José Alperovich defendió a su esposa: "Estuvo mal y pidió disculpas, pero también hay que entenderla"

Beatriz Rojkés había llamado "vago de miércoles" a un inundado; el gobernador tucumano dijo que "no se merece el trato que se le ha dado"
Fabián López
(0)
25 de marzo de 2015  • 12:42

SAN MIGUEL DE TUCUMAN.- El gobernador José Alperovich rompió el silencio hoy y salió en defensa de su esposa, la senadora nacional Beatriz Rojkés , quien durante el fin de semana largo fue protagonista de un escándalo por la difusión de un video en el que insultó a un afectado por las inundaciones.

"Creo que ella estuvo mal y pidió disculpas, pero también hay que entenderla. Es una persona que siempre se preocupa por los más humildes y los más necesitados. La angustia que tiene ella es tremenda", sostuvo.

"La veo cuando llega a la noche a casa y me dice: «José, tenemos que ayudar a la gente con las máquinas por el agua» y llora. Es una persona que se brinda a la gente humilde y todos los tucumanos saben como ella ha trabajado. Creo que no se merece el trato que se le ha dado", manifestó el mandatario tucumano en conferencia de prensa.

Ella estuvo mal y pidió disculpas, pero también hay que entenderla

El miércoles de la semana pasada, durante una visita a la localidad de El Molino, una de las más afectadas por el temporal en el sur tucumano, Rojkés insultó a Cristian Bulacio, uno de los inundados que le reclamaba ayuda.

"Yo tengo diez mansiones, no una, y estoy acá. Yo puedo estar en mi mansión ahora, pedazo de animal, vago de miércoles", le dijo la senadora nacional a Bulacio, luego de que este le dijera que no podían dormir tranquilos por la noche y le recordara que ella "tiene una mansión allá [en la capital provincial]", a diferencia suya y de los demás damnificados que lo perdieron todo.

Alperovich dijo que la senadora está preocupada por la situación de los inundados. "Yo la veo de noche, cuando llega y con lágrimas en los ojos me pide que ayudemos a la gente, que ha perdido su heladera, su cocina", resaltó.

"Se equivocó y pidió disculpas, pero los tucumanos saben del compromiso que ella tiene con la gente humilde y lo demostró durante todos estos años. No creo que una descalificación pueda romper el trabajo que ha hecho en estos 12 años", enfatizó.

No creo que una descalificación pueda romper el trabajo que ha hecho en estos 12 años

Además, dijo que Rojkés "tiene un fuerte compromiso, y no ese que sale en los medios, con una angustia que le sale del alma al pedirme a la noche que ayudemos a esta gente y no la dejemos sola, porque su vida está para ayudar a esta gente".

Alperovich evitó conjeturar acerca de si el incidente con Bulacio estuvo preparado, como aseguró Rojkés a la prensa. "Yo no voy a hablar de eso. Armado o no, a ella le salió eso, estuvo mal y pidió disculpas", resumió.

Las declaraciones del mandatario tucumano en defensa de su mujer surgieron luego de que se difundieran declaraciones de Rojkés sobre unas eventuales disculpas.

"No, no, yo no sé quién este señor, porque no era un lugareño. A este señor lo llevaron allí, para generar esto. Nosotros tenemos una oposición, que no sólo no da respuesta, sino que buscan generar estas actitudes", aseguró en diálogo con radio Rivadavia.

"Yo ya he pedido disculpas públicamente, pero no sé quién es este señor, como no es lugareño, no lo puedo reconocer. Pero ya va a aparecer, seguramente se me va a acercar a pedirme algo", agregó.

Bulacio, quien vive en El Molino y antes de discutir la semana pasada con la senadora había sido visitado por ella y la comitiva oficial en su casa, había dicho en una entrevista con LA NACION que no fue mandado por nadie. "A mí no me interesa para nada la política, y en la situación en la que estamos, después de haber perdido todo, sería incapaz de prestarme a un juego político de ningún tipo", fueron sus palabras.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.