G20: los detalles del tour gastronómico de los líderes en Buenos Aires

La primera ministra británica visitó una parrilla de Puerto Madero y disfrutó clásicos de la gastronomía argentina: bife de chorizo, malbec y panqueques de dulce de leche
La primera ministra británica visitó una parrilla de Puerto Madero y disfrutó clásicos de la gastronomía argentina: bife de chorizo, malbec y panqueques de dulce de leche Crédito: Happening
(0)
2 de diciembre de 2018  • 17:19

Más allá de las obligaciones impuestas por su participación en la cumbre del G20 llevada a cabo en Buenos Aires, varios mandatarios o visitantes extranjeros pudieron tomarse un tiempo para disfrutar, por fuera de la agenda de la cumbre, de la gastronomía argentina.

Algunos de los líderes, como la primera ministra británica, Theresa May, la canciller alemana, Angela Merkel, el príncipe heredero de Arabia Saudita, Mohammed ben Salman, y el vice primer ministro japonés, Taro Aso, eligieron la carne argentina de las tradicionales parrillas porteñas. Otros, como el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, y su esposa optaron por la comida contemporánea. Finalmente, la reina de los Países Bajos, Máxima Zorreguieta, no se privó de disfrutar del helado de una tradicional casa de la ciudad.

Theresa May: carne, malbec y panqueques en Happening

Antes de las 18 de ayer, Theresa May llegó con su comitiva a la parrilla Happening, de Puerto Madero. Previamente, el lugar había sido inspeccionado por perros que detectan explosivos de la Policía Federal Argentina.

May y la quincena de personas que la acompañaban se ubicaron en el sector de la cava del restaurante. La premier británica comió bife de chorizo y diferentes cortes de carne y una ensalada de rúcula, palmitos, tomates secos al malbec y palta. Tanto May como su comitiva disfrutaron vinos malbec de las bodegas Escorihuela y Catena Zapata.

Theresa May ingresa al restaurante Happening, de Puerto Madero
Theresa May ingresa al restaurante Happening, de Puerto Madero

"Solo Theresa May y las mujeres del grupo comieron postre, y eligieron un clásico de Happening: los panqueques con dulce de leche", señaló a LA NACION Fernando Brucco, propietario del restaurante ubicado en Alicia Moreau B. Justo al 300.

La primera ministra dejó la parrilla alrededor de las 19.30. "Ella fue encantadora, y estaba encantada con todo", expresó Brucco.

El viceprimer ministro japonés Taro Aso, también en Happening

La comitiva japonesa encabezada en este caso por el viceprimer ministro Taro Aso -el primer ministro Shinzo Abe estuvo apenas un rato- también disfrutó de los platos de la misma parrilla que Theresa May.

Llegaron alrededor de las 18.30 y también fueron por lo clásico: empanadas, tira de asado, medallones de lomo, vacío. A diferencia de la premier británica, la comitiva de Taro Aso se animó a comer chorizo y otras achuras y a la hora de la bebida se orientaron hacia vinos de bodegas pequeñas.

El viceprimer minitro japonés Taro Aso con el propietario de Happening, Fernando Brucco
El viceprimer minitro japonés Taro Aso con el propietario de Happening, Fernando Brucco

Brucco explicó que su restaurante trabaja con la embajada japonesa. "Siempre que vienen los japoneses es un festival para ellos", destacó. Este caso no fue una excepción: "La pasaron bárbaro", sentenció el dueño del restaurant.

Tanto Theresa May y sus acompañantes como la comitiva japonesa de Taro Aso fueron muy pródigos en el momento de la propina.

Merkel revolucionó una parrilla de Palermo

Con menos tiempo en Buenos Aires que el resto de sus colegas de la cumbre de la G20 por un desperfecto en el avión que la debía traer a Argentina, la canciller alemana, Angela Merkel, pudo sin embargo hacerse un tiempo anoche para una escapada gastronómica.

Merkel disfrutó del asado de Don Julio, en Palermo
Merkel disfrutó del asado de Don Julio, en Palermo

Merkel fue a cenar a la parrilla Don Julio, ubicado en las intersecciones de Gurruchaga y Guatemala, en el barrio porteño de Palermo. Allí probó una de las más emblemáticas comidas argentinas: el asado. A las 21.45, la canciller de Alemania abandonó el restaurante ante una multitud de curiosos que no querían perder la oportunidad de sacarle una foto.

Cientos de curiosos esperaban a la canciller alemana a la salida de Don Julio

00:11
Video

La cena trendy de Justin Trudeau en Palermo

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, y su esposa Grégoiree optaron por conocer un restaurante a puertas cerradas de Colegiales para un cena temprana y contemporánea. Ellos visitaron Anafe, un restaurante ubicado en una terraza con vistas al mercado de pulgas, y saborearon un menú por pasos.

El primer ministro canadiense y su esposa comieron en un restaurante de menúes contemporáneos en Colegiales
El primer ministro canadiense y su esposa comieron en un restaurante de menúes contemporáneos en Colegiales

A diferencia del resto de los mandatarios que fueron por lo tradicional, el matrimonio canadiense prefirió adentrarse en la nueva cocina porteña, donde los productos de mercado guían la propuesta del día. Mucho sabor, influencia de todo el mundo, variedad de vegetales y platitos que van al centro de la mesa y se comparten.

Empezaron con el paté de la casa y la ricota casera con Za'atar; siguieron por un carpaccio de zucchini; un tartar de bife con aires asiáticos; hongos shitake caramelizados con castañas de caju; y coliflor con maní; entre otros platitos. Cerraron con una granita de jalapeño, una pavlova con limón y frutillas, y una mousse de chocolate y tahini. Para tomar, eligieron vinos de pequeños productores.

Un chef a domicilio para el príncipe Saudí

Gastón Riveira, dueño de la reconocida parrilla La Cabrera, en Palermo, f ue contratado para cocinar algunos de sus cortes de carnes al prícnipe heredero de Arabia Saaudita Mohammed ben Salman. Riveira contó que debió enfrentar un rigurosos protocolo de seguridad en la embajada de ese país. Señaló que al príncipe no lo pudo saludar ni ver.

El príncipe Saudí probró el bife de chorizo y el ojo de bife de La Cabrera
El príncipe Saudí probró el bife de chorizo y el ojo de bife de La Cabrera Fuente: LA NACION

"Me sacaron el teléfono y me metieron en la cocina. Tenía dos o tres personas mirando qué hacía y cada plato que salía lo probaban y lo etiquetaban", indicó Riveira a radio Mitre.

Además, Riveira tuvo que degustar uno de los platos antes de que saliera de la cocina. "No, pruébelo usted", le advirtió uno de los custorios cuando él les ofreció que comieran.

El dueño de La Cabrera preparó al príncipe bife de chorizo y ojo de bife. Primero los hizo jugosos, pero se lo pidieron más cocido. De postre, enviaron a buscar panqueques de dulce de leche a su local gastronómico.

La tentación helada de la reina Máxima

Máxima Zorreguieta, la reina de Holanda, sorprendió antenoche a los vecinos del barrio de Recoleta cuando irrumpió en la heladería Freddo, en Junín y Guido. La reina recién salía de la gala del teatro Colón, que el gobierno argentino había ofrecido a los líderes de la Cumbre del G20.

La reina de Holanda visitó una heladería de Recoleta luego de asistir a la gala del Teatro Colón
La reina de Holanda visitó una heladería de Recoleta luego de asistir a la gala del Teatro Colón

Enfundada en un vestido de seda dorado que tenía estampa de flores, la reina compró un helado y se sentó en una de las mesas que el local dispone en la vereda, frente al cementerio de la Recoleta. Allí, los vecinos de la zona aprovecharon la sorpresa para sacar algunas fotos.

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.