Tensión e indefinición en el cierre de listas del kirchnerismo

Crédito: Twitter
Máximo resignó el tercer lugar en la lista de diputados; muchos firmaron sin saber su posición en las boletas
Gabriel Sued
(0)
23 de junio de 2019  

Con reuniones frenéticas y un gran hermetismo, el Frente de Todos definió anoche en el Instituto Patria las listas de la provincia de Buenos Aires. La sorpresa es que Máximo Kirchner , uno de los armadores del espacio, no ocupará el tercer lugar de la boleta para la Cámara de Diputados, sino que ese casillero quedó para el dirigente del Movimiento Evita Leonardo Grosso.

La segunda sorpresa es que la lista de candidatos a diputado nacional, que encabeza Sergio Massa, tendrá como principal figura femenina a la politóloga y dirigente de La Cámpora Luana Volnovich, actual diputada. El cuarto casillero quedó para Cristina Álvarez Rodríguez, mientras que Máximo Kirchner irá en el quinto lugar.

Esos primeros lugares se definieron en un clima de tensión entre los diferentes espacios en pugna. La ampliación del frente, que reúne al kirchnerismo, al PJ y al massismo, tuvo como consecuencia que se multiplicaran los pedidos para integrar las boletas.

Esas presiones se cruzaron con los reclamos de los intendentes, que pretenden garantizar el control de sus distritos y tener participación en las listas provinciales.

Las gestiones se centralizaron en el Instituto Patria, donde Máximo Kirchner, Eduardo "Wado" De Pedro y Alberto Fernández recibieron a los candidatos, bajo la supervisión de Cristina Kirchner.

Todos firmaron para aceptar las postulaciones, pero ni siquiera a ellos les precisaron en qué lugar de la boleta irían. Firmaron ante un escribano, en la planta baja del búnker kirchnerista.

Del 6º lugar en adelante en la boleta de diputados hay lugar para algunos pocos dirigentes del massismo, como Cecilia Moreau, Raúl Pérez y Marcela Passo o Carlos Selva.

Facundo Moyano quedó en el puesto 11º y será ser el único dirigente sindical entre los primeros 14 lugares, los considerados "entrables".

Wado De Pedro, representante de la Cámara de Diputados en el Consejo de la Magistratura, quedó 9°, seguido por Liliana Yambrun. El secretario general de La Cámpora, Andrés Larroque, al que se le vence su mandato en Diputados, va 7° en la lista.

También pasaron por el Instituto Patria a firmar la aceptación de la candidatura el actual diputado Rodolfo Tailhade, otro referente de La Cámpora, y el dirigente de los canillitas Omar Plaini.

Además, circularon los nombres de la exministra de Economía bonaerense Silvina Batakis; la exintendenta de Cañuelas Marisa Fassi, y los diputados Adrián Grana (Nuevo Encuentro) y Carlos Castagneto (Kolina).

Los intendentes hicieron fuerza para que no los relegaran. Se reunieron en las oficinas que tiene en el centro porteño el exintendente de Florencio Varela Julio Pereyra y después fueron en banda al Instituto Patria.

Mario Ishii, de José C. Paz, había hecho pública la disputa el miércoles a la noche, tras compartir un encuentro con otros intendentes de la primera sección electoral, entre ellos Walter Festa, de Moreno.

Ese distrito fue uno de los más conflictivos. Mariel Fernández, del Movimiento Evita, pujó para que la habilitaran a competir en unas PASO municipales contra Festa.

El intendente organizó anoche una movilización a la sede nacional del PJ, en la calle Matheu, para cuidar sus intereses.

Pretendía que si se abría la contienda interna no se limitara a dos candidatos. Había seis nóminas con voluntad de competir.

"Los intendentes no quieren tener competencia interna en sus municipios y, a cambio, en el Patria les piden que entreguen lugares en las listas municipales", explicó un dirigente al tanto de las negociaciones.

Otro municipio peleado era Ituzaingó. El intendente Alberto Descalzo quiere dejar a su hijo Pablo como único candidato para sucederlo y encabezar la boleta de la primera sección para la Legislatura bonaerense. Si ese lugar no quedara para Descalzo, podría recaer en Mario Cafiero.

También seguía sin resolución la disputa en Tigre. Hubo una gestión de último momento para que hubiera un acuerdo entre el intendente Julio Zamora y el massismo, que pretende ubicar como candidata única a la concejala Malena Galmarini, esposa de Massa.

El peligro de que Zamora vaya con boleta corta, advertían los armadores, es que el municipio quede en poder del oficialismo nacional, que lleva como candidato al actor Segundo Cernadas.

Una posibilidad es que le den un lugar en la boleta para renovar su banca. Otra, que se postule en la octava sección electoral y que vaya a la Legislatura bonaerense.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.