Cayó un narco por el que había una recompensa de $1.500.000

El detenido Saucedo, con capucha, rodeado por los agentes paraguayos que lo atraparon
El detenido Saucedo, con capucha, rodeado por los agentes paraguayos que lo atraparon
Gabriel Di Nicola
Germán de los Santos
(0)
4 de septiembre de 2019  • 16:56

Poco antes de que en los tribunales federales de Comodoro Py comenzara la segunda audiencia del juicio oral y público donde se juzga al exintendente de Itatí, Natividad "Roger" Terán; al viceintendente de esa ciudad correntina Fabio Aquino y a otros 34 sospechosos de tener vinculaciones con el tráfico de marihuana, en Paraguay fue detenido Luis Saucedo, el Gordo, uno de los presuntos líderes del contrabando de Cannabis sativa hacia la Argentina.

Según confirmaron fuentes oficiales, el Gordo Saucedo fue detenido en la ciudad de Pilar, en la vía pública, por agentes de la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad) de Paraguay. En las próximas horas será trasladado a Buenos Aires.

Junto con Saucedo fue detenido Antonio Navarro, de 43 años, sobre quien también pesaba un pedido de captura.

La fiscal antidrogas de Paraguay, Ana Luz Franco, confirmó a LA NACIÓN que Saucedo fue detenido por agentes de la Senad "en una casa que estaba recién construida" y que "usaba para permanecer prófugo". Agregó la funcionaria: "No sabemos aún cuánto tiempo hacía que Saucedo y Navarro estaban en suelo paraguayo".

Mientras ambos eran trasladados en un avión de la fuerza desde la ciudad de Pilar hacia Asunción, se confirmó que Saucedo y Navarro no serían sometidos a un proceso de extradición sino que, directamente, "serían expulsados" de Paraguay.

Finalmente, en una caravana que contó con un fuerte dispositivo de seguridad los dos narcos fueron llevados al paso fronterizo de Puerto Falcón, que comunica con la ruta 11 del lado argentina, a la altura de Clorinda, Formosa. Estaba previsto que Saucedo y Navarro fueran trasladados desde allí a Buenos Aires.

Según informó el Ministerio de Seguridad de la Nación, del operativo de captura también participó personal de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) y de la Gendarmería Nacional.

El Ministerio de Seguridad de la Nación había llegado a ofrecer por Saucedo una recompensa de hasta 1.500.000 pesos (en un primer momento se ofrecieron $500.000) para quien aportara datos que pudieran servir para dar con el único prófugo de la Operación Sapucay, una investigación que reveló el nexo entre funcionarios políticos, judiciales y policiales y narcotraficantes en Itatí.

Saucedo fue captura en Paraguay
Saucedo fue captura en Paraguay

Saucedo tenía orden de captura nacional e internacional firmada por el exjuez federal Sergio Torres, hoy integrante de la Suprema Corte de Justicia bonaerense. Mientras estuvo en su despacho de los tribunales federales de Retiro, Torres tuvo a su cargo el Operativo Sapucay.

Según la investigación que hicieron los fiscales federales de Corrientes Flavio Ferrini y Carlos Schaeffer, y la Procuraduría contra el Narcotráfico (Procunar), encabezada por Diego Iglesias, Saucedo era uno de los líderes del negocio ilegal de la marihuana en Corrientes.

En la investigación, los representantes del Ministerio Público habían solicitado el decomiso de una flota de vehículos que le adjudicaban a la banda de Saucedo. Los fiscales solicitaron el embargo de un VW New Beetle, un Vento, un Surán y un Fox, una Toyota 4x4 y cinco Hilux, un Honda Fit, tres camionetas Ford Ranger y una EcoSport, un BMW 116I, una Volkswagen Amarok, una camioneta Mercedes Benz Sprinter, un Mercedes Benz Compressor C 230, un Renault 21, un Chevrolet Silverado y un camión Iveco Daily.

Según la investigación judicial, Carlos Alberto "Cachito" Bareiro, Saucedo y Federico Marín, alias "Morenita", distribuían marihuana en gran escala en al menos siete provincias argentinas.

Se cree que las tres "empresas criminales" con base en Itatí enviaban estupefacientes a Tucumán, Córdoba, Mendoza, Santa Fe, Chaco, Buenos Aires y la ciudad de Buenos Aires importantes cargamentos de marihuana que ingresaban en la Argentina por el río Paraná.

Había recompensa para quien aportara datos para detener a Saucedo
Había recompensa para quien aportara datos para detener a Saucedo

La cercanía con Paraguay -de costa a costa hay entre 2500 y 3000 metros nutridos de islas- puso a Itatí como una zona caliente del contrabando. Pero la actividad delictiva mutó hace menos de una década. El salto fue veloz: del tráfico ilegal de cigarrillos se pasó al narcotráfico.

Frente a Itatí, en Itá Corá, departamento paraguayo de Ñeembucú, se ubica una de las regiones más permeables al tráfico de estupefacientes provenientes del centro y norte de Paraguay, donde se cultivan por año unas 55.000 hectáreas de Cannabis sativa. Unas 10.000 toneladas de esa droga llegan al mercado argentino, con una parte que es desviada hacia Chile.

En la investigación se determinó que Morenita Marín, Cachito Bareiro y el Gordo Saucedo eran los presuntos "coordinadores" de la organización narcocriminal. "Ellos habrían tenido un desempeño preponderante frente a los demás miembros, coordinando en mayor medida las operaciones de tráfico ilícito y obteniendo el mayor rédito comercial por estas actividades delictivas", afirmó el juez Torres en la elevación a juicio de la causa, que derivó en nuevas detenciones, como la del ex juez federal de Corrientes Carlos Soto Dávila, y en el proceso que comenzó la semana pasada.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.