Salta: murió un hombre de 37 años mientras entrenaba en un gimnasio

La víctima fue identificada como Patricio Bixquert
La víctima fue identificada como Patricio Bixquert Crédito: facebook
(0)
23 de abril de 2019  • 09:22

El hecho ocurrió el viernes pasado en el gimnasio del hotel Alejandro I, ubicado en pleno centro de la ciudad de Salta. Allí un hombre de 37 años murió mientras ejercitaba en el gimnasio del lugar y su caso volvió a encender la alarma ante el aumento de víctimas que mueren en circunstancias similares.

El hombre, que fue identificado como Patricio Bixquert, estaba casado y era padre de dos hijos. Falleció a causa de un infarto y las autoridades investigan ahora cómo reaccionaron desde el gimnasio para ayudarlo. También, si había presentado apto físico antes de comenzar a entrenar.

De acuerdo con lo publicado por el diario El Tribuno, quienes están al frente del caso intentan conocer si se utilizó el cardiodesfibrilador externo automático (DEA), aparato que si se acciona a tiempo puede salvar la vida de una persona en situaciones como estas. Según lo publicado por La Gaceta de Salta, los testigos del hecho informan que no se usó.

"Al 75% de las personas que se le aplica el desfibrilador de manera inmediata resucita", explicó el médico Bernardo Biella, quien además aseguró que es fundamental ante un evento cardíaco el conocimiento de la técnica de reanimación cardiopulmonar (RCP).

Desde el gimnasio dijeron: "Por respeto a la familia de la víctima preferimos no hablar". Su esposa, por su parte, decidió recordarlo con un cariñoso mensaje en redes sociales. "Mi compañero, amigo, compañero de vida, de aventuras, de risas, de llantos, de cosas maravillosas, quizás una que otra no tanto, pero supimos acompañaros y salir adelante juntos, planeamos la familia que soñábanos y la formamos con mucho esfuerzo amor y dedicación", escribió Julieta Moreno.

"Hoy la vida te llevó físicamente lejos de nosotros para pasar a ser nuestro ángel de la guarda. Te vamos a extrañar eternamente y jamás vamos a llenar tu vacío. Con Elias se eligieron el uno al otro y sé que desde donde estés vas a estar de su mano acompañándolo y guiando como lo hiciste siempre", dijo la mujer y agregó: "Después vino nuestra Guillermina, tu debilidad, tu Guillita, tu compañerita, aprenderé a calentarle las patitas en la cama como solo lo hacías vos, a hacerla dormir porque si salías a tomar un cafecito con Santi ella te esperaba despierta para dormirse juntos".

"Fuiste el marido ideal. Mi compañero de ruta, de aventuras, me enseñaste tantas pero tantas cosas que no me va a alcanzar la vida para agradecer el tiempo vivido juntos. Era ir de la mano hasta viejitos pero la vida nos dio un gran giro y nuestros cuerpos se despidieron. Te amé te amo y te voy a amar eternamente mi amor. Orgullosa de ser tu mujer, la mamá de tu hija y de tu hijo del corazón. Orgullosa de los valores que tenías. De lo buen amigo que supiste ser", finalizó Moreno.

El caso de Bixquert recuerdo lo ocurrido en Vicente López en noviembre del año pasado, cuando un hombre de 40 años murió de un ataque cardíaco mientras realizaba ejercicio en un gimnasio de crossfit.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.