Tendencias de diseño. El confort en casa

Las tendencias de diseño según la edición virtual del 7° Encuentro Internacional de Interiorismo y Diseño, organizado por DArA
Las tendencias de diseño según la edición virtual del 7° Encuentro Internacional de Interiorismo y Diseño, organizado por DArA
Malú Pandolfo
(0)
7 de noviembre de 2020  

En diseño manda lo práctico y funcional. Y si así era antes de la pandemia, con su llegada se potenció: se inclina a las formas suaves, naturales, envolventes y redondeadas. "Hay una vuelta a los muebles de los años 50, y a elementos como la piedra, que puede tomar esas formas, así como a los colores naturales", asegura Laura Ocampo, presidenta de DArA (Diseñadores de Interiores Argentinos Asociados). Otros materiales en auge son el hierro, en todas sus formas, el acero, el aluminio, la melamina para tapas de mesa y la madera verdadera, fuerte y a la vista. Ocampo reconoce un fuerte revival del diseño nórdico de las décadas del 50, 60 y 70, y cuenta que la Argentina es más permeable a las tendencias que los europeos, más aferrados a la originalidad y al objeto-arte. A los argentinos, tan afectos a lo que se usa, les recomienda no recurrir a sus mandatos en todo, sino saber respetarse a sí mismos y poder hacer elecciones dentro de otro tipo de líneas.

Otro aspecto fuerte del diseño de hoy es la sustentabilidad y el reciclado. "Acá estamos empezando, pero en el mundo está fuertemente presente en los diseños", asegura. Y augura que ése será el camino. ¿Cómo? Por medio del reciclaje de plásticos para lámparas o almohadones; optando por maderas cuyo origen sea sustentable, es decir, que se tenga conciencia de su procedencia. Laura Ocampo también advierte un vuelco hacia la artesanía para rediseñar, a través de ese elemento. De esta forma, lo artesanal se convierte en un instrumento de creación para cosas nuevas. Este aspecto se reconoce en la silla Eutopia de Francisco Gómez Paz. "Su silla es diseño práctico, sustentable, visualmente liviano y tiene un gran respeto: tiene artesanía", describe.

Poltrona Candy azul, de Agustín Menini y Carlo Nicola; sillón Bull (1969), Jorge Parsons, y lámpara de Magdalena Boggiano
Poltrona Candy azul, de Agustín Menini y Carlo Nicola; sillón Bull (1969), Jorge Parsons, y lámpara de Magdalena Boggiano

¿Los cambios que trajo la pandemia? La gente está más enfocada en gastos para la casa que en ropa, fijándose en todo lo que hace al confort. El acercamiento a la cocina llevó a la búsqueda de cacerolas, mejores cuchillos y electrodomésticos, asegura la experta. También observa una gran demanda de decoración en todo lo que tiene que ver con asuntos prácticos, y no en la casa entera. La mirada hacia adentro se volvió puntual y funcional, y el consumo se tornó práctico.

¿El diseño pospandemia? "No sé cómo vamos a reaccionar. Puede ser que se potencie lo que ya hay para hacerlo más cómodo. O puede ser vivir en contacto con la naturaleza. Quizás haya una toma de conciencia de que no somos invencibles y de que la naturaleza es mucho más fuerte", reflexiona. Lo que la presidenta de DArA no cree que suceda es que el diseño, tras la crisis y los cambios que traerá, derive en lo opuesto a lo que propone hoy. Debido al mundo, cada vez más agresivo, Ocampo ve una necesidad de suavizar las cosas, que va a perdurar.

Responsabilidad hacia la naturaleza y deseo de dejar la menor huella posible como ser humano es, justamente, lo que unió a todos los participantes del pasado DArA ID, cuyo formato virtual se desarrolló a través del Canal Dara de Youtube. Ricardo Paz, Martín Zanotti, Julio Oropel, Alejandro Sticotti, Eugenio Aguirre y Federico Churba son algunos de los 74 expositores del último encuentro virtual. El foco fue el diseño latinoamericano. Por otra parte, en esta edición estuvo presente el amor por Buenos Aires: hubo un paseo por la Galería Güemes, visitas a vidrieras y a casas.

Este año, con la suba de casos de coronavirus, el encuentro, que se realiza cada dos años, debió suspender su modalidad presencial y en la virtualidad encontró, en un juego de palabras, la virtud de llegar a un público mucho más amplio. Esta virtualidad ya estaba presente en Instagram (@dara_disenadores_de_interiores). Sin embargo, la cuarentena y las horas pasadas adentro de casa, multiplicó la cantidad de seguidores, que pasaron de 18.000 a los más de 30.000. Transmisiones en vivo, con formato de entrevista, dieron acceso a diseñadores nacionales que viven afuera. Hoy, de esta forma, se visibiliza el diseño de una manera más masiva que cuando se organizaban eventos presenciales, con gran esfuerzo. Promover el diseño como calidad de vida, en muebles y en todo lo que rodea a las personas es el objetivo de DArA y la pandemia, con sus cambios de hábitos, lo potenció.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.