Coronavirus en la Argentina: fuertes críticas de los curas de La Matanza por la falta de asistencia

Advierten que "hay poca presencia del Estado" y se demoran los testeos
Advierten que "hay poca presencia del Estado" y se demoran los testeos
Javier Fuego Simondet
(0)
5 de julio de 2020  • 22:36

El grupo de sacerdotes denominado Curas en Barriadas, de la Diócesis de San Justo, difundió un duro comunicado con un pronunciamiento crítico sobre el abordaje de la pandemia del coronavirus en villas y asentamientos de La Matanza. Con la firma del obispo Eduardo García, cercano al papa Francisco, acompañada por la de once sacerdotes que trabajan en barrios pobres del distrito, los religiosos hicieron pública una carta en la que exigieron una mayor coordinación entre el Estado y las organizaciones barriales, y marcaron fallas en los operativos de rastreo de casos y en los protocolos de aislamiento. Las quejas de los sacerdotes generaron una reunión con el municipio que conduce Fernando Espinoza (Frente de Todos).

Los curas de villas de La Matanza reprocharon la tardanza en "realizar los testeos" y que, "en algunos casos, han sido simplemente encuestas". Pidieron mayor volumen de rastreos. "Creemos que el operativo Detectar debería implementarse de modo estable en los barrios, buscando acompañar la situación epidemiológica diaria de nuestra gente. No alcanza con operativos que pasan una vez y se van", señalaron en la carta, que firmaron religiosos de villas y asentamientos como Puerta de Hierro, Villa Madero, Las Antenas, 22 de Enero o Almafuerte, solo por citar algunos.

Según plantearon, en los barrios en los que trabajan no funcionan los protocolos para atender posibles casos positivos. "Lo hemos comprobado de manera muy particular, porque han sido nuestras parroquias las que respondieron a los llamados de los vecinos y efectuaron innumerables traslados para realizar testeos y consultas médicas en hospitales del distrito", señalaron.

En el listado de reclamos figuró que "los teléfonos oficiales no dan respuestas; los traslados no se dan a tiempo; las personas que esperan resultados vuelven a sus hogares y no a lugares de aislamiento; los resultados llegan demorados" y "muchas personas con Covid-19 confirmado vuelven a sus casas, que no son lugares apropiados para el aislamiento".

Advirtieron también que "hay poca presencia del Estado ayudando a que se cumpla con el distanciamiento social, el uso del barbijo, las reuniones en espacios públicos" y sumaron: "No se conoce la cantidad de personas con Covid-19 positivo en nuestros barrios. Sin esa información, es imposible recalibrar todo el trabajo comunitario que hacen nuestras comunidades".

"No basta una intervención Estadocéntrica que cree poder solucionar todos los problemas directamente y sin otros actores locales, así como tampoco alcanza con comunidades que se organicen sin el acompañamiento del Estado. Es necesario buscar estrategias que fortalezcan la red entre el Estado y las organizaciones comunitarias", puntualizaron en ese documento, que difundieron el martes pasado.

El enojo que hicieron público los sacerdotes motivó un encuentro con autoridades municipales de La Matanza. "Hubo una reunión con el municipio y estamos buscando mejorar entre todos", sintetizó a LA NACION uno de los curas que firmaron el documento crítico y que trabaja en uno de los barrios más postergados del distrito.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.