La insólita estrategia de un café alemán para que la gente respete el distanciamiento

Alemania comenzó a flexibilizar la cuarentena y los bares buscan estrategias para que la gente respete el distanciamiento.
Alemania comenzó a flexibilizar la cuarentena y los bares buscan estrategias para que la gente respete el distanciamiento. Fuente: LA NACION
(0)
15 de mayo de 2020  • 09:49

Las medidas de distanciamiento rigen en todo el mundo a raíz de la pandemia por el coronavirus pero son difíciles de aplicar ya que la gente suele acercarse y no tomar la distancia necesaria. Por eso mismo, este café alemán generó una estrategia bastante particular, pero efectiva para que se cumpla sí o sí.

A medida que el país comienza a aliviar el bloqueo y a bajar las restricciones sociales, la población alemana fue salir a tomar café, y sentarse a leer en bares y restaurantes, pero siempre respetando las medidas de higiene y distancia.

Por eso, el Cafe & Konditorei Rothe, en Schwerin , obliga a quienes quieran visitarlo a usar sombreros de paja con dos flota-flota de piscina pegados en la parte superior. La imagen recorrió todos los medios alemanes y se volvió viral.

Los coloridos sombreros obligan a mantener la distancia mientras se disfruta de una bebida. Aún así algunas personas expresaron su preocupación por el uso constante de los mismos sobreros y con la esperanza de que los limpiaran antes de cada nuevo uso.

Otros cafés usan marcas en el piso para dejar bien en claro la distancia de un metro y medio que deben mantener quienes consuman y se sienten a disfrutar al aire libre, o adentro del local de un desayuno, almuerzo o merienda.

El país que ya tiene más de 7800 muertos por coronavirus, comenzó a distender la cuarentena y ya se puede ir a bares y cafés.
El país que ya tiene más de 7800 muertos por coronavirus, comenzó a distender la cuarentena y ya se puede ir a bares y cafés. Fuente: LA NACION

La apertura de los comercios, como sucede en nuestro país, tiene horarios específicos y sucede en Alemania desde el 11 de mayo como parte de la cuidadosa reducción de las restricciones.

Pese a que la tasa de infección aumentó, tiene 174.098 casos confirmados de coronavirus y 7.861 muertes registradas, la canciller Angela Merkel anunció la semana pasada que todas las tiendas pueden volver a abrir, los alumnos comenzarán a regresar a la escuela y se permitirán visitas en los hogares, pero nunca con más dos personas juntas al mismo tiempo.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.