El gesto de fair play de Bielsa: Leeds empató 1-1 porque se dejó hacer un gol

Crédito: Captura TV
Matías Baldo
(0)
28 de abril de 2019  • 09:57

El Leeds de Bielsa protagonizó una de las jugadas más inéditas de la temporada y se quedó sin chances de consumar su milagro en busca del ascenso directo: necesitaba vencer al Aston Villa, derrotar como visitante al Ipswich el próximo fin de semana, esperar una derrota del Sheffield United frente a Stoke City y revertir una desventaja de 13 goles.

Fue una acción que mostró el ya clásico lado B de Marcelo Bielsa : Mateusz Klich marcó el 1-0 en una jugada con polémica y el entrenador le pidió a sus dirigidos que se dejen marcar el empate. Albert Adomah lo hizo casi sin resistencia (solo el capitán de Leeds atinó marcarlo) y selló un empate insólito.

Los goles del 1-1: el tanto de Leeds y el empate con "el gol de la temporada"

El gol de Klich

El gol de Klich - Fuente: Bein Sports

00:27
Video

El empate de Aston Villa

El empate de Aston Villa - Fuente: Bein Sports

00:22
Video

Se jugaba el minuto 71 del encuentro en Elland Road y el Aston Villa, que hasta este domingo había ganado sus últimos diez partidos, sostenía un empate sin goles como visitante. El Leeds, en busca de la victoria, reanudó el juego en los pies del arquero español Kiko Casilla y, en la segunda jugada tras el saque de arco del ex Real Madrid, el delantero Jonathan Kodjia quedó tendido en el piso.

Ante la posible lesión del nueve Villano, sus compañeros le reclamaron a los jugadores del Leeds que frenaran la jugada para que pudiera ser atendido. Sin embargo, los dirigidos por Bielsa hicieron oídos sordos y atacaron pese a la pasividad del Aston Villa: Tyler Roberts recibió sobre la banda izquierda, metió un pase en profundidad para Mateusz Klich y el polaco recortó hacia adentro para quedar de frente al arco y definir con un derechazo que se metió en el ángulo inferior izquierdo de Jed Steer.

Tras el gol, la reacción del Aston Villa: Conor Hourihane, mediocampista visitante, tomó al goleador de la remera mientras los jugadores de ambos equipos se cruzaban dentro de la cancha y el técnico Dean Smith, escoltado por todo el banco de suplentes, le reclamaba aireadamente a Bielsa fuera de la cancha. Como consecuencia de los incidentes, Anwar El Ghazi, extremo del Aston Villa, se fue expulsado.

Cinco minutos después, lo impensado: tras cruzarse con el banco del Aston Villa y especialmente con el ex Chelsea John Terry, Bielsa ordenó desde el banco que el Leeds se dejara empatar, Aston Villa movió del medio y Albert Adomah corrió toda la cancha sin que ninguno de los jugadores del Leeds salvo el central Pontus Jansson, quien desobedeció las órdenes del argentino, ofreciera resistencia. Jansson, enojado, incluso terminó peleándose con sus propios compañeros.

Después de cinco minutos de locura, el marcador no volvió a moverse en el último cuarto de hora y Leeds ya no tiene chances de consumar su hazaña: sin chances de ascenso directo, deberá jugar los playoffs en busca de un lugar en la próxima Premier League. Su primer cruce podría ser ante el Derby de Frank Lampard, coprotagonista de aquella historia de espías que escandalizó a Inglaterra.

Las reacciones por el gesto de Bielsa en las redes sociales

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.