

Pero, más allá de los usuarios y las audiencias, tener una colección propia de emoticones está de moda entre los famosos: ayuda a cubrir las necesidades del ego y, sobre todo, reporta beneficios. No podía pasar por alto esta tendencia Justin Bieber, quien ha sido el último en venderse en forma de emoticon hace apenas unas semanas con el previsible nombre de Justmoji. El rostro del canadiense invade las conversaciones de sus seguidores en la Red: saludando, sonriendo, furioso, con el corazón roto o tocándose el pelo. Eso sí, como la mayoría de estas colecciones, la de Justin sólo puede emplearse en aquellas aplicaciones que soportan el copiado y pegado de imágenes y archivos en formato GIF.

"Su popularidad se puede explicar de una forma tradicional: es la mera extensión de una marca. Pero también es el indicador de un fenómeno: el aumento de la cultura basada en los fans", explica Linda Ong, la fundadora de la consultora de marcas TruthCo, a la revista especializada en emprendedores Entrepreneur.

"Los seguidores no tienen nunca suficientes aplicaciones de emojis de celebridades porque son amplificadores de su superfanatismo", continúa Ong.

AppMoji tiene planeado continuar firmando acuerdos con más celebridades e incluso extender el negocio a marcas internacionales dentro de su estrategia de marketing, como ya han hecho con Ballantine's o la arrocera española La Fallera, que tiene su emoji en forma de paella. Será el paso del tiempo el que evalúe el éxito de estos negocios y, sobre todo, el comportamiento de su público más objetivo: los millennials, quienes sin embargo comienzan a estar cansados de la publicidad encubierta.

Nuevas figuritas

Hace tan sólo unas semanas, Unicode, la encargada de decidir qué emojis de WhatsApp se incorporan a nuestro smartphone y cuáles no, anunció que incluiría la paella española en la lista oficial. Aunque hay quien se plantea si es una paella o un arroz con cosas, fue un triunfo para todos los que llevaban meses reclamándolo en España. Desde el 21 de junio último, no sólo hay paella, sino también 72 emojis nuevos para los españoles. Y los hay para todos los gustos: un pulpo, panceta, un kebab, una papa, un kiwi, un rinoceronte, un huevo, un malabarista... En la Argentina, los emojis hace tiempo que no tienen una actualización. ¿Qué emoticones pediríamos los argentinos?

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.