La nieve se reafirmó como el destino preferido para estas vacaciones de invierno

Mendoza y Bariloche tuvieron, en promedio, un 80% de ocupación; mejoró la costa
(0)
1 de agosto de 2016  

En estas vacaciones de invierno, la nieve atrajo más turistas que el mar y se consolidó como el destino preferido del receso escolar. Bariloche y Mendoza recibieron una cantidad récord de visitantes, que ocuparon el 80% de las plazas. En tanto, más de 260.000 visitaron Mar del Plata, lo que signifia un 5% que el año pasado. Esta vez los turistas cuidaron los gastos.

"En un contexto económico complicado, y entendiendo que el turismo es un consumo de lujo, estimábamos que íbamos a tener menos visitantes. Redoblamos los esfuerzos publicitarios. La nieve y el trabajo de promoción permitieron que Mendoza estuviera entre los destinos más elegidos del país", analizó Gabriela Testa, titular del Ente Mendoza Turismo (Emetur).

La provincia cuyana cerró unas vacaciones fuera de todos los pronósticos: 80% de ocupación en general con casi el 100% en la alta montaña. Esto facilitó la llegada de más de 320.000 personas, la mayoría de Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe y Chile. Eso, según el Emetur, es un 7% más con relación con el invierno pasado.

Las preferencias de los turistas se dividieron entre los centros de esquí, las visitas a las bodegas, los paseos por el casco histórico y las compras, el turismo aventura (rafting, trekking o rapel) y las escapadas a las termas, con una estadía promedio de cinco días y un gasto de unos $ 900 diarios por persona. Esto se traduce en unos $ 1400 millones para la provincia.

"Si bien el turista gasta proporcionalmente más en los servicios básicos, como alojamiento o gastronomía, hay una gran parte de esos recursos que ingresa a todos los comercios locales, porque el turista se comporta como un residente temporal, consume en todos los rubros", explicó Testa. La temporada comenzó con el 78% de ocupación el fin de semana del Bicentenario de la Independencia y superó el 90% el fin de semana siguiente. El 45% de los turistas optó por las casas de familia y el 86% fue turismo nacional, explicaron desde el Emetur.

En Bariloche

Más al Sur, en Bariloche, las nevadas fueron una constante. El cerro Catedral, ícono invernal, recibió unos 8000 esquiadores y peatones por día durante el receso escolar.

El nivel de visitantes en el cerro Catedral del mes se equiparó al del año pasado con 150.000 personas, que disfrutaron con esquíes, tablas de snowboard, caminatas con raquetas, donas, trineos o contemplaron el paisaje. Desde la concesionaria del centro invernal, Catedral Alta Patagonia, señalaron que hubo días con 11.000 visitantes.

"Estamos dentro de los valores históricos de turistas en invierno", dijo Daniel García, presidente de la Cámara de Turismo. La entidad estima que la ocupación fue de entre el 80 y el 85%, con un 100% en los hoteles más caros. "Son buenos niveles de ocupación, en especial en las semanas de vacaciones. Nevó al inicio de la temporada y eso ayudó mucho. Hace que la gente se decida a venir y cada vez lo programan con menos anticipación", indicó García.

Aun así, comerciantes y prestadores de servicios percibieron una caídas de las ventas. "La gente consulta mucho, mira y piensa antes de comprar", contó una vendedora de la calle Mitre, la principal vía comercial de la ciudad. Una obra de remodelación en curso, con tres cuadras valladas, sumó problemas de tránsito y reclamos de comerciantes.

El nuevo desafío es atraer más turismo en lo que resta del año. Por eso, ayer se lanzaron los precios de temporada media, con rebajas en los pases de esquí, las excursiones y la hotelería. El objetivo es tentar a quienes pueden vacacionar sin tener en cuenta el ciclo lectivo. Este mes y el que viene es más común el turismo grupal, de amigos, parejas sin hijos y esquiadores, que buscan mejores condiciones de nieve en las pistas.

La costa bonaerense también estuvo entre los destinos de invierno. En Mar del Plata, la conformidad de los operadores turísticos se acomoda en un contexto económico difícil. "Todo suma", coinciden en rubros como la hotelería y la gastronomía, que, de a ratos, en estas vacaciones de invierno lograron movimiento económico al menos parecido al de algún fin de semana largo.

En Mar del Plata

El Ente Municipal de Turismo ya adelantó que en la primera semana pasaron por la ciudad más de 260.000 visitantes, un 5% más que el año anterior. El mejor momento fue el fin de semana pasado, con picos de ocupación hotelera de casi el 70%, lo que se percibió tanto en las calles como en los sitios de recreación.

"Los resultados son aceptables y en sintonía con las expectativas que había", afirmó Eduardo Palena, presidente de la Asociación Empresaria Hotelera Gastronómica. "Tener una demanda similar o parecida a la de hace un año, ahora con un escenario económico algo más complejo, ya es un dato optimista", acotó.

En diálogo con LA NACION, los comerciantes coincidieron en que la cantidad de turistas se pareció bastante a la del año pasado, pero cuidaron más el bolsillo. "No gastaron tanto", dijo el encargado de un restaurante de la zona Güemes.

Ganaron los museos y los espacios con recreación para los más chicos, sobre todo aquellos con entradas gratuitas o a precios accesibles.

Informe de Pablo Mannino, Soledad Maradona y Darío Palavecino

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.