Coronavirus: excarcelaron bajo juramento al personal trainer que agredió a un custodio

El brutal ataque quedó grabado por cámaras de seguridad

00:56
Video
Gabriel Di Nicola
(0)
25 de marzo de 2020  • 13:21

A pesar de que el Ministerio Público Fiscal había considerado que existía peligro de fuga y entorpeciendo de la investigación, Miguel Ángel Paz, el preparador físico que amenazó y golpeó a un custodio de un edificio de Vicente López porque le había recordado que debía hacer el aislamiento sanitario para evitar la propagación del coronavirus Covid-19, fue excarcelado bajo caución juratoria.

Así lo informaron a LA NACION fuentes judiciales. La decisión fue tomada por el juez Garantías de San Isidro Esteban Rossignoli , que rechazó el pedido del fiscal de Vicente López Martín Gómez, que previamente había solicitado la prisión preventiva para Paz.

A diferencia de lo que había sostenido el representante del Ministerio Público, el juez Rossignoli entendió que Paz no entorpecerá la investigación.

Y en cuanto al peligro de fuga, el magistrado explicó que, como sostuvo la defensa, los delitos que se le atribuyen tienen una pena máxima de dos años de cumplimiento condicional. Entonces entendió que no hay riesgo en ese sentido.

Medios electrónicos

Como consecuencia del aislamiento social, preventivo y obligatorio decretado por el gobierno nacional en medio de la pandemia del coronavirus , el fiscal Gómez firmó "digitalmente" el pedido de prisión preventiva y envió el documento al Juzgado de Garantías por correo electrónico.

El hecho ocurrió el 14 de este mes en la oficina de guardia de un edificio situado en Rosales al 2700, en Olivos, Vicente Lopez. Antes de bajar a la guardia desde el departamento que alquila en el séptimo piso y de golpear al vigilador, según el expediente judicial, Paz , de 40 años, amenazó al vigilador Gustavo Granucci por teléfono. La violenta reacción del preparador físico y los golpes sufridos por la víctima quedaron registrados por las cámaras de seguridad del edificio y fueron difundidas por un vecino.

Cuando ocurrieron los hechos todavía no se había decretado el aislamiento obligatorio para todos los ciudadanos, salvo para las personas que había llegado desde países considerados por el gobierno nacional como de "riesgo". Paz, su mujer y sus hijas habían regresado de Miami, Estados Unidos.

Deber ciudadano

En su dictamen, según explicaron fuentes judiciales, Gómez resaltó que la víctima es una persona de "condición humilde" que tuvo un "claro deber ciudadano" y que trató de concientizar a Paz sobre los riesgos que generaba por violar el aislamiento que debía cumplir por haber estado en un país considerado de riesgo. El fiscal entendió que Paz no solo le provocó un daño físico a Granucci, sino que también le pudo ocasionar un perjuicio económico porque lo obligó a hacer una cuarentena en su domicilio, sin poder ir a trabajar.

En su declaración indagatoria, Paz calificó su reacción como desmedida y se arrepintió. "Yo no soy violento", sostuvo el imputado.

Para el fiscal Gómez, en su declaración y ante la "elocuente prueba de la filmación", Paz pretendió justificar su reacción al describir haberse sentido agredido por la víctima.

Al fundamentar los preceptos del peligro de fuga y de entorpecimiento de la investigación, Gómez explicó que si Paz no cumplió con el aislamiento social en "pos de la preservación de la salud publica y evitar el riesgo de propagación del coronavirus Covid-19 " hace presumir que no cumplirá por "si mismo" una medida restrictiva.

Gómez resaltó que, como relató la víctima, después de la agresión Paz intentó abandonar el edificio, pero como se había llamado al número de emergencias 911 no lo pudo hacer ante la llegada de un móvil policial. Para el representante del Ministerio Público, el imputado no es respetuoso de la ley y de los mandatos sociales. "No tiene signos de empatía por el prójimo", afirmó el fiscal en su dictamen según fuentes judiciales y remarcó que a su criterio el imputado se mueve solo por su interés particular.

Además de la causa por lesiones y amenazas en Vicente López, Paz está imputado en un expediente que lleva adelante el juez federal de San Isidro Lino Mirabelli donde está acusado de violar el artículo 205 del Código Penal, que establece una pena de prisión de seis meses a dos años "para quien violare las medidas adoptadas por las autoridades competentes para impedir la introducción o propagación de una epidemia".

Mirabelli también le imputó la violación del artículo 239 del Código Penal, que establece que será reprimido con prisión de 15 días a un año quien "resistiere o desobedeciere a un funcionario público en el ejercicio legítimo de sus funciones o a la persona que le prestare asistencia a requerimiento de aquel o en virtud de una obligación legal".

Después de que las imágenes fueran difundidas a través de las redes sociales, incluso el presidente Alberto Fernández se refirió al ataque. "Estoy buscando dónde vive ese señor para encerrarlo personalmente yo , para que todo el mundo entienda que no se puede ser tan estúpido y poner en riesgo a la gente" , había señalado el jefe del Estado.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.